Actualidad

Castilla y León dará subvenciones a fondo perdido a las pymes para animarlas a exportar

  • l V Plan de Internacionalización incrementará un 17% las empresas exportadoras y se centrará en diversificar sectores
Mañueco durante el acto de presentación del Plan de Internacionalización
Valladolid

El presidente de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, ha presentado este miércoles el V Plan de Internacionalización con el que se prevé incrementar en un 17 por ciento las empresas exportadoras de la Comunidad hasta llegar a las 8.000 y que se centrará, entre otras cuestiones, en diversificar mercados para no depender "en exclusiva" de la automoción.

Fernández Mañueco ha detallado los pormenores de este V Plan en Medina del Campo (Valladolid), localidad que ha sido elegida por su historia comercial al ser cuna de las ferias y por ser "una ciudad con mucho pasado pero que fue capaz abrirse y asombrar".

El presidente ha señalado que el objetivo principal del mismo es continuar con la línea "ascendente" con el fin de abrir la Comunidad "al mundo". "La mejor manera de crecer es salir fuera", ha señalado Fernández Mañueco, quien ha insistido en la necesidad de avanzar hasta llegar a las 8.000 empresas exportadoras de la Comunidad --un 17 por ciento más--.

"Tenemos que aprovechar las opiniones que nos ofrece el comercio exterior para impulsar el crecimiento del tejido productivo y para la creación de empleo", ha reseñado Fernández Mañueco, quien ha insistido en la "experiencia" con la que cuenta la Comunidad en esta materia, ya que en 2021 las exportaciones de alcanzaron los 15.803 millones de euros, lo que supone un incremento del 10 por ciento respecto al año anterior.

Además en el primer trimestre del año la Comunidad ha registrado un superávit comercial de más de 600 millones de euros frente a una caída en el conjunto del país de 15.400 millones. "Las cifras dicen bien a las claras que somos una Comunidad netamente exportadora y sitúan a la economía de Castilla y León entre las más abiertas y dinámicas de España", ha señalado.

No obstante, pese a esta "buena senda", el Ejecutivo quiere "ir más lejos", por lo que uno de los principales objetivos de la Junta es conseguir diversificar sectores.

Como ha explicado el presidente es importante mantener el crecimiento sin depender "en exclusiva" de la automoción. Así, ha concretado que el Plan busca incrementar un 5 por ciento las exportaciones en sectores no ligados a la automoción e incrementar las exportaciones del 30 al 35 por ciento a países fuera de la Unión Europea.

Mañueco ha subrayado la importancia que tendrá dentro de esta estrategia la digitalización a través de nuevas herramientas de promoción comercial internacional y ha enfatizado que el Plan facilitará la fluidez de la cadena de suministros en el futuro, para que se incentive la llegada de nuevos proyectos de inversión a Castilla y León. "El objetivo es alcanzar una media de 300 proyectos de inversión captados cada año", ha apuntado.

Sobre la financiación de las empresas, el presidente de la Junta ha informado de una línea de subvenciones a fondo perdido de hasta el 50 por ciento para proyectos de pymes y autónomos de hasta 200.000 euros. Además, ha recordado que el Plan tiene una nueva línea de préstamos avalados al cien por cien para apoyar el comercio exterior de midcaps, pymes y autónomos desde 6.000 a 300.000 euros.

El presidente ha señalado que este Plan de Internacionalización Empresarial de Castilla y León es una herramienta estratégica al servicio del tejido empresarial de la Comunidad para "seguir avanzando" en la recuperación económica y social y un "ejemplo" de colaboración público-privada.

"Hoy, la internacionalización de las empresas no es una opción, es una necesidad. Por eso invito a todas las empresas a que participéis y saquéis partido del plan que acabamos de presentar", ha zanjado.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.