Opinión

Endesa: un año y mucho dinero

Rafael Mirnada y Manuel Pizarro, consejero delegado y presidente de Endesa
Quién les iba a decir a los accionistas de Endesa que la compañía valdría hoy 8.000 millones más que hace un año. Cuando Gas Natural inseminó a la eléctrica, el pasado 5 de septiembre, nada hacía prever que aquel embarazo beneficiaría tanto a la compañía de Manuel Pizarro.

"Dentro de nueve meses nacerá la criatura", afirmaba entonces el presidente de la gasista, Salvador Gabarró. Pero la gestación se complicó.

Y lo que parecía una operación empresarial llevadera adquirió tintes melodramáticos: los alemanes de E.ON lanzaron otra opa sobre Endesa, el Gobierno asumió un protagonismo inusitado y algunos organismos españoles tomaron decisiones polémicas.

Los accionistas, los principales beneficiarios

A día de hoy, el culebrón energético sigue enredado, pero con un vencedor claro: los accionistas de la eléctrica. Pizarro ha sabido convencer a los analistas de que la compañía es capaz de ganar más dinero y sus títulos han pasado de los 18,56 euros del pasado otoño a los 27,08 euros actuales (el 46 por ciento más), un buen premio para los inversores.

También es llamativo que, a pesar de los giros que ha dado el argumento de la película, Endesa no está cara: su PER (número de veces que el beneficio se recoge en el precio de la acción) es de 13 veces, mientras que el de Iberdrola y Unión Fenosa es de 16,5 y 17, respectivamente.

Siguientes candidatas: Iberdrola y Unión Fenosa

Este panorama revela que, gracias a Gas Natural y a Pizarro, los espectadores que compraron su entrada en septiembre de 2005 han recibido bastante más de lo que esperaban.

Lo que falta por ver es cómo termina esta intriga y si la historia se repite en las eléctricas que presiden Ignacio Sánchez Galán y Pedro López Jiménez, que cotizan a precios de opa. Mientras, los accionistas de Endesa seguirán disfrutando de esta tragicomedia.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud