Empresas y finanzas

El gobierno estadounidense nacionaliza Indymac para evitar la quiebra

Las autoridades bancarias federales estadounidenses han cerrado y asumido el control de la casa de préstamos IndyMac Bank en California, debido a falta de liquidez de esta entidad en problemas por la morosidad de las hipotecas. El control de las operaciones por 32.000 millones de dólares de este banco fueron transferidas a la entidad reguladora Federal Deposit Insurance Corp, después de que en los últimos días los clientes reclamaron que no atendían las llamadas telefónicas y que no funcionaba el servicio en Internet.

La oficina de Supervisión de Ahorros en Washington (OTS), determinó que IndyMac estaba en una condición que no garantizaba la seguridad de las demandas de los depositantes.

La medida fue realizada por los agentes reguladores como la segunda quiebra más grande en la historia de Estados Unidos, después del fracaso de un banco de Illinois en 1984, precisó el diario Los Angeles Times.

Las causas inmediatas del cierre

La oficina de Supervisión de Ahorros apuntó que la causa inmediata del cierre fue la retirada de 1.300 millones de dólares por parte de los clientes desde que empezó a cuestionarse la fiabilidad del banco en medios públicos a finales de junio.

"La institución quebró debido a la crisis de liquidez", afirmó el director de la OTS, John Reich.

Estados Unidos atraviesa por una seria crisis financiera debido a una política de préstamos excesivamente permisiva durante una burbuja del mercado inmobiliario que desembocó en el estallido de la crisis financiera.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud