Aragón

El Consejo de Ministros aprueba dos contratos de mantenimiento para las carreteras de Huesca por 48 millones

Imagen de archivo
Zaragoza

El Consejo de Ministros, en su reunión de este martes, ha autorizado al Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana (Mitma) la celebración de un contrato para la ejecución de diversas operaciones de conservación y explotación en carreteras del Estado en la provincia de Huesca. El valor estimado del contrato es de 48,96 millones de euros y cuenta con una duración de tres años, con posibilidad de prórroga por otros dos años.

Este contrato se enmarca en el programa de conservación y explotación de carreteras del Mitma, que permite mantener la vialidad en la Red de Carreteras del Estado en adecuadas condiciones para todos los ciudadanos, según ha informado el Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana en una nota de prensa.

La aprobación incluye cinco carreteras del llamado sector 1: la N-240, desde el punto kilométrico 283,500 al 340,600; la N-260, desde el punto kilométrico 463,300 al 487,136; se integra también la N-330, del kilómetro 609,300 al 666,275; además, la A-23, del punto kilométrico 374,700 al 424,108; y la A-21, del kilómetro 51,800 al 5,180, del 600,600 al 72,600 y del 86,170 al 101,290.

El sector afectado por estas carreteras implica igualmente la gestión de 11 kilómetros de túneles, desde dos centros de control. Además, en estas vías de comunicación cobra especial relevancia el servicio de mantenimiento de la vialidad invernal al dar acceso sus carreteras a estaciones de esquí como Formigal, Astún, Candanchú, Panticosa o Valle de Ordesa.

Nuevos modelos de conservación

El nuevo modelo de contratos de servicios para la ejecución de operaciones de conservación y explotación en la Red de Carreteras del Estado persigue ofrecer un "servicio integral de movilidad" al usuario, "mejorar el estado" de la carretera y red, y "optimizar los recursos" públicos.

Estos contratos integran además actuaciones como vigilancia y atención a accidentes e incidentes, vialidad invernal, servicio de control de túneles y comunicaciones, mantenimiento de instalaciones, establecimiento de inventarios y reconocimiento del estado de la vía, agenda de información de estado y programación, ayuda a explotación y estudios de seguridad vial, y mantenimiento de los elementos de la carretera con adecuados niveles de calidad.

En la licitación prevista para Huesca, se incluye la ejecución de dos obras menores que mejoran la seguridad viaria: la reposición de la señalización vertical en distintos tramos del sector y la adecuación de una glorieta en la travesía de Jaca de la carretera N-240, kilómetro 284,500, transformándola de abierta en cerrada.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin