Ecoaula

Seguridad, calidad docente, máxima presencialidad y flexibilidad, compromisos prioritarios de la UAM para el curso 2020/2021

  • La Universidad Autónoma de Madrid ha optado por una planificación flexible del curso 2020-2021
Madrid

La Universidad Autónoma de Madrid (UAM) se prepara para el curso 2020/2021 anticipándose a todas las situaciones posibles que puedan producirse por la Covid-19 y teniendo siempre en mente a sus estudiantes, sus docentes e investigadores, el personal de Administración y Servicios y los miembros de la comunidad universitaria. Para ello, se ha optado por una planificación flexible del curso 2020-2021 que permita la adaptación con rapidez a los distintos escenarios de movilidad y concentración de personas que se produzcan durante el próximo año. El nuevo plan diseñado por la UAM pretende equilibrar tres compromisos: la seguridad de las personas, la calidad de la docencia y la máxima presencialidad posible. Todo ello garantizando que los miembros de la comunidad universitaria y los futuros estudiantes dispondrán de la máxima información sobre las condiciones de la actividad docente con suficiente antelación.

Así, en el primer semestre del curso 2020-2021 las actividades formativas se desarrollarán de forma semipresencial o híbrida, combinando la docencia presencial en el aula, en grupos más reducidos cuando el cumplimiento de las medidas sanitarias así lo exija, con actividades formativas a distancia, tanto síncronas (en tiempo real) como asíncronas (en diferido) a través de plataformas electrónicas. Si fuera posible, el segundo semestre del curso 2020-2021 se desarrollaría de forma presencial. Para ello, se revisará el plan trazado el próximo mes de octubre. Si las circunstancias lo requieren, se podrá modificar la modalidad de desarrollo de las actividades docentes, pasando a una docencia semipresencial o híbrida. En todo caso, esta modificación se hará pública antes de que acabe el primer semestre.

Reanudación de las actividades formativas presenciales

Además de presentar el plan para el curso 2020/2021, el rector de la UAM Rafael Garesse ha dictado una resolución por la que se levanta la suspensión de las actividades formativas presenciales en el curso 2019-2020 tras el fin del estado de alarma. Dichas actividades podrán retomarse si los estudiantes lo desean voluntariamente y si se cumplen tres supuestos simultáneamente:

- Cuando no sea posible el desarrollo de la actividad formativa a distancia.

- Cuando no haya sido posible su sustitución por otras actividades formativas no presenciales equivalentes.

- Cuando no se pueda aplazar la realización de la actividad, sin causar un perjuicio probado para el estudiantado, como la imposibilidad de titularse en el curso 2019-2020.

Estos casos afectan a las prácticas externas y a las actividades de investigación en laboratorios u otros espacios de investigación que son necesarias para la realización de Trabajos Fin de Máster o tesis doctorales. Asimismo, otras actividades formativas podrían acogerse a esta medida excepcional siempre que cuenten con la autorización del Vicerrectorado y el centro responsables de dichas enseñanzas.

La resolución del rector también detalla que durante la realización de las actividades formativas presenciales se deberán respetar de manera estricta todas las indicaciones de las autoridades sanitarias relacionadas con la COVID-19. Además, en el caso de las prácticas externas y actividades de investigación en entidades externas, se requerirá que el representante legal de la entidad colaboradora firme una declaración responsable sobre el cumplimiento de los requerimientos de prevención de riesgos contra la salud derivados de la crisis sanitaria por la COVID-19.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin