Bolsa, mercados y cotizaciones

Los bancos españoles sólo cuestan en bolsa el 60% del valor contable

La desconfianza en el sector bancario español vuelve a vivir nuevos capítulos al descender la relación entre el valor bursátil y el contable desde las 0,9 a las 0,6 veces en un año. Lo que significa que si los bancos españoles se liquidasen en los precios actuales, el mercado sólo reconocería el 60% de sus inversiones.

Ningún banco cotiza por encima de su precio de liquidación, después de que BBVA -el único que resistía- aglutine junto con el Santander los mayores deterioros. Las incertidumbres sobre el nuevo mapa bancario, tras el proceso de reestructuración de las cajas y las medidas tomadas en Europa para reforzar su solvencia, hacen que el valor en libros de los dos grandes bancos españoles se haya recortado de media un 27% en un año.

Hasta ahora eran los precios de los activos de los bancos más dependientes del negocio nacional los que más se resentían. Sin embargo, la tendencia parece haber cambiado al comprobar que el valor en libros de el Santander ha cedido un 30% desde comienzos de 2011 (desde las 0,99 a las 0,69 veces) y el de BBVA, un 23%, desde las 1,12 a las 0,86 veces. "El mercado ha descontado en el precio todo lo que rodea a estas compañías y eso ha provocado una caída sistemática en ese múltiplo de valoración", argumenta Alberto Roldán, analista de Inverseguros.

Tanto es así que ahora ni siquiera BBVA cumple aquello de que el precio en libros debería ser el suelo mínimo de la cotización, ya que se sitúa por debajo de las 1 veces después de que los mercados se cebaran, sobre todo desde julio, con los grandes nombres de la banca europea por su tenencia de deuda soberana. BBVA cedió el año pasado alrededor de un 17% desde ese mes, mientras que el Santander se dejó más de un 26% mostrando una evolución muy dispar con la del selectivo español (ver gráfico). "Se trató de una huída hacia la calidad porque es incoherente castigar por tener deuda pública, ya que los activos de riesgo son aquellos que ven mermadas sus valoraciones (como los inmobiliarios)", puntualiza Fernando Hernández, director de gestión de Inversis.

El Santander, como doméstico

El Santander es la entidad española que más ha recortado el precio de liquidación hasta situarse sólo por delante de Bankia y Cívica.

"Hasta hace unos años una entidad cotizando cerca de una relación de 1 veces se consideraba que era atractiva y ahora se establece como un objetivo", apunta Roldán. El Santander cotiza a 0,69 veces y "la tendencia debería ser seguir elevando los fondos propios al reforzar sus ratios de capital y que esto provoque un descenso del valor contable", afirma Nuria Álvarez, de Renta 4. Y es que aparte de ampliar capital convirtiendo preferentes en acciones, Santander se enfrenta (como el resto) a la elevada morosidad, al riesgo inmobiliario, así como a las numerosas incertidumbres sobre cuáles serán los bancos que tengan que absorber a entidades con menor salud financiera.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud