Economía

España y otros 10 países de la ue firman la declaración de madrid para meter la economía social en la agenda económica europea

- El documento, impulsado por España, pide "medidas concretas" para el desarrollo de la Economía Social

- Dice que ésta favorece la cohesión social e impulsa "un crecimiento innovador, sostenible e integrador"

MADRID, 23 (SERVIMEDIA)

La primacía de las personas y el objeto social sobre el capital, la gobernanza participativa, la reinversión de los beneficios para garantizar la sostenibilidad de la empresa en el largo plazo o la prestación de servicios a sus miembros y a las comunidades donde operan; es decir, promover los valores propios de la Economía Social como forma de propiciar "un crecimiento innovador, inteligente, sostenible e integrador". Eso es lo que reivindicaron esta mañana en Madrid 11 gobierno de la UE con la firma de la denominada 'Declaracion de Madrid', un documento que exige a la UE que incorpore la Economía Social a la agenda económica europea para los próximos años.

Impulsada por el Gobierno de España, cuya ministra de Empleo y Seguridad Social, Fátima Báñez, es la líder del grupo informal de gobiernos europeos para impulsar la Economía Social, la 'Declaración de Madrid' es un documento que pretende situar este ámbito, que aglutina a dos millones de empresas europeas, da empleo a 14,5 millones de personas y genera el 8% del PIB europeo, en el centro de las políticas económicas europeas e impulsar una "economía europea de la Economía Social" que alumbre un marco específico que impulse su desarrollo.

Representantes de los gobiernos de España, Luxemburgo, Portugal, Suecia, Grecia, Italia, Rumanía, Eslovenia, Malta, Bulgaria y Chipre escenificaron este martes en el Auditorio del Museo Reina Sofía de Madrid ese compromiso, en el marco de lo que los organizadores, la patronal española Cepes y la patronal europea Social Economy Europe, calificaron como "el mayor evento europeo sobre Economía Social jamás celebrado".

Lo que piden, más en concreto, los países firmantes es que Europa pase de las palabras a los hechos. La 'Declaración de Madrid' recuerda que en los últimos años se han sucedido documentos del Consejo de Europea, el Parlamento Europeo, la Comisión Europea y el Comité de las Regiones, y declaraciones formales como la Estrategia de Roma, las declaraciones de Luxemburgo, Bratislava y, últimamente, la de Liubliana, que abogaron por impulsaron la Economía Social, pero que este respaldo formal necesita ser refrendado con medidas concretas para "incluir y apoyar a las empresas de la Economía Social, a través de programas, proyectos y fondos, y en el desarrollo innovador y sostenible de un ecosistema financiero adecuado".

Para ello, la 'Declaracion de Madrid' reivindica el fomento de la Economía Social desde las escuelas, la creación de mecanismos comunes de coordinación al más alto nivel en el marco de la UE y la inclusión de la Economía Social en el plan de trabajo para 2018 en el Plan de Acción Europeo 2018-2020.

Los gobiernos firmantes mostraron hoy su convencimiento de que la promoción de la Economía Social dentro de la UE "contribuirá activamente a la cohesión social y, por tanto, a un crecimiento innovador, inteligente, sostenible e integrador, además de a la creación de empleo de calidad".

(SERVIMEDIA)

23-MAY-17

BPV/caa

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin