Ecoaula

Los centros de educación especial vuelven al cole con "dificultades serias" y reorganización por bajas de personal

  • Los contagios por Covid-19 han derivado así en "dificultades serias" para cubrir a los afectados
Madrid

La mayoría de centros de educación especial ha vivido este lunes, 10 de enero, una 'vuelta al cole' con "dificultades serias" y "preocupación" por las bajas de personal al tratarse de colegios donde se nota "muchísimo más" si falta algún profesional, una situación que ha obligado a una "reorganización".

Así lo han expresado en declaraciones a Europa Press desde la Asociación de Centros de Educación Especial, que ha incidido en que la "normalidad" en esta jornada han sido las bajas del profesorado y personal no docente, mientras en el caso de los alumnos no han sido "demasiados".

Los contagios por Covid-19 han derivado así en "dificultades serias" para cubrir a los afectados, una situación que se está enfrentando con "reorganización", "recursos propios" y con "medidas muy diversas", mientras se teme que esta falta se "agudice".

La tesorera de la Asociación, María Jiménez, que también forma parte del Centro de Educación Especial de la Fundación Cisen en Madrid, ha incidido en que existe "miedo" y "preocupación" por las bajas debido a que en centros de este tipo se necesitan "más apoyo y recursos de personal".

"En algunos casos se necesita un profesional por niño. Entonces, cuando hay alguna falta se nota muchísimo más", ha lamentado, para apuntar a que se ve que por las vacaciones ha habido "más contagios" ya que también hay alumnado confinado.

Por otro lado, Jiménez ha avisado de medidas que no se pueden cumplir completamente en estos centros debido a su carácter especial, como el uso adecuado de las mascarillas, ya que algunos alumnos no pueden llevarla puesta "correctamente".

Además, otros estudiantes requieren de un mayor acercamiento, lo que impide respetar esas distancias de seguridad, si bien también son centros en los que el ratio de alumnos por aula es pequeño, lo que, ha dicho, puede "beneficiar".

Por otro lado, la directora pedagógica del colegio de Educación Especial María Corredentora, también en Madrid, Isabel Alonso, ha señalado que la vuelta a clase en su centro ha sido "buena" al estar ya "acostumbrados a la normativa".

No obstante, ha advertido de que hay "muchos casos positivos" tanto en alumnado como en profesorado. "En los alumnos afecta menos porque ahora las normas de confinamiento son menos estrictas, pero en el caso del profesorado nos genera dificultad a la hora de continuar con el funcionamiento del centro y el día a día", ha alertado sobre el centro que tiene al 10 por ciento de sus profesores en aislamiento, mientras los alumnos son una veintena.

"Nos preocupa sobre todo ver algo como lo que nos pasó en diciembre, que cada día cinco, seis o siete profesores daban resultados positivos. Como era la última semana del trimestre fue llevadero ya que algunos alumnos dejaron de asistir a partir del 20, pero hoy vemos que si se vuelve a dar esa situación tendremos que replantear el funcionamiento del centro para seguir manteniendo las medidas con muchísimo menos personal", ha apuntado.

Reorganización y refuerzo de medidas

Esta falta de profesionales se está paliando, por el momento, con el resto de profesores del claustro, "reorganizando la estructura del centro". Además, debido a la situación, se han retomado otras medidas para que los alumnos "mantengan sus grupos estables de convivencia".

En este colegio, además de las medidas generales como el uso de mascarilla y la ventilación, se toma la temperatura en la entrada, y en los patios se ha vuelto a dividir a las clases: "Ni siquiera al aire libre se juntan dos clases".

"Los niños comprenden estas medidas en lo posible, pero al final les hacen falta esas relaciones sociales que podrían tener con amigos o compañeros de otras clases, que se vuelven otra vez a ver mermadas. Esto les afecta y repercute en las habilidades sociales y relaciones con iguales", ha indicado al respecto.

Pese a todo, ha abogado por sobre llevar la situación con "cuidado" para así garantizar la educación presencial que es especialmente importante porque los alumnos de estos centros "pierde mucho" con la docencia online. "Mientras podamos, educación presencial sin duda", ha concluido.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.