Actualidad

Los empleados públicos de Extremadura cobrarán en julio la subida salarial del 2%

  • Manzano ha recordado que dicho incremento salarial "ya está previsto e incorporado" en los Presupuestos para 2024
  • CSIF asegura que la subida llega "tarde y mal" y CCOO traslada reivindicaciones pendientes
  • UGT muestra su satisfacción
Elena Manzano, consejera Hacienda y Administración Pública
Méridaicon-related

La Mesa General de Negociación celebrada este viernes, 5 de julio, en Mérida con participación de la Administración regional y los sindicatos ha aprobado "por unanimidad" la subida salarial del 2% a los empleados públicos en la nómina del mes de julio y con carácter retroactivo a 1 de enero de 2024, así lo ha destacado la consejera de Hacienda y Administración Pública, Elena Manzano.

Elena Manzano ha recordado que dicho incremento salarial "ya está previsto e incorporado" en los Presupuestos Generales de Extremadura para 2024 y ha destacado que "este Gobierno cumple con las obligaciones legales y trabaja cada día para mejorar el poder adquisitivo que han perdido los empleados públicos".

Además, la Mesa General de Negociación ha acordado la actualización de todos los complementos que estaban pendientes (turnicidad, nocturnidad, domingos y festivos y el de festivos especiales) que van a ser actualizados con efectos de 2023 y también del año 2024.

"Esto se va a traducir en una percepción media de en torno a 400 euros por cada uno de los empleados públicos que reciben esos complementos, y un incremento en la nómina de en torno a 60 euros", ha concretado la consejera.

Un acuerdo que ha sido unánime entre todos los miembros que componen la Mesa General de Negociación y del que Manzano ha señalado que es fruto de los principios en los que cree el Ejecutivo regional como son "el diálogo social, la transparencia y la negociación colectiva".

"Cumplir con los compromisos adquiridos con los empleados públicos es una prioridad para este Gobierno, y lo hemos demostrado durante estos meses cumpliendo con el abono del 0,5% del salario en 2023 y con un nuevo incremento en marzo de 2024", ha explicado Manzano.

Asimismo, el Ejecutivo regional ha abonado el nivel III de la carrera profesional en 2023 y "este año abonaremos el nivel IV para la Administración General, incluido en los Presupuestos de 2024".

"De esta manera finalizamos con el compromiso que teníamos con los empleados públicos en tiempo y forma, tal y como se había acordado, y además cuidar de que los servicios que se prestan a los extremeños sean en las mejores condiciones posibles", ha destacado.

CSIF asegura que la subida llega "tarde y mal"

A su vez, también en declaraciones a los medios tras la reunión, el presidente autonómico de CSIF Extremadura, Benito Román, ha dado la bienvenida a la subida salarial del 2 por ciento para los empleados públicos extremeños en la nómina de julio pero ha considerado que la misma llega "tarde y mal".

Así, en declaraciones a los medios, Román ha criticado que llega "tarde" porque lo hace con "siete meses de retraso", ya que "lo mismo que se ha hecho hace 15 días, firmando un decreto, se podía haber hecho perfectamente en enero del 2024".

De igual modo, en su opinión, llega "mal" debido a que ese 2 por ciento va a hacer a los empleados públicos "seguir perdiendo poder adquisitivo", momento en el que ha recordado que el acuerdo firmado por los sindicatos de clase con el Gobierno ha contribuido a esa pérdida.

"Los empleados públicos ya no pueden seguir así. Hay empleados públicos que están teniendo grandes dificultades para poder llegar a final de mes. Por eso le hemos instado a la consejera a que nos ayude a reivindicarle al Gobierno de España un nuevo acuerdo en el que haya una subida salarial que como mínimo no le haga seguir perdiendo poder adquisitivo a los empleados públicos y además empiecen a recuperar parte de ese poder adquisitivo que llevan perdido en estos últimos años", ha señalado.

Del mismo modo, Benito Román ha agradecido a la Junta que haya reconocido y actualizado los complementos específicos especiales de turnicidad, de nocturnidad y de domingos efectivos, lo que supondrá un aumento salarial de unos 60 euros al mes para más de 8.000 trabajadores de la administración autonómica.

No obstante, ha dicho que "todo no va ser agradecimientos" y CSIF ha exigido a la consejera de Hacienda y Administración Pública, Elena Manzano, algunas certezas sobre cuestiones como el 2 por ciento pendiente de 2020 o la actualización del kilometraje, entre otras

Al respecto, como ha explicado Benito Román, la consejera les ha emplazado a que, en septiembre, una vez se haya celebrado la reunión del Consejo de Política Fiscal y Financiera, se puedan abordar estos temas.

"Le hemos dicho alto y claro, los empleados públicos tienen una paciencia limitada y están teniendo más que paciencia para ser los únicos en toda España que todavía no han conseguido la subida salarial del año 2020, de tal forma que en septiembre veremos que haya buenas noticias", ha añadido.

UGT muestra su satisfacción

Por su parte, la secretaria de Acción Sindical de UGT Servicios Públicos de Extremadura, María Ángeles Rodríguez, ha mostrado su satisfacción por el hecho de que en la Mesa General celebrada este viernes se haya abordado la subida salarial del 2 por ciento para los empleados públicos en julio.

Rodríguez ha recordado que este acuerdo alcanzado deriva del Acuerdo Marco Estatal para una Administración del Siglo XXI que se firmó en octubre del 2022 y que cuando termine la aplicación supondrá entre el 2022 y 2024 una subida para los empleados públicos de un 9,5 por ciento.

Con lo cual, ha expresado que UGT-SP se siente "muy satisfecho" de que se cumpla con el acuerdo y que se haga efectivo en el mes de julio, con el abono en dicho mes de "todos los atrasos correspondientes desde el mes de enero, porque es con carácter retroactivo".

CCOO traslada reivindicaciones pendientes

Finalmente, la secretaria general de la Federación de Enseñanza de CCOO de Extremadura, Lourdes Núñez, ha aprovechado la reunión de la Mesa General de Negociación que ha abordado la subida de 2 por ciento, una "deuda ya histórica" con los empleados públicos, para trasladar otras "reivindicaciones pendientes".

Entre ellas, Núñez ha incluido la modernización efectiva del sistema de la administración pública, "mimar" la ruralidad en la región o reforzar a la Administración Pública no solo en el ámbito más técnico, sino también en el ámbito sanitario y en el ámbito educativo.

"Faltan plantillas orgánicas en los centros y, sobre todo, en acometer un tercer acuerdo ya para la Administración Pública en el que se tenga en cuenta no solo una subida porcentual, como se está haciendo hasta ahora, sino una subida que tenga en cuenta la revalorización nominal para que las empleadas y los empleados públicos tengan un poder adquisitivo real, dependiendo de ese tanto por ciento interanual de IPC que la Administración pública no tiene en cuenta", ha señalado.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud