Global

Grecia se vende a precio de saldo y pujan China y Qatar, los mismos que en España

La subasta está abierta. Quien se precipite, malvenderá o pujará hasta perder la camisa. Europa y el Fondo Monetario Internacional (FMI) están perdiendo los nervios y se disponen a empujar a Atenas a acelerar su calendario de privatizaciones. China y Qatar, los mismos que se dicen dispuestos a invertir en una España también en horas bajas, se deben estar frotando las manos.

En el disparadero está la principal eléctrica del país, con más de 21.800 empleados: DEI según la transcripción a caracteres latinos de las siglas griegas, o PPC en inglés (Public Power Corporation). El Estado posee el 51,12 por ciento. Su privatización enfrenta al Gobierno socialista con los sindicatos socialistas. También está en la lista de vendibles OTE, la principal teleco helena. El Estado tiene un 20 por ciento y Deutsche Telekom, el 30 por ciento.

Están o estarán a la venta una miríada de puertos como el ateniense de El Pireo, y el de Salónica. Los griegos aseguran que el Goliat chino del transporte marítimo Cosco está interesado en hacer de Grecia su base logística en la zona.

También tiene etiqueta de privatizable Eydap, la compañía de suministro de agua potable y de tratamiento de la residual en Atenas, de la que el Estado posee el 61,03 por ciento. En la misma situación están empresas del sector en diferentes localidades del país. La misma suerte espera al aeropuerto de Atenas, cuyo 55 por ciento de capital pertenece al Estado. La alemana Hochtief -ahora controlada por la española ACS-, controla el 26,7 por ciento, y otro 13,3 por ciento junto al australiano Hastings Funds Management, la canadiense Caisse de dépôt et placement du Québec, y el alemán KfW IPEX-Bank. Los aeropuertos de otras ciudades van por igual camino.

El 'ladrillo' y el turismo

El Estado también tiene una larga lista de edificios y tierras que puede vender o alquilar. Los inversores de Qatar han expresado su interés en el antiguo aeropuerto de Atenas, situado en la ciudad y cerca del mar, cuya enorme superficie está pidiendo a gritos ser edificada. Igual que innumerables islas tan paradisíacas como desiertas, que pueden ser puestas a la venta o en alquiler para desarrollar complejos turísticos que competirían con los españoles, con la ventaja de ser más modernos y de que los precios y los salarios en Grecia se han desplomado con la crisis.

Para evitar la quiebra de Grecia, los europeos y el FMI le ofrecieron 110.000 millones de euros en préstamos en mayo de 2010. Preveían que Atenas tendría tiempo de sanear sus presupuestos y reformar su economía, para que en 2012 los mercados volvieran a confiar en ella y a financiarla gradualmente con tipos de interés abordables.

Ya es evidente que la intervención no fructificará en el plazo contemplado. Se especula con que Atenas reestructurará su deuda pública, que en 2012 superará el equivalente al 166 por ciento de su producto interior bruto (PIB). O abandonará el euro y volverá al dracma. Para evitar ambas hipótesis, el rescate griego podría necesitar de otros 60.000 millones de euros: 27.000 en 2012 y 32.000 en 2013.

Los rescatadores presionan a Grecia para que venda

Para evitar que una reestructuración o una ruptura del euro desate el pánico en los mercados y desestabilice a países como España, y para reducir la factura del nuevo plan de rescate, los rescatadores presionan a Grecia para que saque cuanto antes a la venta su cartera de activos. El Gobierno heleno tenía previsto recaudar unos 50.000 millones de euros: 15.000 hasta 2013, y los 35.000 millones restantes hasta 2015.

Según los cálculos del FMI, la recaudación prevista de 50.000 millones corresponde a la privatización de sólo el 20 por ciento de los activos del Estado griego, el 20 por ciento más fácil y rápidamente vendible. De modo que Atenas tendría un patrimonio teóricamente valorado en 250.000 millones de euros al que recurrir para hacer frente al pago de sus deudas, sin necesidad de recurrir a la ayuda externa.

comentarios2WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin

Comentarios 2

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

Usuario validado en elEconomista.es
yahoraqué?
A Favor
En Contra

y cuando no haya nada más que vender, esclavizar a los súbdditos

Puntuación 0
#1
Yo
A Favor
En Contra

Despues de haber vendido el futuro de los ciudadanos, ya solo queda lo material

Puntuación 0
#2