Castilla y León

Las empresas familiares de Castilla y León ofrecen su colaboración a la Junta y piden medidas claras y concretas

  • Mañueco se compromete a trasladar a Pedro Sánchez todas las peticiones de estas compañías
Mañueco y Pontvianne durante la videoconferencia
Valladolid

Los empresarios familiares de Castilla y León han vuelto a ofrecer este viernes al Gobierno regional su colaboración y apoyo para hacer frente a la crisis del coronavirus y solicitaron la adopción de medidas "claras y concretas" que permitan paliar la complicada situación que están viviendo las empresas y sus trabajadores.

Así se lo transmitió el presidente de Empresa Familiar de Castilla y León, César Pontvianne, al presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, durante la presentación de la jornada on line organizada esta mañana por EFCL con el objetivo de conocer en detalle las diferentes iniciativas económicas puestas en marcha por el ejecutivo autonómico para hacer frente a la pandemia del COVID-19, y en la que participaron más de un centenar de empresarios.

En su intervención, Ponvtianne agradeció a todas las empresas el esfuerzo que están haciendo tanto con donaciones dinerarias y de material como a través del trabajo de sus equipos, y mostró su apoyo a las víctimas de esta pandemia, con un recuerdo especial a Generoso Martín, fundador Ibéricos Torreón, fallecido esta semana como consecuencia del coronavirus.

También reconoció el "esfuerzo titánico" que está haciendo la Junta de Castilla y León para hacer frente a la emergencia sanitaria, si bien advirtió que en breve será también una emergencia económica, por lo que es necesario la adopción de medidas claras y concretas que permitan mitigar sus efectos.

"Tenemos una ola de 30 metros que viene hacia nosotros y que tenemos que manejar", indicó Pontvianne, quien insistió en que "nosotros somos leales, vamos a estar siempre apoyando, pero también necesitamos vuestra ayuda y necesitamos medidas claras y concretas dentro de vuestras atribuciones, para poder salir con el mayor número de plumas posibles de este agujero en el que nos encontramos".

Pontvianne recordó los datos que ha arrojado la encuesta realizada esta semana por EFCL a sus asociados, según la cual el 75 por ciento de los empresarios familiares considera que la salida va a ser complicada y con menos ventas, por lo que "necesitamos medidas concretas y urgentes para poder paliar la situación en la que estamos".

"Contad con nosotros, consultadnos, pedidnos ayuda, vamos a estar siempre ahí", insistió el presidente de EFCL, quien concluyó diciendo que "estamos todos en este mismo barco que es la Comunidad".

Por su parte, el presidente de la Junta de Castilla y León reconoció también la generosidad y solidaridad de los empresarios en esta situación, que se han volcado ante el llamamiento para donaciones, se han puesto a disposición de la Junta para colaborar en lo que puedan o han reorientado su actividad o su producción a fabricar materiales para productos de primera necesidad en este momento.

En su intervención, explicó que las prioridades de la Junta son la atención sanitaria, la prestación de servicios sociales y el abastecimiento alimentario y de primera necesidad, pero en segundo lugar, también el mantenimiento del empleo y de la actividad empresarial.

Impacto en la economía

En este sentido, reconoció que muchas de las duras medidas que se han tomado estos días han tenido un impacto directo sobre la economía, los empresarios y el empleo, pero ha insistido en que era la única forma de actuar en esta compleja situación.

Plan de choque

En este sentido, destacó la importancia del plan de choque por valor de 220 millones de euros acordado este mismo lunes en el Consejo del Diálogo Social para amortiguar los efectos de la crisis y crear puntos de apoyo para la recuperación.

Dentro de este plan, subrayó la puesta en marcha de nuevas líneas para inyectar liquidez y facilitar el crédito, aplazamiento de impuestos y nuevas ayudas con el objetivo de proteger a las empresas, a los autónomos, a los trabajadores y a las familias. Se trata de un primer bloque de medidas a las que se añadirán más si es necesario.

El presidente de la Junta reiteró que mantendrá el pulso al cien por cien, con su Gobierno, pendiente día a día de la evolución para tomar medida con previsión, coordinación y decisión, a la vez que ha asegurado que no se olvidan de los empresarios, las pymes y el conjunto de los trabajadores, animado a todos ellos a demostrar su valentía para afrontar este desafío junto a toda la sociedad.

Por último, Fernández Mañueco instó a los empresarios a trasladarle todas las propuestas e iniciativas que consideren necesarias, con objeto de que él mismo pueda transmitírselas al presidente del Gobierno en la próxima videoconferencia con los presidentes autonómicos.

La jornada contó con la intervención del consejero de Economía e Industria, Carlos Fernández Carriedo, quien detalló las líneas fundamentales de actividad de esta consejería que, de una parte, se centran en facilitar todo el apoyo necesario a las consejerías de Sanidad y de Familia en su lucha contra el coronavirus, facilitando los pagos y gestiones para poder obtener el material necesario, tanto en el exterior, como facilitando que estos productos puedan ser producidos en Castilla y León.

Señaló que un segundo ámbito en el que trabaja este departamento es el presupuestario y de reorganización del gasto, para retrasar aquellos que no sean urgentes y abordar los que sí sean de primera necesidad.

Líneas de préstamos

El consejero también indicó que otro campo de actuación prioritario es el apoyo y mantenimiento de las empresas a través de tres líneas de préstamos y avales que faciliten liquidez a las empresas, y otras medidas de ahorro como son el aplazamiento de los impuestos autonómicos y de los pagos de principal en los créditos.

A su vez, el consejero de Empleo, Germán Barrios, indicó que desde este departamento se ha preparado un marco de ayudas a trabajadores, empresas, y de refuerzo a las familias y a las personas más vulnerables, e incidió en que también se han adoptado medidas para reforzar la tramitación de los ERTES, que ya suman más de 21.000 y afectan a más de 112.000 personas.

Precisamente, la gestión de estos expedientes fue una de las cuestiones que más dudas suscitó entre los empresarios en el debate con el que finalizó la jornada.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0