Actualidad

Nuevas líneas de 600.000 euros para apoyar el sector cultural

Los directores generales del Gobierno de Aragón de Economía, Luis Lanaspa, y Cultura, Víctor Lucea, en la presentación de las líneas de apoyo al sector cultural.
Zaragoza

Los directores generales del Gobierno de Aragón de Economía, Luis Lanaspa, y Cultura, Víctor Lucea, han dado a conocer dos nuevas líneas de apoyo al sector cultural de la comunidad autónoma con el propósito de favorecer su acción en el exterior, como, por ejemplo, la participación en ferias internacionales, mediante la colaboración con AREX, y también apoyar para obtener financiación, a través de la Sociedad para el Desarrollo Industrial de Aragón (Sodiar).

Para ambos objetivos, el Ejecutivo autonómico cuenta con un presupuesto de 600.000 euros, si bien es un crédito ampliable si el número de solicitudes así lo requiere.

El director general de Cultura, Víctor Lucea, ha comparecido en rueda de prensa junto con el director general de Economía, Luis Lanaspa, y el primero ha explicado que ya antes de la pandemia se había detectado la "singular dificultad" que tiene el sector cultural para obtener financiación en el mercado "por el carácter de la actividad", en ocasiones, de tipo "intangible".

Por otra parte, se había constatado la necesidad de sistematizar el apoyo a la internacionalización de la cultura, tras comprobar la "alta receptividad" que obtienen las propuestas que se plantean en el exterior, teniendo en cuenta, además, que la cultura "es la principal imagen de nuestra identidad y carácter colectivo".

Con este último objetivo, el Gobierno de Aragón va a otorgar ayudas directas por un valor total de 150.000 euros, a través de Aragón Exterior (AREX), a editoriales, empresas de artes escénicas y plásticas, y creadores audiovisuales, destinadas a costear entre el 50 y el 70 por ciento de las actuaciones relacionadas con su proyección fuera de España.

En concreto, se financiará el establecimiento de contactos con potenciales compradores, la atracción de productores y distribuidores audiovisuales, la promoción internacional online, así como la participación en ferias y festivales internacionales o en certámenes de reconocido prestigio, como el Festival de Cine de San Sebastián, entre otras.

Financiación

Por otra parte, a través de la Sociedad para el Desarrollo Industrial de Aragón, el Departamento de Economía, Planificación y Empleo ha puesto en marcha un fondo de apoyo a la industria cultural, dotado con 450.000 euros, dirigido a empresas del sector cultural y audiovisual aragonés.

La finalidad es respaldar a estas compañías en el proceso de reactivación tras la crisis económica provocada por la pandemia y, para eso, se ofrecerán préstamos de entre 5.000 y 50.000 euros, en condiciones ventajosas. Tendrán un tramo fijo del 3,5 por ciento y una parte variable en función de los resultados.

Estos créditos podrán ir destinados tanto a circulante como a financiar inversiones en activos materiales e inmateriales, en modernización y digitalización, o en procesos de internacionalización. El plazo de amortización será de cinco años, con uno de carencia --la devolución del préstamo comenzará a partir del segundo año de concesión-- y se financiará hasta el 75 por ciento de la inversión realizada.

El director general de Cultura ha considerado "necesario" este fondo de financiación a la cultura, que incluirá, por parte de Sodiar, "un seguimiento y acompañamiento en la viabilidad de los proyectos" para que esa financiación "llegue a buen puerto" y que el fondo se mantenga.

En este punto, el director general de Economía, Luis Lanaspa, ha mostrado la disposición a colaborar con este tipo de iniciativas, que quedaban fuera de las líneas de ayuda de la dirección general de Cultura y de los fondos europeos de recuperación.

Al mismo tiempo, se dan a conocer herramientas como AREX y Sodiar. De esta última, ha dicho que sus préstamos participativos suelen tener "bastante éxito" porque si bien no se solicitan garantías, como sí se hace en el mercado financiero, se efectúa un estudio de viabilidad "muy concienzudo" y hay un acompañamiento.

"Tienen que ser proyectos solventes", ha remarcado. No obstante, Lanaspa ha precisado que siempre hay algún proyecto "fallido". Por otra parte, ha subrayado la disponibilidad de ampliar el crédito, si hay demanda. También ha contado que este tipo de fondos se retroalimentan a partir del primer año, cuando las empresas comienzan a devolver el préstamo, dinero que desde Sodiar se destina a ayudar a otras compañías.

En relación con AREX, el director general de Cultura ha apuntado que va a poner a disposición del sector "su saber hacer" y sus contactos para la promoción en el exterior. Lanaspa ha apostillado que las industrias culturales no se dirigen habitualmente ni a AREX, ni a Sodiar y con estas iniciativas "estamos mostrando dos herramientas muy potentes" para apoyar a este sector.

Primer paso

Tanto el director general de Economía, como el de Cultura han esgrimido que estas acciones son un "primer paso" y han deseado que tengan continuidad en el tiempo. Lucea ha dicho que estas medidas han sido trazadas "con mucho diálogo" con el sector.

También ha destacado la receptividad del Departamento de Economía y de la dirección general, "que ha entendido el carácter trasversal que tiene la cultura" y "la necesidad de sumar de esfuerzos desde diferentes direcciones para llegar a un resultado mejor".

Lucea ha argumentado que el propósito final es mejorar la competitividad de las empresas culturales aragonesas. Asimismo, ha aclarado que estas ayudas son "complementarias" y "compatibles" con las líneas abiertas por su Departamento, de manera que se suman a las convocatorias dotadas con más de dos millones para la creación cultura y a la línea extraordinaria de un millón impulsada a causa de la pandemia.

Además, los fondos europeos MRR reforzarán en cuatro millones de euros el presupuesto cultural para 2022 y 2023, con convocatorias para la modernización de infraestructuras culturales, ayudas a las salas de cine, digitalización de archivos, aceleradores culturales y la diminazación de la cultura en el ámbito rural.

Cerca de 8.000 empleos

El director general de Economía ha precisado que el empleo en el sector cultural en Aragón ha ido creciendo progresivamente en los últimos años --a excepción de en 2020-- hasta alcanzar los 8.786 afiliados a la Seguridad Social de media este año, lo que supone el 1,5 por ciento de la afiliación total de la comunidad autónoma. En 2016, la cifra de afiliados era de 7.755 personas y el peso sobre el total, del 1,45 por ciento.

El sector cultural engloba actividades que van desde la información y comunicaciones hasta actividades cinematográficas, de vídeo, programas de televisión, grabación de sonido y edición musical; de programación, emisión de radio y televisión; actividades artísticas, recreativas y de entretenimiento; bibliotecas, archivos, museos, artes gráficas, y actividades de fotografía y musicales.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.