Ecoley

La Policía acaba la investigación de una matanza de Las Vegas sin descubrir los motivos

Las Vegas (EE.UU.), 3 ago (EFE).- Las autoridades policiales informaron hoy de que han cerrado la investigación de la masacre ocurrida en Las Vegas en octubre de 2017 sin descubrir los motivos que llevaron a Stephen Paddock a perpetrar la peor matanza en la historia moderna de Estados Unidos.

Diez meses después de aquella madrugada del 1 de octubre, en la que Paddock asesinó a 58 personas e hirió a 851 desde una suite del hotel Mandalay Bay, en Las Vegas, la Oficina del Alguacil del Condado de Clark comunicó el fin de las pesquisas, que implicaron cientos de entrevistas y miles de horas de investigación, sin dilucidar qué llevó al autor de los hechos a cometer esa acción.

"No hemos podido responder definitivamente el porqué", dijo hoy en rueda de prensa el alguacil del condado de Clark, Joe Lombardo, quien descartó con seguridad que hubiera una segunda persona implicada en el ataque.

"Las preguntas que hemos podido responder son quién, qué, cuándo, dónde y cómo", añadió el alguacil, quien calificó a Paddock como un hombre con problemas mentales y un jugador solitario y de riesgo que llegó a gastar hasta un millón de dólares en el año previo a la masacre.

Lombardo confirmó que el atacante, hallado por los agentes muerto de un disparo en la cabeza en lo que se presume fue un suicidio, no dejó una nota o manifiesto que permita descubrir las motivaciones de ese "insensible acto de violencia" y "extremadamente difícil de comprender todavía".

Esa madrugada, Paddock disparó desde el piso 32 del hotel contra los 22.000 asistentes a un concierto que se desarrollaba en Las Vegas Boulevard.

Los agentes hallaron en el interior de la habitación veintitrés armas de fuego, entre ellas varios rifles, uno de los cuales había sido modificado para funcionar como arma automática

La Policía Metropolitana de Las Vegas no ha arrestado a nadie por su vinculación directa con la matanza.

Lombardo defendió el trabajo de las fuerzas policiales, así como el sistema de comunicaciones usado esa noche por su departamento, en respuesta a las críticas suscitadas tras conocerse que los agentes tuvieron problemas con sus radios durante el ataque.

El alguacil aseguró que no existe en el mundo un sistema que pueda manejar "el volumen y la intensidad de comunicaciones que se produjeron esa noche".

La Policía de Las Vegas difundió en mayo pasado unos cuatro minutos de imágenes registradas con las cámaras adheridas al cuerpo de dos oficiales que entraron a la habitación de Paddock poco después de la matanza.

Las imágenes dan cuenta de los segundos transcurridos antes y después de que varios agentes ingresaran en la suite, así como una explosión al parecer producida por los oficiales para abrir la puerta de la habitación. Posteriormente se ve a los uniformados entrando lentamente.

A comienzos de año, Douglas Haig, de 55 años, fue acusado de fabricar y vender sin licencia un tipo de munición a Stephen Paddock, aunque se ha declarado no culpable y alega que solo le suministró balas trazadoras, que sirven para iluminar el trayecto de una bala.

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin