Bolsa, mercados y cotizaciones

Las cuatro claves que impiden una corrección mayor del euro pese al BCE

El euro tiene muchas vidas. A pesar de los esfuerzos del Banco Central Europeo (BCE) para debilitar la divisa, la cantidad de argumentos que tiene la moneda común para su apreciación impiden romper el nivel de los 1,35 dólares.

La entidad europea ya ha movilizado los primeros millones de euros del total de más de un billón que inyectará al mercado, pero la divisa sigue sin bajar. El euro se resiste a perder este nivel y, aunque los analistas esperan que el cruce se vaya por debajo del 1,30 en los próximos trimestres, las fuerzas del mercado lo impiden. ¿Cuáles son las vidas que tiene el euro?

En primer lugar, los 1,35 dólares son un nivel en el que se han hecho fuertes muchos inversores. Es aquí donde se presenta un "soporte clave para la divisa europea", destaca Joan Cabrero, director de estrategia de Ecotrader. El euro sólo ha cerrado una sesión por debajo de este nivel un día este año, en febrero.

Una de las vidas fundamentales del euro en estos últimos trimestres es el superávit comercial de la Eurozona, lo que refleja la fuerte entrada de divisas extranjeras para comprar activos internos. Una situación que provoca que, día a día, empresas y particulares demanden más euros de los que venden y, en definitiva, empujen el tipo de cambio al alza. "El fuerte superávit de la Eurozona seguirá aguantando a la moneda común", explica Enrique Pérez-Hernández, profesor del IEB.

Desde enero hasta mayo los países de la Eurozona consiguieron un superávit de 74.000 millones de euros, el volumen de entrada de divisas más elevado desde la creación del euro a estas alturas del año. A pesar de la fortaleza de la divisa, la competitividad de las empresas europeas es todavía mayor, lo que ha permitido al sector exterior ser uno de los motores de la economía.

Por otra parte, aunque pueda parecer lo contrario, la actuación de la Reserva Federal y del BCE también fortalece al euro. Al fin y al cabo, la Fed todavía inyecta 35.000 millones de dólares cada mes (casi la misma cantidad que cuando empezó el famoso QE3, en septiembre de 2013), mientras que la entidad europea sigue reduciendo balance (un 33% desde 2012).

El 'efecto China'

También hay otro movimiento que ha mostrado una gran correlación con la fortaleza del euro: la diversificación de las reservas de China. El gigante asiático posee la mayor reserva del mundo con casi cuatro billones de dólares en el Banco Popular Chino (casi cuatro veces todo el PIB de España). El activo más representado es el dólar, pero las autoridades del país quieren diversificar su cartera y uno de los objetivos seleccionados es el euro. Aunque China no publica los detalles de la composición de sus reservas, es posible estimar estos movimientos con otros indicadores. En primer lugar, en los últimos meses redujeron su cartera de bonos soberanos estadounidenses en 46.000 millones de dólares.

Muchos expertos creen que hay en marcha un proceso de China de venta de activos en dólares y compras en euros. "En un año, el peso del euro en las reservas de divisas chinas se ha incrementado hasta el 25% mientras que el dólar se ha debilitado hasta el 66%", explica Javier Santacruz investigador asociado a la Universidad de Essex, "el resto está compuesto por otras divisas como el yen, la libra esterlina, el dólar de Hong Kong o el franco suizo".

La actual fase de fortaleza del euro comenzó a mediados de 2012, después de tocar los 1,20 dólares en julio. Unos meses antes, en febrero, Wen Jibao, por entonces primer ministro, reconocía que "Europa es el principal destino para la diversificación de nuestras reservas".

"Los analistas estiman que China tiene en torno a un cuarto de sus reservas en activos denominados en euros, la mayoría de las cuales aparecen concentradas en los países más sólidos", explica Nargiza Salidjanova, en un informe de la Comisión del Congreso de EEUU para las relaciones con China. "El aumento de las reservas internacionales del gigante asiático ha ayudado a contener la apreciación del yuan y ha tenido una gran correlación con presiones apreciatorias en el euro/dólar", explica el economista Jaime Costero.

Pero el Banco Popular Chino no es la única autoridad monetaria que está haciendo acopio de euros. Otras entidades, como el Banco Nacional Suizo, tiene intervenido al franco desde septiembre de 2011 ante la entrada masiva de capitales en el país por la crisis de deuda en Europa. Desde entonces, ha fijado el tipo de cambio máximo para su divisa en 1,20 francos por euro, por lo que, en fases de apreciación de su moneda, la entidad tiene que comprar euros y vender su divisa para equilibrar las fuerzas del mercado, lo que contribuye a apreciar a la moneda común.

comentarios7WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin

Comentarios 7

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

Despite
A Favor
En Contra

Es decir, que entre los Chinos, los Suizos,...etc estamos J*didos para que seamos competitivos vía moneda común !!

Pues ya sabemos...salarios más bajos...condiciones más precarias...en fin..nada halagüeño.

Puntuación 17
#1
Usuario validado en elEconomista.es
Jaime Oro
A Favor
En Contra

El dogma keynesiano dice que devaluando una moneda se consigue mejorar la competitividad. Sin embargo esta noticia y las gráficas que contiene demuestran que es justo al revés: la mejora de la competitividad y la fortaleza de una divisa van juntas de la mano. Debilitar la moneda provoca una bajada de la competitividad, como ya demostró la política de los socialistas en España a partir de la juerga y consiguiente ruina económica del año 92. La moneda fuerte europea era el franco alemán mientras Alemania ganaba competitividad frente a España que devaluó tres veces la peseta.

Los keynesianos españoles, que son muchos, nunca dieron una explicación racional al fenómeno y España no ganó competitividad hasta que no se deshizo de la peseta para integrarse en el marco alemán, que entonces pasó a llamarse euro.

La única razón para devaluar o depreciar el euro es la acumulación insostenible de la deuda. No tiene efectos positivos sobre la competitividad, menos aún cuando las empresas se han tecnificado hasta tal punto que los stocks de producción son cortísimos. Esa idea de los keynesianos tenía su sentido en los años del Ford T, cuando las marcas tenían stocks de producción para dos, tres años o más. Pero las tecnologías han cambiado y las empresas fabrican prácticamente bajo pedido. Cuando se deprecia una moneda suben los costes de producción -fundamentalmente los energéticos-. Las empresas aplican subidas de precios conforme suben los costes y estas subidas se comen en dos días los posibles efectos positivos de una devaluación monetaria. Evidentemente, los costes salariales tardan más en reaccionar y de ahí que proponer devaluar equivale a proponer explotar a los trabajadores aún más si cabe -por cierto, propuesta estrella del nuevo candidato del PSOE, Pedro Sánchez-.

Los políticos saben de sobra que esto es ya así desde hace bastantes años. Nadie se traga ya los dogmas de fe keynesianos. Pero saben que es la única forma de liquidar una parte de la deuda. Por lo tanto, ese es el único objetivo de la devaluación: robar a los prestamistas que son, lo sepan o no, los depositantes de la banca. ¡Larga vida al oro!

Puntuación 2
#2
Financiero
A Favor
En Contra

Vaya tio pesao el de 2, tu crees que a la gente le interesan tus opiniones? quien te crees que eres? Si no eres mas que otro p..o ignorante como todos. El toston que dabas con lo de comprar oro y el batacazo histórico que se pegó... Las élites financieras jugando sus jueguecitos con el dinero, son los únicos que saben lo que pasa en realidad aquí, y vienes tu aqui con tus ideas preconcebidas por tus lecturas y articulos de opinión de otros y te crees que puedes ponerte a explicar la verdad absoluta y universal sobre el mundo financiero???? Repugnante tu falta de humildad y tus aires de superioridad...

Puntuación -9
#3
carcaredon
A Favor
En Contra

Jaime Oro a mi si me interesan tus opiniones.

Soy de tu club de fans. ¡Animo!

Puntuación -8
#4
no es oro todo lo que reluce
A Favor
En Contra

despues de seguir durante años los mercados de divisas he llegado a la conclusion que muchas veces es imprevisible su valor respecto a otra divisa similar,pues en ellas mismas hay una guerra interna, me explico, por mucho que al señor mario le interese vajar el euro, a la señora yelen le incomodara, por lo que, hay queda eso

Puntuación 10
#5
Usuario validado en elEconomista.es
ucpeg
A Favor
En Contra

Muy buena reflexión Jaime oro.

Número 2 (financiero) : no eres mí s tonto por que practicas poco

Puntuación -5
#6
susi
A Favor
En Contra

Jaime Oro, tienes menos idea de economía y de divisas que yo de fisión nuclear, guapísimo........

Puntuación 2
#7