Indicadores Europa

Hans-Werner Sinn pide que el BCE no pueda comprar deuda en el mercado secundario

  • "Francia tendrá a final de año un 96% de deuda pública sobre el PIB"
  • "La renuncia al pacto fiscal deja entrever que la deuda seguirá subiendo"
Hans-Werner Sinn | Presidente del Ifo

El economista alemán y presidente del Ifo, Hans-Werner Sinn, cree que el Banco Central Europeo debe acabar con el programa 'Outright Monetary Transaction' (OMT) a través del cual, el BCE puede comprar deuda soberana de los Estados en problemas en el mercado secundario. Sinn explica que tras el incumplimiento de Francia e Italia del pacto fiscal no tiene sentido seguir por el camino de la "mutualización la deuda soberana".

En un artículo publicado en Project Syndicate, el economista alemán señala que tras las declaraciones de Manuel Valls y Matteo Renzi en las que renunciaron a cumplir el pacto fiscal "queda claro que hay un defecto fundamental en la estructura de la eurozona".

"Francia tendrá a final de año un 96% de deuda pública sobre el PIB, mientras que la de Italia alcanzará el 135%. Además, la renuncia al pacto fiscal por parte de Valls y Renzi sugiere que estos ratios volverán a crecer en los próximos años", explica el presidente del Ifo.

Europa debe elegir

Sinn cree que ha llegado el momento de que Europa elija entre dos modelos, mutualizar la deuda o un modelo de responsabilidad individual. La unión monetaria tomó el camino de la mutualización a través "de los generosos rescates del ESM (Mecanismo Europeo de Estabilidad) y del OMT, a través del cual el BCE ha protegido a los países del impago de la deuda".

Estos programas tenían como condición que los países de la unión monetaria establecieran un techo de deuda, se comprometiesen a realizar reformas económicas y a no sobrepasar un déficit determinado desde Bruselas.

Tras las palabras de Valls y Renzi ahora hay que comenzar a analizar otro modelo, "el modelo de responsabilidad, que requiere que cada Estado se haga responsable de su propia deuda, y que los acreedores soporten los costes de los impagos".

"Francia e Italia han abandonado el pacto fiscal y esto debería ser un claro signo de que el modelo de mutualización de la deuda no ha funcionado en la eurozona. El BCE debería eliminar el programa OMT", sentencia Hans-Werner Sinn.

"Con el modelo de responsabilidad, los acreedores pedirán elevados intereses por comprar la deuda, ya que no podrán esperar que aparezca la máquina de imprimir en tiempos de crisis", señala el economista alemán.

De este modo, "los países más endeudados de Europa se verían obligados a una mayor disciplina fiscal y salvaría a Europa de las avalanchas de deuda, que en última instancia conduciría a los países solventes a la quiebra y la destrucción del proyecto europeo", culmina el economista alemán.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud