Ecoley

La defensa de Mladic pide su libertad temporal porque "su vida está en peligro"

La Haya, 26 feb (EFE).- El equipo legal del criminal de guerra Ratko Mladic, condenado a cadena perpetua por el Tribunal Penal para la Antigua Yugoslavia (TPIY), ha solicitado su libertad temporal y traslado a Serbia por "motivos humanitarios", debido a que "su vida está en peligro", dijo hoy a Efe uno de sus abogados, Dragan Ivetic.

La moción presentada por la defensa está basada en los exámenes de varios expertos médicos, e incluye las secuelas de sus anteriores derrames cerebrales y múltiples problemas cardiovasculares recientes que le podrían producir "un ataque al corazón o incluso la muerte", explicó Ivetic.

Según los facultativos citados por la defensa, Mladic no recibe actualmente los tratamientos adecuados en el centro de detención de Naciones Unidas de Scheveningen, a pocos kilómetros del TPIY.

Por esa razón, sus abogados solicitan su traslado inmediato a Serbia, país que se ha ofrecido para custodiarlo y examinarlo.

Los médicos que atienden actualmente al exlíder serbobosnio "han fallado" a la hora de realizar "pruebas obligatorias según las directrices de las Sociedad Europea de Cardiología" y diagnosticar "ciertas enfermedades que nuestros doctores sí han sido capaces de detectar", dijo el letrado.

"En otros casos, le han dado tratamientos que no han resultado en una mejora de su estado de salud", añadió Ivetic, por lo que tanto el equipo legal de Mladic como sus familiares han "perdido la fe" en los cuidados que actualmente recibe.

Los abogados ya solicitaron la liberación provisional en marzo de 2017, pero los jueces la rechazaron debido a que no estaban convencidos de que volvería a La Haya para escuchar la sentencia y consideraron insuficientes los motivos médicos.

El exlíder serbobosnio fue condenado en noviembre de 2017 a cadena perpetua y considerado culpable de diez de los once cargos a los que se enfrentaba: uno por el genocidio de Srebrenica y otros nueve por crímenes de guerra y de lesa humanidad cometidos entre 1992 y 1995, durante la guerra de Bosnia.

Los jueces consideraron probado que Mladic era el Comandante del Estado Mayor del Ejército de Serbia mientras sus tropas cometieron dichos delitos.

El excomandante acudió a la lectura de la sentencia, pero fue expulsado de la sala por proferir gritos contra los jueces y trasladado a una sala contigua, donde los médicos comprobaron que Mladic estaba sufriendo una crisis de hipertensión.

Sus abogados solicitaron en ese momento la suspensión inmediata de la audiencia, pero los magistrados se negaron y continuaron para leer el veredicto.

Casi un mes después, Mladic registró en un examen médico una presión arterial aún mayor que durante la lectura de la sentencia, explicó Ivetic, y los facultativos solicitados por la defensa le encontraron un soplo cardiaco que sus doctores habituales nunca le habían detectado.

La Fiscalía ya ha rechazado la moción de los abogados y esgrimido dos argumentos: el riesgo de huida de Mladic una vez esté en Serbia, que considera aún mayor porque ya ha sido condenado; y la poca concreción de su equipo legal a la hora de especificar qué tratamiento médico debería recibir.

La defensa, que tiene que presentar hoy una moción para contestar a la Fiscalía, aducirá que "ni uno solo de los prisioneros que han acudido a Serbia" para tratarse de enfermedades ha huido posteriormente, y algunos de ellos "ya habían sido condenados", añadió Ivetic.

Respecto a la falta de concreción sobre el tratamiento que debería seguir, explicó que esa información aún no puede saberse mientras no se le hagan exámenes médicos más exhaustivos.

Los doctores de la defensa mantienen que Mladic sufre de enfermedades que aún no le han sido diagnosticadas, y algunos neurólogos han comunicado que el exlíder serbobosnio "no se puede comunicar de una manera significativa" y podría presentar "las primeras fases de demencia".

El proceso para determinar si los jueces le conceden la libertad provisional en Serbia puede llevar varias semanas más o incluso meses, y cabe la posibilidad de que el TPIY lleve a cabo audiencias orales para tomar una decisión.

Por otro lado, la defensa de Mladic prepara la apelación de su condena, que debería presentar dentro de un mes.

"Hemos descubierto múltiples errores en la sentencia, apelaremos con éxito", aseguró su abogado.

David Morales Urbaneja

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin