Status

Trasplante de cabello (técnicas FUE o FUT), peluquines o tomar Minoxidil o Finasteride: qué es mejor para combatir la alopecia

  • Hoy por hoy la calvicie es una característica que se puede cambiar
  • Hay tratamientos tópicos, farmacológicos, protésicos y quirúrgicos
  • Resuelva todas las dudas de las diferentes opciones con la experta
Madrid

Solucionar la alopecia masculina ya no solo es posible, sino que el hombre cada vez tiene menos vergüenza en someterse a intervenciones quirúrgicas para solucionarla. Así, están creciendo y evolucionando los tratamientos y clínicas centradas en solucionar este problema. A continuación, resuelva algunas de las dudas más importantes sobre los tratamientos o cirugías que solucionan o retrasan la caída del cabello con  Cristina Morante, directora médica de MC360.

¿La alopecia se soluciona con champús anticaída u otros tratamiento cutáneos como las ampollas?

La experta explica que los champús y las ampollas son complementos para un tratamiento sobre alopecia que deben complementar el tratamiento médico de cada una de ellas. Como ejemplo, la médica destaca la caída de cabello producida por la dermatitis seborreica, donde aparecen pacientes con alopecia y uno de los arsenales que tenemos para el tratamiento es un champú específico como seborregulador.

No obstante, recuerda que este tipo de champús o ampollas se necesitan dar después de intervenciones invasivas como el microinjerto capilar: "Queda todavía pelo nativo. Ese pelo nativo nos puede dar más densidad y mejorar el resultado", explica.

¿Los tratamientos farmacológicos por vía oral son más efectivos?

Cristina Morante confiesa que no se puede decir que los medicamentos por vía oral sean más efectivos. "Ahí tenemos el claro ejemplo del Minoxidil, que se da de forma tópica y tiene evidencia tipo A es decir, tiene ensayos clínicos que evidencian la eficacia frente a la caída del cabello gracias al engrosamiento del mismo y el aumento de la vascularización", relata la médica.

Sin embargo, entiende que las soluciones farmacológicas por vía oral son más fáciles de controlar: "No es lo mismo mandar a un paciente una pastilla de Finasteride para controlar su alopecia, donde la cantidad de Finasteride que se va a tomar es totalmente controlada y todos los días es la misma, que una formulación magistral en la que la absorción puede depender entre otras cosas de la cantidad de cabello que se tenga, del área a aplicar o del producto que pueda quedarse a modo de arrastre en las manos", asegura.

Los tratamientos tópicos y orales, la primera trinchera de la alopecia

Más allá de la efectividad de estas soluciones más o menos agresivas, la experta de la clínica madrileña MC360 entiende que se trata de la primera línea de elección cuando comienza la alopecia. "El implante o microinjerto capilar tiene su indicación cuando ya no existen folículos; son áreas amplias donde no existe ningún folículo y por lo tanto no podemos pretender que aplicando tratamientos podamos conseguir resultados", concreta.

Los peluquines o prótesis capilar, una opción que ha evolucionado mucho

Ya quedó atrás la época en que un peluquín se veía a leguas o se levantaba con cualquier ráfaga de aire. Hoy en día, la mayoría de las pelucas que se utilizan son de cabello natural y con una anudación que también sea lo más natural posible. Así, Cristina Morante cuenta que las prótesis de hoy son personalizadas para cada cliente, se pegan con siliconas y pegamentos y se pueden mantener sin cambiar hasta veinte o treinta días. 

A pesar de la evolución de este tipo de soluciones, la doctora Morante señala que esta opción se suele recomendar para las alopecias temporales (enfocadas a oncología) o en aquellos individuos que tienen unas alopecias que no se pueden operar. "No todas las alopecias pueden ser operables y podemos trasplantar pelo; en esos casos la única alternativa que tenemos viable no es la micropigmentación, desde luego es la prótesis capilar", confiesa.

Trasplante de pelo o injerto capilar a través de las técnicas FUE y FUT

Qué son las técnicas FUE y FUT y cuándo se aplican

La técnica FUT o FUSS (Follicular Unit Trasnplantation) se conoce comúnmente como la técnica de tira porque el pelo que se implanta se obtiene al extraer de la parte posterior de la cabeza del paciente una tira de cuero cabelludo de hasta 20 centímetros de longitud por 1 de ancho. La técnica FUT (Follicular Extraction Unit), por su parte, consiste en la introducción de pequeños injertos de cuero cabelludo con las llamadas 'unidades foliculares, formados por entre uno y cuatro folículos pilosos. 

Cristina Morante explica que cuando no es posible por la topografía de la cabeza del paciente o bien porque el pelo es excesivamente rizado y no es posible hacer una extracción con micromotor o técnica FUE, estaría indicado la realización de una extracción del pelo en tira.

¿Cuánto dura todo el proceso del injerto? ¿Hay hospitalización? ¿Y anestesia? 

Los tiempos que maneja la clínica MC360 alcanzan los 18 meses, desde el inicio del proceso hasta el final de todas las revisiones. La duración concreta de la intervención es similar en ambas técnicas y se caracteriza por ser alargada (varias horas). No obstante, solo es necesario una anestesia local.

El pelo trasplantado vuelve a crecer si es arrancado 

El pelo trasplantado se comporta como como un pelo completamente normal, sufre estrés exactamente igual y puede sufrir por tirones reiterados, como ocurriría por ejemplo en el caso de la tricotilomanía.

comentariosforum1WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin

forum Comentarios 1

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

JUAN
A Favor
En Contra

SER CALVO TAMPOCO ESTA MAL, A MUCHAS MUJERES LES PONEN LOS CALVOS. ADEMAS AHORRAS EN PELUQUERIA.

Puntuación 0
#1