Aragón

EasyPark llega a Huesca para una gestión inteligente del aparcamiento de vehículos

Zaragoza

La aplicación para aparcar -es la más utilizada en Europa-, facilitará la gestión del aparcamiento de vehículos gracias a un acuerdo firmado con el Ayuntamiento de Huesca.

La app EasyPark permitirá que, desde este jueves, los conductores que hagan uso de las zonas de estacionamiento regulado de la capital inicien, prolonguen o abonen su aparcamiento desde el teléfono móvil sin tener que desplazarse al parquímetro y pagando solo por el tiempo consumido.

La aplicación ofrece además otros servicios de valor añadido para los conductores como Find&Park, que consiste en un sistema que guía a los usuarios hasta las zonas cercanas a su destino con más plazas de aparcamiento libres aunque, de momento, solo está disponible en Madrid, Barcelona, Albacete y Tarragona.

"Huesca es la primera ciudad de Aragón en sumarse a las más de 1.300 ciudades que apuestan por la tecnología para gestionar su aparcamiento, pero estamos convencidos de que no será la última por los beneficios que aporta tanto a los usuarios, quienes ahorran tiempo y dinero en sus desplazamientos en coche, como a la propia ciudad, que, a la vez que escala puntos para convertirse en una smart city, mejora su movilidad", ha explicado David Fernández, responsable para la zona norte de EasyPark.

Esta aplicación compartirá espacio con la app Telpark, de la concesionaria Dornier, convirtiendo a Huesca en la primera ciudad de Aragón en contar con dos aplicaciones móviles para la gestión del aparcamiento.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.