Status

Henna, aguacate o jengibre: la lista de remedios naturales para estimular el crecimiento del cabello

  • En periodos de caída estacional se pueden llegar a perder hasta 1000 pelos diarios
  • La vida de cada uno de nuestros cabellos es de dos a seis años
  • La sequedad y las puntas abiertas pueden influir en la incidencia de la caída capilar
Dreamstime.
Madrid

Se acerca esa época del año donde el pelo se acumula en el cepillo y aunque lo normal sería asustarse no hay motivo para ello ya que es un proceso totalmente fisiológico y, por lo tanto, normal que se produzca. Es por ello que tanto en primavera como en otoño se acelera la renovación capilar segregando el cuero cabelludo sustancias como melatonina o prolactina para protegerlo así del sol. Mientras que en verano y en invierno se recupera el pelo perdido.

Un día normal se pierden entre 50 y 100 cabellos, sin embargo, en periodos de caída estacional se pueden llegar a perder hasta 1000 pelos diarios. La vida de cada uno de nuestros cabellos es de dos a seis años, dividiéndose esta en tres fases: anágena (crecimiento), catágena (estancamiento) y telógena (caída). Es en esta última fase cuando se nos cae el cabello, durando no más de cuatro meses. A lo largo de la vida de una persona, cada pelo repite el mismo ciclo de crecimiento unas 20 veces, lo que no es sincrónico, por lo que cada pelo tiene un ciclo de vida independiente de los demás.

Cómo evitar la caída estacional

Cuidarse desde dentro se ve reflejado en el exterior, es por eso que una dieta sana, rica en frutas y verduras es fundamental para combatir la caída del cabello. Los especialistas de Uala, la web y app líder en el sur de Europa dedicada al mundo de la belleza y el bienestar, recomiendan alimentos ricos en vitamina C como son los cítricos, fresas, limones o kiwis, que van a facilitar la absorción de hierro, mientras que los alimentos que contienen hierro (carnes, espinacas, coles de Bruselas, rúcula o acelgas) van a contribuir a la oxigenación del cabello. La vitamina A, que la podemos encontrar en los huevos por ejemplo, ayuda a lubricar el bulbo piloso, contrarrestando la caspa y la sequedad del cuero cabelludo. No obstante, la biotina (presente en nueces, batatas, huevos y avena) contribuye a estimular el crecimiento de la queratina.

Aún así, lo mejor es estar preparado, y para ello, lo recomendado cuando llega esta época es visitar al peluquero, de esta manera se empezará la temporada con un pelo sano y renovado. La sequedad y las puntas abiertas pueden influir tanto en el aspecto como en la incidencia de la caída capilar.

Remedios caseros naturales que ayudan a estimular el crecimiento del cabello

Aceite esencial de romero: el aceite de romero favorece la oxigenación de los bulbos pilosos, promoviendo así el crecimiento del cabello. Es aconsejable aplicarlo masajeando el cuero cabelludo o diluirlo con el champú.

Henna: esta técnica utilizada desde siempre por las mujeres orientales para teñirse el pelo da brillo y volumen al cabello, haciéndolo más fuerte. Para la utilización de esta es aconsejable preparar una compresa con henna y agua para aplicarla directamente sobre el cuero cabelludo y el cabello, se puede hacer tres o cuatro veces al mes.

Aguacate: este se puede utilizar para la preparación de una mascarilla fortalecedora para el cabello. Es suficiente con aplicar la pulpa de un aguacate maduro sobre el cabello húmedo durante al menos media hora antes del champú. Esta combinación es ideal para combatir la sequedad de la piel y la caída de l cabello.

Aceite de coco: rico en antioxidantes y vitamina E y gracias a su acción nutritiva, es una excelente solución para cuidar el cabello. Para su utilización es aconsejable diluirlo con un poco de agua y aplicarlo con un suave masaje sobre el cuero cabelludo y el cabello. Se debe dejar actuar durante unas dos horas antes de aplicar el champú.

Jengibre: rico en vitaminas, minerales y aceites esenciales, este estimula el flujo sanguíneo del cuero cabelludo permitiendo que los folículos pilosos crezcan mejor. Además, gracias a sus ácidos grasos, es ideal para los cabellos finos porque los hace más fuertes y sanos. Para preparar las mascarilla, basta con mezclar jengibre rallado con aceite de oliva. La mezcla obtenida debe aplicarse sobre el cabello húmedo con una masaje profundo de quince minutos para su mejor absorción.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin