Ecoaula

Cómo introducir de forma exitosa los videojuegos en la docencia

  • La educación en la nueva era del aprendizaje en el hogar es un desafío tanto para los profesores como para los estudiantes
Madrid

La digitalización en el aula dio un paso más con la llegada de la pandemia. Está claro que educar ya no es lo que era y que hoy en día la comunidad educativa cuenta con herramientas que facilitan el proceso de enseñanza-aprendizaje. Hace unos días Ubisoft organizó la tercera edición de su evento Keys to Learn, con el objetivo de reunir a expertos de la industria y educadores de todo el mundo para explorar cómo los videojuegos pueden ayudar a los profesores a hacer que el aprendizaje a distancia sea divertido e interactivo.

Esta edición de Keys to Learn se llevó a cabo de manera virtual con una audiencia internacional de periodistas, educadores y actores de la industria de los videojuegos. El evento fue presentado por Alysia Judge, presentadora y escritora de videojuegos del Reino Unido. "Los juegos de historia como Assassin´s Creed proporcionan muchos caminos para perderse y aprender sobre la historia", comenzaba explicando Alysia. Judge afirmaba que los juegos son tan activos e inmersivos, que requieren equipos tan grandes con habilidades tan diversas que hay miles de lecciones que aprender.

La jornada comenzó con un panel de discusión sobre cómo los educadores pueden usar los videojuegos en sus aulas virtuales como la participación de Maxime Durand, World Design Director at Ubisoft Montréal, que indicó que realmente existen muchos recursos que los profesores pueden utilizar para adaptar sus clases a la situación actual, pero que lo que más le sorprendió fue "lo resistentes que son los maestros".

Andrea Jordan, Vice President, Programs at Girls Who Code, explicó que uno de sus objetivos principales es lograr la desaparición de la brecha de género en la tecnología y para ello cuentan con programas que animan y apoyan a alumnas a decantarse por esta rama; Dirdre Quarnstrom, General Manager, Minecraft Atlas-Microsoft, manifestó su preocupación ante "la falta de conexión social entre estudiantes" que están viendo desde el inicio de las clases online; y Shahneila Saeed, Head of Education at Ukie and Director, Digital Schoolhouse, indicó que evidentemente "la enseñanza online no es lo mismo que la enseñanza presencial, ya que es una sensación y una configuración muy diferente". Shahneila confirma que el trabajo de los docentes durante los últimos meses fue muy bueno y que realmente ha sido todo un reto poder pasar sin más a un aprendizaje íntegramente online.

Los cuatro profesionales respondieron a preguntas sobre los videojuegos, entendidos como una herramienta para la educación y una fuerza positiva, al tiempo que proporcionan una variedad de recursos a padres y educadores profesionales por igual. La educación en la nueva era del aprendizaje en el hogar es un desafío tanto para los profesores como para los estudiantes, pero los videojuegos pueden ayudar a cerrar las brechas que dejan las aulas virtuales y al mismo tiempo brindar un espacio para que los alumnos de todas las edades y géneros exploren y se conecten. Los panelistas también hablaron sobre la variedad de materias que se pueden enseñar a través del juego, desde la física y la química, hasta la historia y la responsabilidad social. Finalmente, dieron consejos a los profesores que quieran usar videojuegos en sus aulas sobre cómo trasladar la propuesta al centro educativo e informar a los padres.

Lección práctica de videojuegos

Después de la mesa redonda se realizó un recorrido por una lección de Historia dirigida por la profesora Judith Brisson de Québec, Canadá. Judith utiliza "Discovery Tour: Ancient Greece", disponible como producto independiente y como modo de juego en Assassin´s Creed Origins y Assassin´s Creed Odyssey, para ayudar a sus estudiantes a sumergirse en sus clases, y cunado tuvo que realizar sus lecciones online, las adaptó para seguir usando el juego en la formación a distancia. Explicó de qué forma creó "misiones" para guiar a sus alumnos a través del juego y respondió preguntas de la audiencia acerca de cómo los videojuegos pueden actuar como una herramienta disruptiva en el aula.

Judith se presentó como una "profesora que ama su trabajo porque creo que la enseñanza me da la capacidad de cautivar a mis alumnos a través de un proyecto que no solo entretiene, sino que también aprenden". Fue el año pasado la primera vez que esta docente utilizó videojuegos en clase y fue todo un éxito: "Quería que mis alumnos tuvieran la oportunidad de jugar a videojuegos durante todo el tema de la antigua Grecia". Así, este proyecto cubrió más de 15 clases e implicó a que todos los estudiantes estuvieran más involucrados en cumplir todas las misiones del tema que les propuso. En definitiva, el uso de videojuegos en clase es una forma de aprovechar al máximo la tecnología y animar a los niños a permanecer en la escuela y aprender mientras se divierten.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin