Empresas y finanzas

El negocio del golf: aportó 76.000 millones de dólares a la economía de EEUU

El lucrativo deporte aumento su popularidad con la llegada de Woods. Foto: eE

Los genios de este deporte, como Tiger Woods, no son los únicos que se están enriqueciendo con este deporte. Según un estudio presentado recientemente en el Salón de Mercancía de la Asociación de Golfistas Profesionales, hoteles, fabricantes e compañías de alquiler de automóviles están ganando dinero con el golf.

Un total de 76.000 millones de dólares, provenientes directamente del deporte de Severiano Ballesteros, fueron inyectados en la economía de Estados Unidos en 2005. Esto supone un incremento importante en pocos años, teniendo en cuenta que en el 2000 la cifra fue de 62.000 millones.

Si comparamos el impulso económico de este deporte con otras grandes industrias del país, se aprecia su tremenda aportación a la economía de EEUU. En 2005, recaudó más que los grandes estudios de Hollywood, que registraron ingresos por valor de 74.000 millones de dólares. También se quedaron por detrás otros deportes más populares, como el fútbol o el béisbol, con ganancias de 65.000 millones, y los periódicos (50.000 millones).

Tiger Woods atrae masas

Ese año, los golfistas gastaron un total de 6.100 millones de dólares en equipación, de los que 3.700 millones fueron para material -palos, pelotas o fundas-, 1.500 millones se emplearon en ropa, 860 millones en revistas y 65 millones en libros.

Cuando Tiger Woods se convirtió en profesional en 1996 y ganó el Torneo de Maestros el año siguiente, el golf experimentó un auge en el número de rondas jugadas y de dólares gastados. El estadounidense, convertido en el jugador más cotizado del mundo, ganó 122,7 millones de dólares por patrocinio de productos y victorias en torneos el año pasado, según la revista Golf Digest, y se prevé que para el 2010 sea el primer atleta en ganar más de 1.000 millones.

En el informe de SRI se calcula que el gasto directo en el deporte tuvo una repercusión económica de 195.000 millones de dólares en 2005 y que creó dos millones de empleos con una nómina de 61.000 millones de dólares.

Por encima de la inflación

La tasa de crecimiento anual del golf fue de un 4,1% en el 2005, un 1,6% superior a la tasa anual de inflación de ese año, lo que se atribuye principalmente a un aumento del gasto en inmuebles, turismo y cuotas de clubes de golf, según el informe.

El gasto directo en inmuebles y en el turismo relacionado con el golf en el 2005 sumó 32.900 millones de dólares, frente a 23.400 millones en el 2000.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum