Motor ecológico

Renault estudia ampliar a otras ciudades españolas o europeas el servicio de 'car sharing' Zity

  • La compañía ha fabricado en Valladolid la última unidad del eléctrico Twizy

El director general de Renault Iberia, Iván Segal, ha asegurado que su compañía está estudiando la posibilidad de ampliar a otras ciudades de España y de otros países su servicio de 'car sharing' Zity, que se lanzó hace un año en Madrid en colaboración con Ferrovial.

En un encuentro con la prensa, el directivo calificó como un "éxito" la iniciativa llevada a cabo en Madrid junto con Ferrovial, ya que ha pasado de contar con un parque inicial de 500 unidades a 650 vehículos en la actualidad.

Así, destacó que en Renault están convencidos de que este servicio en Madrid tiene potencial para ser rentable, por lo que están estudiando otras localizaciones nacionales e internacionales que cumplan con las características para ampliar este servicio, que acaba de lanzarse en París.

"Vemos un negocio rentable en Madrid, tenemos visibilidad y como visión más global en el mundo, estamos analizando qué podemos hacer en otros sitios que tengan escalabilidad. Estamos estudiando este tema, hemos aprendido mucho en doce meses y la selección de Ferrovial ha sido muy positiva", aseguró.

En cuanto a la selección de futuras localizaciones, apuntó que dependerá de las posibilidades de negocio y de si hay oportunidades como el que exista aparcamiento gratuito para los vehículos eléctricos o un incentivo a la adquisición de este tipo de modelos, aunque resaltó que todavía no se ha tomado una decisión al respecto.

Reducir la antigüedad del parque

El directivo de la firma del rombo solicitó la puesta en marcha de un plan estructural a largo plazo que incentive la renovación del parque automovilístico español que, con doce años de media, es uno de los más antiguos de Europa.

Así, Segal afirmó que la fórmula de los antiguos planes de incentivo a la compra PIVE es "cosa del pasado", por lo que abogó por otras medidas como la revisión de la fiscalidad del sector, a través de las figuras del impuesto de matriculación y circulación.

"El objetivo es llegar a las cifras de edad media del parque automovilístico que tienen otros países del entorno europeo, por temas de contaminación y de seguridad vial. Después de los planes PIVE seguimos con una edad media de doce años y no hemos solucionado el problema", subrayó Segal.

Además, instó al Gobierno que se fije en lo que están haciendo otros países para impulsar la renovación del parque y la venta de vehículos impulsados con energías alternativas y señaló que iniciativas como los planes Movea, Movalt o VEA son "mejor que nada", pero lo que hacen es distorsionar el mercado.

"Estos planes lo que provocan es la falta de estabilidad en el negocio, es mejor que nada, pero con 16 millones no vamos a renovar el parque y lo que hay que hacer es contemplar un plan de varios años y sostenible en el tiempo. No es tema de presupuesto, es más la sostenibilidad en el tiempo", aseguró.

Previsión para 2019

Por otro lado, el director general de Renault Iberia indicó que la previsión inicial de la compañía contemplaba que el mercado español cierre 2019 con un crecimiento del 3%, aunque no descarta que finalice "plano" respecto a 2018, mientras que también estima que el mercado de vehículos de ocasión crecerá respecto al ejercicio anterior.

En cuanto a la rentabilidad de su red comercial en España, Segal señaló que la previsión de la compañía es que los concesionarios de la compañía en España cierren el año actual con un 1,5% sobre la cifra de negocio, en línea con el 1,55% con el que finalizó 2018 (caída de una décima) y que estuvo vinculado a una subida de la facturación.

Segal apuntó que la rentabilidad en la venta de vehículos de ocasión se incrementará en mayor medida que la de nuevos y señaló que este año la red tendrá que aguantar en el primer semestre, en el que no habrá nuevos lanzamientos, que llegarán en la segunda parte del ejercicio.

El directivo explicó que el año pasado no se contempló cerrar el ejercicio como líder del mercado español, ya que su negocio se vio afectado por la falta de disponibilidad del 15% de su gama de producto a causa de los retrasos en la homologación con el nuevo ciclo WLTP.

En cuanto a las marcas, Segal prevé que Dacia continúe creciendo en volúmenes de ventas tanto en 2019 como a largo plazo, mientras que Renault tendrá que "resistir" en la primera mitad del año, con la llegada del 15% de motores que no estaban disponibles por el WLTP, hasta que en el segundo semestre lleguen los nuevos lanzamientos.

El último Twizy

Por otra parte, desde la compañía resaltaron que ya ha salido la última unidad del eléctrico Twizy desde la planta de Valladolid, aunque señalaron que este centro se reconvertirá hacia el ensamblaje de baterías para vehículos electrificados.

Así, explicaron que esta reconversión forma parte de la estrategia de fabricación de vehículos electrificados en España, como el Captur (Valladolid) y el Mégane (Palencia), y señalaron que, en un principio, no está prevista la fabricación de baterías para modelos 100% eléctricos.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0