Economía

En Madrid se pagará 50 euros menos por IRPF que en el resto de España

Esperanza Aguirre, presidenta de la Comunidad de Madrid. Foto: eE.
A partir del próximo año los madrileños serán los españoles que menos impuestos paguen a Hacienda.

El Gobierno de la Comunidad de Madrid anunció ayer una rebaja de un punto en el tramo autonómico del Impuesto sobre la Renta, lo que traducido a moneda de uso común significa que cuando los contribuyentes madrileños ajusten cuentas con el Fisco por el ejercicio fiscal de 2007 pagarán, de media, 50 euros menos que el resto de sus compatriotas.

La única pega es que muy probablemente los contribuyentes de la Comunidad de Madrid no notarán esta rebaja hasta mediados de 2008, cuando hagan la declaración de la Renta correspondiente al año 2007. ¿Por qué? En primer lugar, porque el próximo año se liquida el ejercicio fiscal de 2006, en el que todavía están vigente las reglas actuales.

En segundo lugar, porque la otra vía por la que los madrileños podrían notar la rebaja impositiva, las retenciones que se les aplican a las nóminas, está regulada con carácter nacional y es complicado que cambie.

En los impresos que la Agencia Tributaria remite en la actualidad a las empresas para que apliquen las retenciones a sus empleados la residencia de éstos no figura como un campo relevante.

Según la Comunidad de Madrid, el Ministerio de Economía y Hacienda tendría que cambiar el decreto sobre retenciones para reflejar el hecho diferencial madrileño en el IRPF. No tienen mucha confianza en que eso ocurra, pero en todo caso ya han anunciado que lo solicitarán formalmente en los próximos días.

Región pionera

Si se aceptara, los contribuyentes de la región notarían ya en su primera nómina del año que viene la rebaja fiscal de Esperanza Aguirre, que tenía la reducción de un punto en el IRPF como una de sus promesas electorales estrella.

Si no se acepta, tardarán algo más en notar el recorte en sus bolsillos, pero abonarán igualmente en 2008 una factura fiscal inferior en 80 euros a la actual, 50 euros por la rebaja de Aguirre y 30 euros por la rebaja de Solbes.

El recorte no será igual para todos. La factura fiscal de las rentas más bajas (hasta 17.360 euros) se reducirá un 4,46 por ciento; la de las rentas hasta 32.360 euros bajará un 4 por ciento; los contribuyentes con rentas hasta 52.360 euros se ahorrarán un 3 por ciento; y las rentas más altas, un 1,4.

La rebaja media será del 2,67 por ciento y supondrá un ahorro total de 1.300 millones de euros para los más de tres millones de contribuyentes que hay en la región.

Rebaja por tramos

Ahorro para los contribuyentes según su nivel de ingresos

Fuente: Comunidad de Madrid

Se trata de la primera vez que una comunidad autónoma de régimen general (excluidas las Haciendas Forales de País Vasco y Navarra) toca el tramo de IRPF sobre el que se les dio competencia normativa en 2002. Hasta ahora, los gobiernos autonómicos se habían limitado a introducir deducciones y otros beneficios sin tocar sus tarifas.

Adiós a Sucesiones

Tal y como hizo, y con muy buenos resultados, con el Impuesto de Donaciones, la Comunidad de Madrid eliminará en 2007 el Impuesto de Sucesiones, que grava las herencias.

Con la bonificación del 99 por ciento prevista en lal ley (se deja un 1 por ciento para control tributario), una herencia de 150.000 euros hacia un familiar, que hoy pagaría 21.248 euros, el año que viene sólo pagará 213. La supresión de Donaciones no sólo multiplicó por siete las cesiones sino que inyectó en la economía 4.700 millones de euros.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud