Economía

Los taxistas de Madrid amenazan con colapsar la capital

Madrid, 27 ene (EFE).- Tras seis jornadas de concentración permanente en Ifema, los taxistas han trasladado este domingo sus protestas al centro y han acampado en el paseo de la Castellana para "petar" Madrid mañana, el día que cumplen una semana de huelga indefinida por el conflicto con los vehículos de transporte con conductor (VTC).

Su intención es convertir el paseo de la Castellana, una de las principales arterias de la capital por la que pasan diariamente miles de vehículos, en su "zona cero", a la altura de la plaza de Colón.

Hasta allí han trasladado la base de sus operaciones donde centenares de taxis permanecen parados desde anoche en los carriles centrales, por lo que el resto de vehículos solo puede circular por los laterales del paseo.

Los taxistas madrileños pretenden hacer noche en su nueva base y esperar a los miles de compañeros de Valencia y Andalucía, pero también de Asturias, Burgos, Segovia, Valladolid e incluso Portugal, que vienen a apoyar su protesta por la regulación de los VTC.

"Vamos a petar Madrid", ha asegurado el responsable de comunicación de la Federación de Profesionales del Taxi, José Miguel Fúnez.

El colectivo continuará con las movilizaciones hasta que la Comunidad de Madrid atienda sus reivindicaciones, la máxima fijar un tiempo mínimo para poder contratar el servicio de los VTC, en lugar de una distancia como contemplaba la propuesta para regular los vehículos con conductor suscrita por el Gobierno regional y el Ayuntamiento de la capital.

El presidente de la Comunidad de Madrid, Ángel Garrido, asegura que no cederán a "chantajes" y "amenazas" de los taxistas para "eliminar" el sector de los VTC; Garrido ha pedido a la Delegación del Gobierno en la ciudad que actúe para evitar este "secuestro" de la capital.

Representantes de la Policía Nacional, Policía Municipal y de Seguridad Ciudadana de la Delegación del Gobierno en Madrid se han reunido esta tarde en la Jefatura Superior de Policía para abordar el dispositivo ante esta protesta, que mañana puede dificultar la movilidad en pleno centro de la ciudad.

Fuentes de la Policía Municipal han señalado a Efe que están esperando un requerimiento de Delegación del Gobierno para conocer el dispositivo y poder actuar. No obstante desde la citada Delegación han apuntado que las sanciones por invasión de calzada y por mal aparcamiento de vehículos corresponde al Ayuntamiento.

Pese a la acampada de la Castellana, la séptima jornada de huelga ha sido calmada, tras una noche con varios incidentes, dos ataques a vehículos de VTC y otro a uno de sus conductores, al que dispararon, supuestamente con perdigones. .

El delegado del Gobierno en Madrid se reunirá mañana a las 17.00 horas con representantes del sector de los VTC para "hablar de seguridad" tras estos incidentes, según fuentes de la Delegación.

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin