Empresas y finanzas

Pastor dice que la privatización de Aena garantiza la viabilidad de los aeropuertos

La ministra de Fomento, Ana Pastor. Foto: archivo.

La ministra de Fomento, Ana Pastor, aseguró hoy que el proceso de privatización iniciado en AENA va a servir para garantizar la viabilidad de la red de aeropuertos españoles. Durante su intervención en la sesión de control al Gobierno en el Senado, Pastor indicó que, a pesar de la entrada de capital privado, "el Estado va a seguir teniendo la mayoría" de, al menos, el 51%.

Según Pastor, este proceso "va a garantizar la red de aeropuertos españoles y el Gobierno del Partido Popular ha logrado que la red haya pasado de pérdidas a beneficios después de encontrarnos con más de 12.000 millones de deuda".

"Hoy los aeropuertos españoles están en beneficios y cuando llegué estaban en pérdidas", insistió Pastor, quien añadió que el Ejecutivo seguirá trabajando para que aeropuertos "tan importantes" como el de El Hierro se mantengan.

Ante ello, el diputado del Grupo Mixto Narvay Quintero advirtió que la privatización es un paso "equivocado" para asegurar la viabilidad de toda la red de aeropuertos.

Según el senador de Coalición Canaria, los aeropuertos son para los habitantes de las islas "como la red de carreteras o de ferrocarriles" para los ciudadanos de la Península.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum1

Leo
A Favor
En Contra

INTRODUCCIÓN

AENA es por el número de pasajeros, el mayor gestor aeroportuario del mundo.

Es indudable la suma importancia que los Aeropuertos de AENA suponen para España, cuando 4 de cada 5 turistas llegan por dichos Aeropuertos, siendo un sector claramente estratégico.

Los Aeropuertos suponen el 7% del PIB, el turismo el 10% del PIB, y lógicamente, entre los Aeropuertos y el turismo suponen el 17% del PIB.

El Aeropuerto de Adolfo Suarez Madrid-Barajas por sí sólo supone casi el 30% del PIB de la Comunidad de Madrid.

Por cada 1000 nuevos pasajeros se crean 1 puesto de trabajo directo y casi 3 indirectos.

El Estado lleva muchas décadas reinvirtiendo en los Aeropuertos, primero a través del Organismo Autónomo de Aeropuertos Nacionales, y después a través de AENA, para conseguir la mejor red de Aeropuertos.

Si el Estado tuviera que crear la red de AENA desde cero (expropiaciones de terrenos, construcciones, pistas de aterrizaje,…), estimamos que necesitaría 330.000 millones de euros (55 billones de las antiguas pesetas), y eso equivaldría a un tercio de la deuda actual del Estado.

Solamente en el periodo 2001-2012, AENA reinvirtió 19.000 millones de euros (más de tres billones de las antiguas pesetas), en mejorar terminales, pistas de aterrizaje,…, todo ello plenamente justificado en un contexto de crecimiento del tráfico aéreo del 8% anual, y previendo que las instalaciones pudieran absorber ese incremento del 8% anual hasta 2025.

No debemos olvidar que la primera impresión que se llevan los turistas al llegar a España, son los Aeropuertos.

PREVISIONES

Manifiesta la Ministra de Fomento que en el pasado mes de abril, el conjunto de la red de aeropuertos registró un crecimiento del 9,2%, mientras que el tráfico internacional se incrementó el 12% y que además, AENA posee muy buenas perspectivas para los próximos meses.

Las previsiones mundiales afirman que en 2030 el tráfico aéreo se duplicará, equivaliendo a un incremento del 4,5% anual. (Hasta la llegada de la crisis el incremento anual de pasajeros era del 8%).

Cuando el sector comienza a crecer, suele ser de forma exponencial.

En 2013 AENA preveía un EBITDA (resultado bruto antes de impuestos y amortizaciones) para el 2014 de 2400 millones de euros, un 50% más que el del 2013 (1.600 millones de euros).

AENA pactó con las compañías aéreas las subidas de tasas, para 2015, el IPC+3% (recientemente congeladas las de 2015), para 2016, 2017 y 2018, el IPC+4% anual.

Tanto las previsiones de incremento del tráfico aéreo como las subidas de tasas pactadas, HARÁN QUE AENA AUMENTE CONSIDERABLEMENTE SU EBITDA EN LOS PRÓXIMOS AÑOS, Y POR LO TANTO, PROPORCIONALMENTE SU VALOR.

La deuda de AENA viene determinada fundamentalmente por un periodo de muchos años con unas tasas excesivamente bajas, que no cubrían los propios costes, ni las inversiones.

AENA sigue siendo mucho más barata que sus competidores europeos. Como ejemplo, las tasas del Aeropuerto de Heathrow (Londres) son el doble que las del Aeropuerto Adolfo Suarez Madrid-Barajas.

La repercusión de las tasas en el coste de los billetes de los usuarios, son mínimas. Si AENA ingresa del orden de 2.000 millones de euros por las tasas, y tiene cerca de 200 millones de pasajeros, la media oscilaría sobre los 10 euros por pasajero, lo cual no es una gran cantidad frente al precio total de los billetes. Por ejemplo, una subida de tasas del 5% supondría incrementar 50 céntimos dichas tasas por cada pasajero, una cantidad muy poco significativa.

Sin embargo, las bonificaciones a las Compañías Aéreas, realizadas estratégicamente, pueden influir en gran medida en el precio del billete para el pasajero. Ya se han realizado bonificaciones de este tipo, pero se podrían realizar otras que incentiven el crecimiento de las Compañías Aéreas en número total de pasajeros en la red de AENA, o en elevar la ocupación de las aeronaves, pudiendo hacer ambas medidas que aumente el interés de las Compañías por incrementar el número de pasajeros con un menor precio de los billetes, y por lo tanto, también incrementar los ingresos de AENA.

PRIVATIZACIÓN DE AENA

La realidad de la privatización traería un empeoramiento y encarecimiento del servicio a los usuarios y pasajeros, seguramente mayores subidas de tasas a añadir a las ya pactadas de actualización, y una mínima reinversión.

Gran Bretaña privatizo sus Aeropuertos, y como ejemplo, ahora las tasas de Heathrow son el doble que las de Barajas. Para eso sirve la privatización (siempre acaba pagando el ciudadano).

Pretende el Ministerio de Fomento privatizar el 60% de AENA con el valor de 2013, 10 veces el EBITDA de 2013 (1.600 millones de euros), es decir, valorando AENA en 16.000 millones de euros, valor ridículo cuando sólo en el periodo 2001-2012 AENA reinvirtió 19.000 millones de euros (sólo la terminal T4 de Barajas costó 6.000 millones de euros, la terminal T1 de Barcelona otros 3.000 millones de euros, la segunda pista de Málaga otros 600 millones de euros,…).

La opción de partir AENA en bloques para fomentar la competencia entre aeropuertos, no parece muy sensata. ¿Quién puede pensar que los pasajeros vayan a viajar a un Aeropuerto distinto de donde quieren ir, simplemente porque las tasas sean mínimamente inferiores?. Para que hubiera competencia real debería haber dos Aeropuertos en la misma localidad, lo cual sería un disparate.

MOTIVOS PARA CONVOCAR HUELGA

1º La estafa al Estado o malversación de los bienes públicos es clara. Se pretende liquidar AENA a un precio irrisorio, cuando ya está dando beneficios, y cuando se prevé que estos continúen creciendo considerablemente durante los próximos años. Sólo con tener en cuenta el EBITDA de 2014 en vez del 2013, el Estado ingresaría el triple (7.500 millones de euros en vez de 2.500 millones de euros).

Ingresar el Estado 2.500 millones de euros, cuando sólo la terminal T4 costó 6.000 millones de euros (un BILLON de las antiguas pesetas), parece una burla a la inteligencia de los ciudadanos.

Es previsible el aumento año tras año del EBITDA de AENA, por la mejoría del tráfico aéreo y por las subidas de tasas ya pactadas, lo que hará que AENA aumente considerablemente su valor.

Puntuación 0
#1