Ecoley

La pareja de la fallecida por Novichok quiere a los sospechosos "ante la Justicia"

Londres, 5 sep (EFE).- Charlie Brown, pareja de Dawn Sturgess, fallecida tras entrar en contacto con el agente nervioso Novichok el pasado julio, aplaudió hoy la noticia de que el Reino Unido ha identificado a los sospechosos que trajeron la sustancia al país y reconoció que quiere que sean llevados "ante la Justicia".

La primera ministra británica, Theresa May, confirmó hoy la identificación de los rusos Alexander Petrov y Ruslan Boshirov como responsables del ataque contra el exespía ruso Serguéi Srkipal y su hija, perpetrado con el agente nervioso ruso Novichok en la ciudad inglesa de Salisbury en marzo.

Esa misma sustancia fue la que provocó la muerte de Sturgess, de 44 años, tras entrar en contacto con un perfume que su pareja, Charlie Rowley, había encontrado abandonado en un contenedor, pero que en realidad contenía el agente nervioso.

"Me alegro de que la policía haya avanzado en la investigación, pero al mismo tiempo es molesto ver el rostro de Dawn en todas partes, porque me recuerda todo el dolor de perderla", manifestó hoy Rowley en la cadena británica ITV.

El hombre también resultó envenenado con la sustancia, sin embargo consiguió salvar su vida tras varias semanas hospitalizado.

La policía ha declarado que no cree que Rowley y Sturgess fueran objetivos deliberados de la acción, sino que fueron víctimas de una "imprudencia".

El exespía ruso Serguéi Skripal y su hija Yulia resultaron intoxicados el pasado 4 de marzo después de tocar la manilla de la puerta principal de su domicilio en Salisbury, que había sido contaminada con el agente nervioso altamente nocivo.

Ambos sobrevivieron al ataque, que según reveló hoy Scotland Yard fue perpetrado por Petrov y Boshirov, dos oficiales del servicio de inteligencia militar de Rusia, GRU.

Tanto la policía como May facilitaron hoy detalles minuciosos sobre los movimientos de los dos individuos tras su llegada al Reino Unido el pasado 2 de marzo -dos días antes de atacar a los Skripal en Salisbury- y su partida de regreso a Moscú la misma jornada del envenenamiento.

En el ataque, el policía británico Nick Bailey resultó también herido, pero, al igual que los Skripal, consiguió recuperarse.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint