Ecoley

Karadzic acusa a los bosnios musulmanes de "incitar a los serbios" y pide otro juicio

La Haya, 23 abr (EFE).- El exlíder serbobosnio Radovan Karadzic, condenado a 40 años de cárcel por el genocidio de Srebrenica, crímenes de guerra y de lesa humanidad, pidió hoy un nuevo juicio y acusó a los bosnios musulmanes de "incitar a los serbios para provocar una reacción internacional".

El Mecanismo para los Tribunales Penales Internacionales (MICT, en sus siglas en inglés) celebró hoy la primera jornada del recurso de apelación, solicitado tanto por los abogados de Karadzic como por la Fiscalía, que pide aumentar la pena a cadena perpetua.

Karadzic, quien se defendió durante más de una hora ante los jueces, se presentó como un político que intentó evitar el conflicto en Bosnia-Herzegovina, que comenzó en 1992.

El expresidente de la República de Srpska, de mayoría serbia, fue condenado en 2016, entre otros cargos, por la expulsión de los bosnios musulmanes y bosnios croatas de territorios serbios y el sitio de Sarajevo, en el que murieron unas 14.000 personas.

Según las sentencias del Tribunal Penal Internacional para la Antigua Yugoslavia (TPIY), las tropas serbobosnias sometieron a Sarajevo a bombardeos y fuego de francotiradores entre 1992 y 1995.

El expresidente de la República de Srpska puso en duda esa versión y dijo que la mayoría de las víctimas, unas 8.000, fueron "combatientes musulmanes" que disparaban contra civiles y sus tropas, las cuales actuaban "en defensa propia".

"Si abrían fuego contra los serbios, estos tenían que responder sin tener que preguntarle a su comandante o a su presidente. Era su derecho a defenderse", manifestó Karadzic, quien aseguró que el objetivo último de sus adversarios con esos tiroteos era "internacionalizar el conflicto".

Karadzic también criticó que crímenes cometidos en la antigua Yugoslavia por fuerzas paramilitares serbobosnias hayan sido utilizados para condenarlo a él y a otros líderes de la región.

"Las prohibí y dije que tenían que subordinarse al ejército. ¿Cómo se me ha condenado cuando nosotros las perseguimos y las procesamos?", preguntó a los jueces de apelación.

Sobre las acciones de sus tropas, puntualizó que su estrategia "no era ofensiva, sino defensiva", pues nunca tomaron "un territorio a la fuerza".

El exlíder serbobosnio también criticó que el TPIY rechazara las intervenciones de algunos testigos que lo "exculpaban" y que este tribunal haya "encerrado a gente inocente".

Karadzic es, junto al general Ratko Mladic, quien fue el jefe militar serbobosnio, la figura más destacada entre los condenados por el TPIY, ya que el expresidente yugoslavo Slobodan Milosevic murió en 2006, antes de que se emitiera su veredicto.

La Defensa de Karadzic ha solicitado un nuevo proceso para su cliente por supuestos "errores de derecho" cometidos durante su juicio, que se celebró entre 2009 y 2016.

El abogado Peter Robinson recalcó hoy que el TPIY "tomó atajos" para acortar las vistas orales y, a petición de la Fiscalía "violó los derechos" de su cliente.

El cargo más grave por el que fue condenado Karadzic, el genocidio de Srebrenica, sucedió entre el 11 de julio y el 1 de noviembre de 1995.

Karadzic era el líder de los serbios de Bosnia cuando esa ciudad fue tomada por las fuerzas del general Mladic, que ejecutaron a 8.000 bosnios musulmanes, la mayor masacre en Europa desde la II Guerra Mundial.

El condenado siempre negó tener conocimientos de los hechos sucedidos en Srebrenica y no los nombró en su alocución de hoy.

Por otro lado, la Fiscalía ha pedido que Karadzic sea condenado a cadena perpetua por el único cargo por el que no fue condenado, el de genocidio en algunos municipios de Bosnia Herzegovina.

La decisión de los jueces se espera para los próximos meses.

David Morales Urbaneja

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin