Pymes y Emprendedores

¿Qué profesiones son mejores para evitar la pérdida de memoria con la edad?

Existen investigaciones que apuntan que las personas que desarrollan trabajos complejos, como por ejemplo los abogados, arquitectos o diseñadores gráficos, podrían tener una mejor memoria que aquellos que desempeñan tareas menos complicadas, como barrenderos, obreros o camareros.

Siguiendo esta línea de trabajo, investigadores alemanes han observado que los profesionales cuyos trabajos requieren más conversaciones, estrategias de desarrollo, resolución de conflictos y tareas de gestión pueden experimentar una mayor protección contra el deterioro de la memoria y el pensamiento en la tercera edad que otros trabajadores.

"Nuestro estudio es importante porque sugiere que el tipo de trabajo que se realiza a lo largo de la carrera profesional puede tener más importancia en la salud cerebral que en la formación", destaca la autora del estudio, Francisca S. Then, de la Universidad de Leipzig, en Alemania. "La educación es un factor bien conocido que influye en el riesgo de demencia", añade.

No obstante, según el estudio publicado esta semana en la edición digital de Neurology, los beneficios dependerán también del nivel de desafío de la tarea, por lo que han dividido en tres tipos de capacidad de aquellas ocupaciones que requieren un mayor esfuerzo cognitivo.

¿Cómo se hizo el estudio?

Para el estudio, se realizaron pruebas a 1.054 personas mayores de 75 años para medir su memoria y habilidades de pensamiento cada año y medio durante ocho años. Los investigadores también preguntaron a los participantes acerca de su historial de trabajo y clasificaron las tareas que completaron en tres grupos: ejecutiva, verbal y fluida.

Las tareas ejecutivas son, por ejemplo, trabajos de planificación y actividades, el desarrollo de estrategias y la resolución de conflictos; las tareas verbales implican la evaluación e interpretación de la información y las tareas fluidas se consideran las que incluyen atención selectiva y análisis de datos.

Se examinaron las habilidades de memoria y pensamiento a través de un ensayo clínico, el 'Mini-Mental State Examination' (MMSE), en el que un pequeño descenso en puntos puede indicar un déficit clínicamente relevante. La investigación concluyó que las personas cuyas carreras incluyen el nivel más alto de los tres tipos de tareas obtuvieron dos puntos más en MMSE en las pruebas de pensamiento y memoria sobre las personas con niveles más bajos de esas competencias.

Además, estos individuos tuvieron una tasa más lenta de deterioro cognitivo. Tras ocho años, su tasa de declive fue la mitad que la tasa de los participantes con un bajo nivel de tareas mentales exigentes. Entre los tres tipos de tareas de trabajo, los altos niveles de tareas ejecutivas y verbales fueron particularmente vinculadas a un ritmo más lento de deterioro de la memoria y el pensamiento.

Los participantes con un nivel de tareas ejecutivas estuvieron dos puntos más arriba en MMSE en pruebas de memoria y pensamiento al comienzo del estudio y cinco tras los ocho años de estudio en comparación con los participantes con un bajo nivel de estas tareas. Las personas con un alto nivel de tareas verbales perdieron una media de dos puntos menos en MMSE que las que tienen un nivel bajo.

comentarios2WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin

Comentarios 2

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

tron
A Favor
En Contra

ya se me ha olvidado que iba a poner.

Puntuación 21
#1
Me descojono
A Favor
En Contra

1. Es porque eres barrendero. Cambia de profesión y hazte "investigador alemán", jajajaja.

Puntuación 3
#2