Pymes y Emprendedores

Las pymes relatan cómo sufren el bache económico: "Ni siquiera cubrimos gastos"

Las pymes y micropymes son las más débiles y, por tanto, las que más sufren la crisis. Ocho de ellas, de diversos sectores, contaron a este periódico cómo están viviendo el turbulento momento económico. Tienen miedo, pero no pierden la esperanza. Relatan cómo sufren el bache económico; muchas han perdido la mitad de su clientela. "La gente ya no se da caprichos", dicen; los ingresos de joyerías y peluquerías caen incluso a la mitad".

Una óptica vacía

Europtica lleva 26 años vendiendo lentes. Su único local, situado muy cerca de la madrileña Puerta del Sol, está más tranquilo que nunca. Uno de sus empleados explica: "Sí, la crisis se nota un poco. Los turistas que vienen tienen un menor poder adquisitivo y, en general, hay menos movimiento. Seguramente la gente está aguantando más tiempo para ajustar la graduación de sus gafas y renunciando a las de sol". Por el momento, no se ha producido ningún despido, pero ¿hay miedo? "Más bien incertidumbre", dice.

Las joyas, pequeñas

En la joyería González Blanco, también en pleno centro de la capital española, nunca se habían vivido tiempos tan duros. El propietario de esta micropyme, Eulogio González Blanco, explica: "Hemos llegado a tener cinco empleados y ahora sólo estamos mi mujer y yo. Algunos días no se gana ni para cubrir gastos". Este pequeño empresario estima que su facturación ha caído un 50%. "Los clientes compran cosas pequeñitas, como pendientes, de precios que no superen los 150 euros. El oro ya no se vende". Tanto es así que son las casas de empeño las que están haciendo su agosto.

"Parte de nuestros clientes son turistas, pero fundamentalmente los que vienen desde otras provincias españolas, no los extranjeros", añade González. Pero con ellos ya no es suficiente. Los eventos del sector también están de capa caída: "Hace poco se celebró una feria profesional y no asistió nadie. No me extraña que estén cerrando tantas empresas", señala. ¿Se están planteando cerrar, entonces? "¡No!", dicen al unísono él y su esposa: "Parece que la situación mejorará en el segundo semestre de 2009; esperamos que llegue ese momento", añade el empresario, que se resiste a que le hagan una fotografía para este reportaje.

Menos trajes

La tienda de ropa de hombre Canalejas tiene cuatro locales en Madrid. El encargado de uno de los establecimientos situado en una zona muy turística explica que "la facturación ha caído un 15% desde febrero". Los hábitos de compra han cambiado: "Los clientes ya no se dan tantos caprichos". El 35% de las personas que adquieren prendas en esta tienda son turistas y el 65 por ciento restante clientes habituales. "Juega a nuestro favor que nos dirigimos a un público a partir de 45 años de edad, que tiene un mayor poder adquisitivo que los jóvenes", señala.

Un mesón sin público

El restaurante Mara, ubicado en una zona de oficinas de la capital española, sólo sirve menús de 9,50 euros. Y la mitad de su clientela, que trabaja en empresas cercanas, se ha pasado al tupperware para ahorrar. Uno de sus cinco empleados cuenta que "al día vienen unas 20 o 30 personas menos que antes y ya nadie compra los menús para llevar". Los precios no se han modificado y tampoco se han producido despidos. "El bache empezó en marzo, o quizá en abril. ¿Que si nos preocupa? Claro que sí. Si incluso se está pensando en traspasar el local...".

El ladrillo, parado

Cómo no, las empresas vinculadas al ladrillo también lo pasan mal. Muchas de las que se dedican a los productos para la construcción no ven la luz al final del túnel. Un empleado de una de ellas, que prefiere no dar su nombre ni el de la compañía, explica que este año el número de encargos se ha reducido prácticamente a la mitad. La constructora opera en la zona de Sevilla y Dos Hermanas.

Las 'raíces' de la crisis

La peluquería de señoras Charleston, también situada en una zona de negocios madrileña, atraviesa un mal momento. Una de sus dos propietarias, Isabel Parejo, lo explica: "Algunos días son horrorosos. Ahora mismo, las citas para mañana están en blanco. Todas las semanas hay un día en el que ocurre esto".

"Las que venían una vez por semana ahora sólo se hacen lo imprescindible, como teñirse y cortarse. Esperan más antes de volver a darse mechas". Entonces... ¿tienen las españolas más raíces cuando la crisis aprieta? "Supongo que sí", contesta Parejo riendo. ¿En qué medida ha caído el número de clientes? En un 25 por ciento, aproximadamente, añade la peluquera.

Ella y su socia notaron el bajón especialmente al acabar las vacaciones de verano. En julio y agosto vieron cómo el negocio caía un 40%, lo que no es tan raro, pero aún no se ha recuperado, y eso sí que es poco habitual. Ambas confían, sin embargo, en que la situación cambie el próximo año. Lo mismo que los responsables de casi todas las pymes consultadas.

Como contrapunto a las historias anteriores, una empleada de una modesta agencia de viajes de Madrid explica que ellos no han notado tanto la crisis "porque ofrecemos un producto muy especializado; las peregrinaciones a Tierra Santa". La encargada interrumpe a su subordinada para advertir que prefiere que su empresa no aparezca en este reportaje. No es la única empresaria que se resiste a hablar de la crisis; de sacarles fotos, ni hablar. La conversación ha durado lo justo para confirmar que la fe mueve montañas... también de dinero.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum11

otro más
A Favor
En Contra

Aportaré algún dato más, esta vez del norte, del País vasco, donde las cosas tampoco van bien. Yo tengo una panadería desde hace 7 años y esto es mucho más duro que cuando entro el euro y el redondeo. Vendemos menos pan, supongo que la gente ya no le hace ascos al pan que le sobró del día anterior o simplemente come menos. También vendemos menos leche, huevos, e incluso periódicos. Por supuesto, las ventas de bollería, y, sobre todo, de pastelería hundidas. Con respecto al año pasado caemos un 35% y a esperar lo que nos viene. Para este fin de semana sólo un encargo de pasteles.

En relación a mi barrio: -cierran 2 bares, ni siquiera ponen cartel de traspaso (vender tu negocio? que vale ahora? nadie va a comprar un negocio con números rojos y al principio de una crisis.)

-el pescatero puede que tambien cierre antes de acabar el año.

-un par de buenos restaurantes ahora sólo dan menús a 12 euros a mediodía

Dónde se mete la gente, los clientes? se quedan todos en casa viendo la tele?

Puntuación 17
#1
2x1
A Favor
En Contra

Todo esto tiene su lado positivo también en oportunista.com y gracias a esto muchas empresas y clientes encuentran su oportunidad

Puntuación -8
#2
jamonero
A Favor
En Contra

esta toda España en la misma situación,

yo trabajo en un tienda de confección en la provincia de Alicante y en toda la semana sólo se ha vendido una americana,

aquí la crisis la estamos notando desde hace justamente un año, ya que el año pasado no hubieron comuniones, en la dihocesis de Orihuela-Alicante, y eso ha afectado a muchos sectores

esperemos levantar cabeza este año

Puntuación 5
#3
juega
A Favor
En Contra

anticrisis = mobijuegos.net

Puntuación -10
#4
Eugenio
A Favor
En Contra

Cada 4 años elejimos a los políticos que nos representan. Todos pertenecen a la misma casta no hay diferencias, tienen mucho poder y nadie que los controle, roban, elijen a los jueces, sancionan, mienten como respiran, compran el silencio de los sindicatos etc. Podemos arreglar esto, hagamos una plataforma para defendernos de los políticos.

Puntuación 16
#5
eugenio
A Favor
En Contra

No queda nada del trabajo, de la ética de la honradez de los valores que nos han hecho crecer. Hoy vale todo si consigues dinero. No trabajamos, no creamos riqueza nos ganamos la vida especulando, robando, defraudando, mintiendo. Con estos principios hemos llegado a esta situación. Y ahora que?.

Puntuación 17
#6
alibaba
A Favor
En Contra

Antes del verano una empanada en una pasteleria me costaba 1,20 hoy despues del verano 1,30..Lan han subido un 8%......Mira que gracioso el redondeo.......

Donde esta la crisis solo subiendo los precios...

A mi no me vuelven a ver ....

Puntuación 8
#7
Santiago
A Favor
En Contra

Y lo pero es que los bancos no dejan de apretar... Tenemos que pagar los pequeños empresarios sus "cagadas" con el ladrillo, las hipotecas y sus ansias de crecer a base de especular con todo lo que se les presenta. Es patético.

Puntuación 2
#8
Segismundo
A Favor
En Contra

¿Nadie ha notado los incrementos de las comisiones de sus bancos? La cuota de la tarjeta de crédito, el mantenimiento y demás. Como cliente habitual me los han retrocedido, pero el incremento era notable. Evidentemente me refiero a los tradicionales con sus oficinas.

Puntuación 6
#9
Rochi
A Favor
En Contra

Del trabajo? El trabajo en españa siempre ha sido mediocre...

Etica? A los empleados se les trata como animales y no como personas, se les paga una mierda, y se les trata como si se les estuviera pagando demasiado.

Hay mucho dinero negro aqui... Hay mucha corrupción...

Sí España estuviera en sudamerica sería un país más, con los mismo problemas... Pero aqui muchos se jactan de su europeismo y de lo avanzada que es España...

Esta crisis es una lección de humildad.

Puntuación 2
#10
RIS
A Favor
En Contra

El verdadero problema de la caída de ventas generalizada es el abusivo aumento de los precios y sobre todo de la alimentación (Más del 11% anual) para el que este gobierno no ha hecho ABSOLUTAMENTE NADA ( aquello de INANE le pega)lo que no puede ser es que la verdura y la fruta esté más barata en Irlanda (con invernaderos calefactados)que en España, o que la alimentación en Alemania valga menos que aquí con sueldos que nos doblan. SEÑORES, NO HAY DINERO.

Puntuación 0
#11