Tecnología

Las aplicaciones más populares entre los ricos

Imagen de la web de 'Blackjet', que tiene una 'app' para reservar plazas en vuelos privados.

Algunos desarrolladores se han especializado en un sector muy reducido pero con grandes posibilidades de consumo de aplicaciones exclusivas: los ricos.

Así, han aparecido aplicaciones cuyo coste supera los cien euros y que sirven a los intereses poco terrenales de las clases más adineradas, publica el diario El Confidencial

BlackJet es una de estas populares apps que sirve para reservar plazas en vuelos de jets privados. El objetivo es "devolver la elegancia perdida en los aeropuertos modernos". El precio por usar este servicio es e 200 euros, que, por supuesto, no incluye el coste del asiento en el avión.

Onefinestay es otra de estas aplicaciones de lujo para que los ricos intercambien casas cuando viajan y así evitar los impersonales hoteles. De momento, la aplicación solo oferta servicio de alojamientos en Nueva York y Londres, y se compromete a mantener la casa en estado óptimo.

Inspirato es una aplicación que funciona como una exclusiva agencia de viajes. American Express se ha unido al proyecto, y han creado un club de viajes en el que solo el ingreso cuesta 17.500 dólares, a lo que hay que añadir una cuota anual de 3.000. 

Aplicaciones gratuitas y muy útiles para las clases altas son la app lanzada por la famosa joyería neoyorkina Tiffany's, que ayuda al usuario a elegir el anillo de compromiso perfecto y, una vez hecho esto, compartirlo con toda su agenda de contactos.

También es destacable la app de la casa de subastas Sotheby's, que permite al usuario estar informado de cada una de las piezas nuevas disponibles para las siguientes pujas.

Relacionados

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum2

jo jo jo
A Favor
En Contra

jajajaja ¿los ricos intercambiándose casas para no pagar hotel? que bueno, pues como no les pongan candados a prueba de tenazas a los cuadros, cubertería de plata, a sus lámparas de diseño y a sus trajes de Christian Dior, a.... mientras llegan a la otra casa que sólo vieron en fotos, menudas risas eh?

Puntuación 10
#1
Elsa
A Favor
En Contra

Pues yo no intercambiaría la casa con los Urdangarín Borbón, no me fío de volver y no tener vajilla, que me falte algún cuadro de valor, el juego de té chino o el jarrón de Sévres del siglo XVIII.

Puntuación 2
#2