Aragón

UGT y CCOO piden a la patronal agraria de Zaragoza que cumpla la sentencia del TSJA y pague 7,59 euros la hora

Zaragoza

UGT y Comisiones Obreras (CCOO) han pedido a las organizaciones agrarias de la provincia de Zaragoza que cumplan la sentencia del Tribunal Superior de Justicia (TSJA) por la que tienen que pagar 7,59 euros la hora a los temporeros. Además, han criticado que el Gobierno de Aragón no les haya convocado a la mesa de seguimiento de la aplicación de la orden, emitida por el Ejecutivo, para evitar contagios por COVID durante la campaña de recogida de la fruta.

Así lo han indicado este viernes, en una rueda de prensa, los responsables de las federaciones de Industria de UGT y CCOO en Aragón, José Juan Arcéiz y Ana Sánchez, respectivamente. Han desgranado que el sector agrario es uno de los "mayores problemas" que tienen en los sindicatos, "tanto a la hora de abordar la negociación colectiva como en el día a día en los campos de trabajo".

Respecto a la negociación colectiva, Arcéiz ha recordado que se cerró con acuerdo el convenio de Huesca, que está publicado y en vigor, y se está negociando el de Zaragoza, que se encuentra en "bloqueo técnico". Esto se debe a que las organizaciones sindicales dijeron que el salario mínimo interprofesional en la provincia zaragozana no se está aplicando según lo indicado por Inspección de Trabajo.

Por ello, este punto se llevó a los tribunales y, en estos momentos, hay una sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Aragón (TSJA) que dice que el cálculo del SMI se debe hacer conforme a lo que tanto Inspección de Trabajo como los sindicatos indicaban. "Esa sentencia no ha sido reconocida por la patronal de sector, y la han recurrido".

Pero Arcéiz ha afirmado que, aunque se haya recurrido, "en tanto en cuanto no haya una sentencia firme, tienen que cumplir la sentencia en vigor". Esto supone pagar el salario del temporero a 7,59 euros brutos la hora.

"El convenio está en ultractividad y en estos momentos lo que tiene es un pago de 6,20 euros que ha sido superado ampliamente por el SMI". Pese a ello, los sindicatos han detectado que en esta campaña se está contratando a trabajadores por 6 euros brutos la hora, "a los que se les descuenta el transporte, seguridad social y más gastos que hay en ese pago, por lo que les queda un precio hora escasamente superior a los 4 euros".

Ha aseverado que eso "no puede ser", ya que "no es un salario digno". "Lo que pedimos a la patronal del sector es que diga claramente a sus asociados que tiene que pagar el SMI como dice la sentencia que está ahora mismo en vigor".

En este punto, se ha mostrado convencido de que en el momento en el que la patronal reconozca el pago del SMI "tal cual dice esa sentencia", las organizaciones se pondrán de acuerdo en el resto de puntos del convenio que hay que negociar "en menos de tres horas". "Pero mientras no sea así, poco vamos a poder avanzar".

"Este guante que lanzamos las organizaciones sindicales a la patronal debería ser recogido y, en la reunión de la próxima semana, aceptar la sentencia y respetarla, como hacemos los demás cuando las sentencias no nos son favorables, las acatamos y las cumplimos, independientemente de que se recurra".

El resto de temas que se están negociando, los sindicatos han ofertado a la dirección incrementar la jornada, "algo que no se ha hecho en ningún otro convenio de ningún otro sector", con el objetivo de tratar de igualarla con la de Huesca y que no haya competencia entre las dos provincias por los pagos.

Ha lamentado que ese ofrecimiento, que se ha mantenido aún con la sentencia ganada, no haya sido valorado por la patronal como se merece, aunque los sindicatos lo siguen poniendo encima de la mesa. "También ofrecemos otra serie de cuestiones de flexibilidad y más puntos en la negociación colectiva que en otras provincias como en Huesca se nos han demandado y aquí en Zaragoza parece que no se quiere tener en cuenta, que solo les interesa no pagar los 7,59 euros".

Descontentos con el Gobierno de Aragón

José Juan Arcéiz ha dicho que los sindicatos también están "bastante descontentos" con la actitud que está teniendo el Gobierno de Aragón. "Hemos sido conocedores de que desde la Consejería de Agricultura se han organizado ya dos reuniones --para hablar de la aplicación de la orden que pretende ayudar a evitar la propagación del coronavirus durante la campaña de la fruta-- con una parte del sector, empresarios y asociaciones del fruteros, y se están olvidando de los trabajadores".

"Esta situación solo se arreglará si hay acuerdo que valga para las dos partes. Han puesto encima de la mesa unas medidas de contención de COVID que ya el año pasado no se cumplieron y la orden de este año tampoco se va a cumplir". Esto lo ha sustentado en que "solo un 43 por ciento de los agricultores han dicho que aceptan esa declaración responsable a falta de poco más de cinco días para que acabe el plazo para que la puedan hacer".

Ha opinado que firmar simplemente una declaración voluntaria de cumplimiento solo se haya hecho por el 43 por ciento de los agricultores "dice mucho de la intención que lleva el sector". Ha pedido al Gobierno de Aragón que, para tratar este tema, ponga en marcha una mesa conjunta.

Contagios

La secretaria general de Industria de CCOO-Aragón, Ana Sánchez, ha relatado que la campaña anterior de recogida de fruta estuvo marcada por los contagios. Por lo tanto, los sindicatos coinciden con el Gobierno en que el control de la pandemia tiene que ser "nuclear, importante" porque tiene que ver con la salud "no solo de los trabajadores, sino de todos aquellos que viven en esas comarcas y más allá de ellas".

"Hemos participado en la construcción de esa orden de salud, y las aportaciones que hemos hecho tanto CCOO como UGT se han recogido cien por cien. Otra cosa es que mucho nos tememos que pese a las reuniones que haya no se vaya a cumplir".

Al margen de este tema, en estos encuentros que afectan a trabajadores del sector "las organizaciones sindicales tienen que estar presentes". Ha criticado que no se les haya llamado para nada y ha considerado que es "inaudito", al tiempo que ha especificado que en otros sectores siempre hay "tres patas", es decir, la representación de los trabajadores, de las empresas y del Gobierno.

Por otro lado, ha apuntado que este año no se haya convocado la comisión de flujos migratorios de cara a la campaña a nivel estatal, algo que ya han reclamado los sindicatos a nivel nacional. "Es verdad que no va a haber un llamamiento a trabajadores extranjeros para que participen de la campaña, pero migraciones también son los movimientos internos que se van a dar, y se están dando, dentro del país".

Ha remarcado que los sindicatos van a seguir denunciando todos los incumplimientos que encuentren durante la campaña. Así, ha evidenciado que es muy complicado que un trabajador haga una denuncia individual porque no se le paga lo pactado: "Es muy complicado en todos los sectores, pero en el agrario casi imposible y, por lo tanto, nosotros nos haremos garantes de que esas reivindicaciones lleguen donde tengan que llegar".

Campaña especial vigilancia

En este sentido, a nivel estatal, UGT y CCOO solicitaron al Gobierno de España que iniciase una campaña especial de vigilancia del sector agrario para 2021, que se puso en marcha pero "hay que dotar a la Inspección de Trabajo de herramientas, de más personal para poder hacer las visitas al sector agrario, ya que no es como ir a una empresa con domicilio fiscal".

Los representantes sindicales han apostillado que cuando se van al número de kilos producidos y vendidos y los comparan con las jornadas teóricas de contratación para recoger esa fruta, tienen que hacer esta labor "superhéroes" porque es "imposible": "Hay un nicho de fraude en cotización a la seguridad social".

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin