Aragón

Fragmetal gestionará 150.000 toneladas anuales de material en Calatayud

Zaragoza

La fragmentadora de Calatayud ya está haciendo las primeras pruebas tras la actualización y modernización de equipos que ha realizado Fragmetal. Un grupo inversor español adquirió la planta bilbilitana a comienzos de año y tras una renovación de la instalación, ha puesto en marcha el período de pruebas.

La empresa se ocupa de la recuperación, el transporte, el almacenamiento y la comercialización de materiales, especialmente de residuos industriales y de consumo, como los vehículos fuera de uso.

Responsables de la compañía han visitado este centro de trabajo en Calatayud con el alcalde de la ciudad. "La ubicación de esta planta y la posición estratégica de la localidad fue decisiva para su adquisición", han destacado en una nota de prensa los empresarios, que ya suman tres fragmentadoras en toda la geografía nacional.

Las características de la instalación, con dos procesos independientes de separación de materiales y procesamiento de los mismos harán que la compañía traslade a Calatayud parte de la producción que ahora realiza en otras plantas.

El primer proceso está dedicado a la trituración y separación de hierros, plásticos y metales. Esta maquinaria se encuentra en período de pruebas con un ritmo de trabajo reducido y con materiales de distinta dureza. Para ello, la firma ya cuenta con 13 trabajadores y de forma inmediata contratará a unas seis personas más.

La segunda fase trabaja con el producto que se ha separado en la primera. Este proceso ofrece el valor añadido a la producción, lo que permite la venta de los materiales resultantes a fundiciones de distintos sectores. Fragmetal todavía tiene pendiente iniciar los trabajos de modernización de esta segunda parte de la producción, para lo que seguirá necesitando de más trabajadores.

La firma lleva a cabo estas operaciones bajo los criterios de compromiso medioambiental, seguridad, salud y respeto por el entorno social en el que se encuentran. En esta línea, en las instalaciones de Calatayud se trabaja bajo criterios de economía circular, con el objetivo de reducir al máximo la generación de residuos, realizando una gestión sostenible y responsable en todos los procesos productivos. El criterio de lograr un mayor aprovechamiento de los vehículos ha conseguido que el porcentaje de residuo que se desecha sea cada vez mayor. "Trabajamos con la aspiración de lograr un aprovechamiento total de los materiales", han añadido.

Tras la visita, el alcalde de Calatayud, José Manuel Aranda, ha felicitado a directivos y trabajadores por el avance del proyecto, además de manifestar que "cuentan con el apoyo del Ayuntamiento de Calatayud para facilitar, todo lo que esté en nuestra mano, su instalación y desarrollo en la ciudad. Esta empresa presenta unos criterios de sostenibilidad y una trayectoria empresarial que les avala".

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin