Economía

Tusk promete una "determinación implacable" para acabar con la crisis económica en la UE

El nuevo presidente del Consejo Europeo, el polaco Donald Tusk, ha prometido este lunes -durante la ceremonia de traspaso de poderes con su antecesor, Herman Van Rompuy- una "determinación implacable" para acabar con la crisis económica en la UE y completar la unión económica y monetaria.

BRUSELAS, 1 (EUROPA PRESS)

Tusk ha anunciado además que trabajará para reforzar los valores fundamentales de Europa frente a las "amenazas" internas y externas, mejorar la posición internacional de la UE y avanzar en las relaciones con Estados Unidos.

"Hoy no sólo hay euroescépticos cuestionando el valor de la UE: tenemos también enemigos. La política ha vuelto a Europa, la historia ha regresado. Y en estos tiempos, necesitamos liderazgo y unidad política", ha proclamado el ex primer ministro polaco en un breve discurso pronunciado en buen inglés -pese a las dudas sobre su dominio de lenguas cuando fue nombrado- ante los funcionarios del Consejo.

En materia económica, Tusk ha resaltado que "necestiamos una determinación implacable para acabar con la crisis económica". "Es nuestra responsabilidad completar una auténcia unión económica y monetaria y me tomo esta tarea muy en serio. Tenemos que recordar que nuestra moneda común, el euro, es nuestra ventaja, no nuestra desventaja", ha afirmado.

Por lo que se refiere a la política exterior, el nuevo presidente del Consejo Europeo ha defendido que "la UE debe ser fuerte internacionalmente, tiene que proteger sus fronteras y apoyar a aquellos en nuestra vecindad que comparten nuestros valores".

Finalmente, Tusk ha defendido que "las relaciones entre la UE y EEUU son la columna vertebral de la comunidad de democracias". "El año que viene será crucial", ha dicho, en referencia a la pretensión de Bruselas de concluir en el próximo año las negociaciones para un acuerdo de libre comercio entre la UE y EEUU.

El nuevo presidente del Consejo Europeo ha agradecido a Van Rompuy su "excelente trabajo" durante los últimos cinco años. "No es una exageración que ayudaste a Europa a salir de la tormenta" de la crisis financiera, le ha dicho, buscando "compromisos", proponiendo "soluciones" y creando "confianza entre los primeros ministros.

Por su parte, Van Rompuy ha celebrado que el nuevo presidente del Consejo Europeo venga de un país como Polonia, que hasta hace 25 años estuvo separado del resto de Europa por el telón de acero. "El Consejo Europeo está en buenas manos, en manos de un hombre con experiencia y sabiduría, un auténtico europeo de mente y corazón abiertos", ha dicho de Tusk.

Van Rompuy ha dicho que se despide "con buena conciencia del trabajo hecho" pero "consciente de las tareas" que esperan a su sucesor durante los próximos años.

WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin