Empresas y finanzas

Ebro quiere ahora ser el rey de la pasta

La renovada Ebro Foods tiene marcado en rojo los próximos meses en su particular calendario comprador. Una vez puesta en marcha la adquisición del gigante arrocero australiano Sunrice por algo más de 425 millones de euros, con la que Ebro afianza su posición de liderazgo en el negocio mundial del arroz, la compañía española quiere seguir marcando época.

Con el contador de su deuda a cero gracias a la venta de su división láctea y 1.000 millones en caja reservados exclusivamente para acometer nuevas compras, la multinacional que preside Antonio Hernández-Callejas se ha propuesto ahora un nuevo reto, desbancar al líder indiscutible del sector mundial de la pasta, la italiana Barilla. La salida del accionariado de las cajas castellanoleonesas y la llegada de socios con un perfil más industrial como Damm, que tiene un 10 por ciento del capital o Corporación Financiera Alba, que dispone de un 5,2 por ciento, ha animado el apetito comprador de la multinacional española, que no se conforma con esperar a que amaine la crisis y prefiere lanzarse al ataque.

En el segmento de pasta, Ebro es todavía el segundo operador del mundo, aunque cuenta ya con una posición de relevancia en mercados tan importantes como Francia, Canadá o Estados Unidos, donde dispone de una cuota en volumen del 40, 39 y 25 por ciento respectivamente (ver gráfico).

Pero todavía quedan zonas con posibilidad de crecimiento ilimitada, como Asia o los propios países del eje Pacífico y Oriente Medio, donde acaba de acceder a la primera posición en el sector del arroz con la citada compra de la australiana Sunrice. Por eso, desde el grupo español se insiste en que las próximas compras de renombre estarán centradas principalmente en marcas relacionadas con el segmento de la pasta seca y fresca.

Presencia en más de 23 países

Por el momento, Ebro Foods dispone de un total de 14 plantas de fabricación de pasta distribuidas entre Estados Unidos, Canadá, Francia y Alemania, con un porfolio de marcas que ejercen también el liderazgo en estos mercados como Panzani, Ronzoni, American Beauty o Bistro entre otras.

Pero es el negocio arrocero donde por ahora Ebro puede presumir de números. En la actualidad, la compañía española es el primer fabricante mundial de arroz con presencia en más de 23 países. Sólo en Europa cuenta con una cuota de mercado del 30 por ciento mientras que el negocio norteamericano dispone del 24 por ciento. Por áreas de negocio, un 41 por ciento de la facturación global del grupo Ebro proviene de su arroz y el 59 por ciento restante de la división de pasta.

Aquí en España una vez desaparecida momentáneamente la competencia de su rival SOS, debido a sus litigios con su anterior presidente, Ebro Foods puede presumir de una cuota en valor del 24 por ciento, con marcas como Brillante, La Cigala o La Fallera.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum9

pau
A Favor
En Contra

Y la pasta? no han dicho nada de la pasta en este artículo

Puntuación 7
#1
Usuario validado en elEconomista.es
bizarro_argos
A Favor
En Contra

ya lo dije en otro artículo sobre Ebro... parece que quiere ser el Santander de la alimentación

Puntuación 4
#2
Lionel
A Favor
En Contra

Esperemos que no pase como con SOS que parecía que iba a comprar todo el aceite italiano y mira ahora donde está...

Puntuación -1
#3
TOMAS
A Favor
En Contra

lleva razón Pau, nada de la pasta. Quizás se refieran a que tienen mucho dinero...

Puntuación 2
#4
Javier
A Favor
En Contra

Bizarro, el Santander de la alimentación es Nestlé, que factura 80.000 millones de € anuales. Dudo que Ebro llegue nunca a tener ese tamaño, antes la devorará otro grande.

Lo que sigo sin entender es porque a Ebro no le interesa SOS ni su posición hegemónica en el aceite. Solo la pasta y el arroz....

Pero bueno, en vez de crear un gigante lácteo español, vendo en España y compro fuera, Viva el futuro de la industria española!

Puntuación 0
#5
implantaciondedatoscom
A Favor
En Contra

Aparte de por razones fiscales cuándo los grandes invierten fuera de España sus beneficios por algo será ¿no creen? implantaciondedatos.com Creo que debería ser ya la hora de estimular la inversión de España porque sinó nos comeremos los mocos eso si nos queda pañuelos para ello implantaciondedatos.com

Puntuación -3
#6
Pere
A Favor
En Contra

para vuestro interés:

Ebrofoods es el primer productor mundial de arroz y el segundo de pasta después de Barilla.

La facturación del primer semestre es de 850 M€.

Javier:

- A Ebro no lo puede comprar nadie, siendo 1er productor mundial de arroz y 2o de pasta.

- No es que no le interese SOS, el problema es que no es una compra estratégica. Hay otras empresas en otros mercados como NorteAmérica donde existe un mayor crecimiento que aquí por tanto mucha más facturación. No sólo está este factor, también importa el hecho de diversificar el riesgo entre los distintos mercados. Como sabrás la economía española no está muy bien que digamos...

- Se vendieron la leche porque en el 2012 se dejarán de dar las subvenciones que da la UE y la leche no es un mercado muy rentable si no eres el líder. Se la decidieron vender a Lactalis para obtener dinero para poder realizar adquisiciones en negocios de pasta y arroz, porque con ello obtienen sinergías de materias primas. Es por eso también que el aceite no les importa un pepino...

Puntuación 5
#7
jose
A Favor
En Contra

Creo que a Ebro, no le interesa SOS, que está metida en un embrollo de calado. Además las perspectivas del mercado en España no está para tirar cohetes.

Hay otros paises con majores oportunidades, siempre y cuando se hagan las cosas con profesionalidad y maxima cautela.

Lo dice un accioniata de Ebro con mas de 40 años en la compañia.

Puntuación 4
#8
jose
A Favor
En Contra

Tal vez pudiera Ebro mirar algo del sector galletero, pues ultimamente hay movimientos incluso judiciales en su seno, no por marca, que en España está de capa caida, si no por ventas blancas a canales de distribución ya por si iniciadas, aprovechando la propia infraestructura comercial, siempre que se trate de un precio interesante.

Puntuación -1
#9