Aragón

El informe 'Mujeres Jóvenes ante el Empleo' apunta a solucionar la desigualdad laboral en el sistema educativo

Zaragoza

El informe 'Mujeres Jóvenes ante el Empleo', elaborado por la Fundación PriceWaterhouse Coopers, apunta a que la desigualdad laboral entre hombres y mujeres hay que solucionarla desde el inicio del sistema educativo. Esto se debe a que muchas veces las apetencias de las niñas y jóvenes no van en consonancia con las necesidades de las empresas.

Así lo ha explicado, en declaraciones a los medios de comunicación este lunes en Zaragoza, el presidente de la Fundación PriceWaterhouse Coopers, Jesús Díaz de la Hoz, que ha presentado el informe en la Cámara de Comercio de Zaragoza, acompañado por la consejera de Innovación, Investigación y Universidad del Gobierno de Aragón, Pilar Alegría, y por el presidente de la institución cameral, Manuel Teruel.

Díaz de la Hoz ha apuntado que el estudio se ha centrado en niñas y jóvenes de Secundaria y Universidad. Se les ha preguntado por sus apetencias y análisis de sus capacidades, además de sus expectativas de futuros. Estas respuestas se han cotejado con las expectativas de futuro del mercado laboral y se observa una situación de vulnerabilidad en este sector de la población, "ya que sus apetencias y su formación no está apuntando en muchos casos a las futuras necesidades del empleo".

El informe señala que los jóvenes tienen una mayor formación superior que las anteriores generaciones, pero los trabajos que consiguen tienen un nivel más precario y la tasa de paro juvenil se mantiene en España en un 36 por ciento. En el caso de las mujeres, pese a la mayor demanda de profesionales tecnológicos, no optan por esas vías de formación. El escenario demanda nuevas competencias formativas para romper esa situación de vulnerabilidad en las niñas.

De esta forma, el documento concluye que hay que solucionar el problema de igualdad en el mercado laboral desde el inicio del sistema educativo. "No diría que es fallo del sistema educativo sino que el sistema educativo tiene que adaptarse a las nuevas circunstancias".

Ha apuntado que el mercado laboral va hacia competencias más trasversales como la habilidad de negociación, la capacidad de trabajar en equipo y la capacidad de liderazgo, algo que ha considerado que tiene que empezar a desarrollar el sistema educativo.

Aunque ha reconocido que la formación técnica es necesaria y muy importante, ha sostenido que el sistema educativo tiene que empezar a desarrollar estas competencias que son trasversales. Ha aclarado que hay carreras de ciencias, ingenierías y matemáticas que las mujeres no suelen elegir, lo que también les hace tener dificultades en el mercado de trabajo, ya que son las que más salidas laborales tienen.

"Una niña tiene que saber que puede ser una buena deportista o una excelente policía, ingeniera o investigadora, lo que ella quiera hacer, pero tiene que saber que lo puede ser todo y eso tiene que estar en el sistema educativo", ha remarcado.

"El empujón definitivo"

La consejera de Innovación, Investigación y Universidad , Pilar Alegría, durante la presentación del informe, ha hecho un llamamiento al tejido productivo para dar también "el empujón definitivo" en la batalla por la igualdad. Ha recordado que, aunque "se ha avanzado mucho" en lo que a igualdad se refiere, "lo principal sigue estando pendiente".

Ha insistido en la discriminación que muestra la realidad laboral, donde la tasa de actividad es once puntos inferior en mujeres frente a hombres; la tasa de desempleo femenina es 4,5 puntos más alta que la masculina; la brecha salarial habla de una diferencia de siete mil euros anuales entre hombres y mujeres; y en los contratos de jornada completa más de un 60 por ciento están ocupados por hombres. En esta situación, ha defendido que la educación es "la mejor herramienta para no extender los roles entre chicos y chicas y romper los estereotipos".

Unos estereotipos entre niños y niñas para no desarrollar ciertas profesiones que se dan en edades muy tempranas y ante esto la consejera ha invitado a fomentar las vocaciones, "a fomentar la educación formal y no formal, a trabajar la sociedad en su conjunto y los medios de comunicación". "Falta mano de obra en sectores con vinculación tecnológica y esto imposibilita el crecimiento de nuestras empresas, si fuéramos capaces de equilibrar el porcentaje de alumnos y alumnas ese problema se solventaría", ha añadido.

Alegría, además, ha defendido que "la razón está al lado de la batalla de la igualdad, porque una mayoría de hombres lo han entendido y trabajan codo con codo con nosotras", pero también quedan temas urgentes. "Consumido un cuarto del siglo XXI seguimos conviviendo con la lacra de la violencia de género, con la brecha salarial que se demuestra a toda luz improductiva y no acabamos de dejar atrás un modelo social que sigue dividiendo en roles masculinos y femeninos muchas actividades profesionales", por eso ha llamado "a no desanimarnos en la batalla por la igualdad".

Por su parte, el presidente de la Cámara de Comercio de Zaragoza, Manuel Teruel, ha destacado que la Fundación PriceWaterhouse Coopers está realizando una "labor importantísima" con sus informes y, en particular, con este estudio basado en las mujeres jóvenes sin empleo. Ha opinado que es un informe "trascendental" para hablar de igualdad, ya que "se ha basado en la escuela y en el mercado de trabajo".

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0