Castilla y León

Castilla y León no espera tasas de crecimiento del PIB hasta el segundo trimestre de 2021

  • La economía regional cayó un 5,5% durante el verano, que consolida la recesión
  • Fernández Carredo no espera volver a la situación anterior a la crisis hasta 2022
Valladolid

Nueva caída del PIB en Castilla y León, un 5,5%, en el tercer trimestre, antesala de una intensificación de la deceleración al final de año por las nuevas resticciones. El consejero de Economía, Carlos Fernández Carriedo, no prevé volver a crecimientos positivos hasta el segundo trimestre de 2021, aunque la vuelta a niveles anteriores a la crisis se pospondrá hasta 2022 "en el mejor de los escenarios".

Fernández Carriedo, que ha presentado los datos de Contabilidad Regional entre julio y septiembre, no ve en signo positivo a la economía de Castilla y León hasta el segundo trimestre de 2021, cuando prevé un aumento interanual respecto al que ha sido "el peor trimestre" de este año, en pleno estado de alarma.

El Producto Interior Bruto de Castilla y León registró en el tercer trimestre de 2020 una caída interanual del 5,5% (-18,8% en el trimestre anterior), mientras que en la variación intertrimestral creció un 15,8% en este periodo (-15,2% en el precedente).

El sector agrario fue el artífice de que la caída no haya sido mayor, ya que creció un 9% gracias sobre todo a la mala campaña del año pasado. Junto al sector primario, la aportación del sector exterior por la bajada de las importaciones, y el mayor gasto de las adiministraciones explican lo que Carriedo ha definido como una "disminución del ritmo de caída", aunque el consejero ha sido claro al afirmar que se "consolida la recesión".

En el lado negativo, se encuentra el desplome del consumo interno de los hogares, la caída de un 4,4% de la industria, del 8,2% de la construcción o de un 13,6% en la formación bruta de capital (inversión). Respecto al empleo, sufrió una reducción del 4,2%, unos 40.000 en términos absolutos.

Carriedo ha augurado un empeoramiento en la recta final del año por las nuevas restricciones por la pandemia. "Seguiremos en recesión en el cuarto trimestre y se agudizará por la segunda ola", ha precisado el consejero, que ha recordado que el cuadro macroeconómico que sustenta el proyecto de presupuestos para 2021, avalado por la Airef, contempla una caída del PIB en 2020 del 10,1 por ciento, "algo no recordado en la serie histórica" de la Comunidad.

«Habrá que esperar al segundo trimestre de 2021 para que el PIB, si la pandemia lo permite, vuelva a registrar un crecimiento positivo», ha señalado. Esto no significa que la economía recupere los niveles previos a la crisis provocada por la pandemia hasta 2022 y "eso en el mejor de los escenarios".

Por otro lado, Carriedo ha reconocido que no es sostenible mantener "para siempre" el porcentaje de déficit del 1,1 por ciento que permitirá que la Comunidad disponga el próximo año del mayor Presupuesto de su historia, con un crecimiento del 13%, y ha asegurado que se trata de una circunstancia "coyuntural" para hacer frente al mayor gasto al que obliga la pandemia del coronovirus.

Acercarnos a la estabilidad

"Lo razonable es que en los siguientes ejercicios volvamos a sendas de menor déficit para acercarnos a la estabilidad", aunque explicado que el gasto asociado ahora a la pandemia y a hacer frente a la consecuente crisis tampoco va a tener un carácter estructural.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin