Motor

La segunda generación del GLA de Mercedes-Benz llegará a España en abril desde 40.800 euros

  • Equipamiento específico para el mercado español
  • Cuatro mecánicas de gasolina y tres diésel conforman la gama de motores del nuevo GLA
Mercedes-Benz GLA

Que la industria automovilística no tiene tiempo para parar es un hecho. Ni siquiera el coronavirus ha podido detener la vorágine de presentaciones por parte de las distintas marcas. Mercedes-Benz esperaba desvelar en la cita ginebrina hasta ocho presentaciones de modelos entre los que se encontraba la segunda generación del GLA. | El Salón del Automóvil de Ginebra se suspende por el coronavirus tras las medidas del Gobierno suizo

El GLA forma parte de la gama de acceso a la gama SUV de la marca alemana y tras siete años ha sufrido una renovación que llegará a los concesionarios españoles en abril.

Para esta actualización, la marca de la estrella pondrá a disposición de los clientes cuatro mecánicas propulsadas por gasolina y otras tres impulsadas por motores diésel. Si se compara con la generación anterior, estos propulsores se distinguen por un aumento de las prestaciones específicas, mayor eficiencia y menores emisiones, según el fabricante.

Entre los sistemas de ayuda a la conducción que puede montar el nuevo GLA destacan la función de girar, la de corredor de emergencia, la de advertencia al salir del vehículo y un aviso preventivo si se reconocen personas en el entorno de un paso de peatones.

Otros sistemas que puede equipar el nuevo GLA son el control de ángulo muerto, el asistente para señales de tráfico, el control de confort Energizing, así como una nueva función para túneles de lavado, que incorpora del modelo GLS.

Dotación específica para España

Por si fuera poca la actualización del GLA, Mercedes incorpora de serie para el mercado español una dotación específica, entre la que se encuentra: la cámara de visión trasera, radio digital, el sistema multimedia MBUX con dos pantallas de 7 pulgadas, portón trasero Easy-Pack, barras longitudinales en el techo en aluminio, llantas de aleación de 18 pulgadas y un panel táctil para el control del sistema multimedia, entre otros.

El aspecto exterior del nuevo GLA se caracteriza por medir diez centímetros más que el modelo al que sustituye, una anchura 30 centímetros superior y una longitud 14 centímetros inferior.

Mercedes-Benz GLA (vista tres cuartos trasera)

Los hombros de la carrocería son el elemento más llamativo de la vista lateral y la vista trasera. Las puertas se prolongan hacia abajo, más allá de los umbrales, lo que le permite aumentar el confort al subir y bajar del vehículo y evitar que se ensucien los umbrales de las puertas.

Por su parte, en el interior destaca una visión más moderna en el que el tablero de instrumentos consta de un volumen básico con entrantes ópticos en la zona del conductor y del acompañante. En el lado del conductor destaca la unidad de pantallas exenta, disponible en tres ejecuciones diferentes: dos visualizadores de 7 pulgadas (17,78 cm), un visualizador de 7 y otro de 10,25 pulgadas (26 cm) y la versión 'widescreen' con dos visualizadores de 10,25 pulgadas.

El precio de partida para la actualización del GLA en el mercado español se sitúa en los 40.800 euros. Este modelo será el de acceso a la gama y se corresponde con una motorización gasolina que cuenta con 120 CV de potencia y con una función de desconexión selectiva de cilindros para mejorar la eficiencia en el régimen de carga parcial.

El GLA, del cual ya se pueden hacer reservas en el mercado español, puede equiparse opcionalmente con el sistema de tracción integral permanente 4MATIC, que trabaja con una distribución completamente variable del par.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin