Pruebas

Prueba del Citroën C3 1.2 Pure Tech 82 CV Feel: accesible, eficaz y colorista

Lo primero que nos aporta el nuevo C3 es un bastante de alegría. Por su simpático diseño parecido al del Cactus y por su decoración bicolor acompañada de los originales bumpers laterales -opcionales-. Sin duda se trata de un coche versátil, muy juvenil y con guiños a la última moda de los SUV -por ejemplo en sus pasos de rueda protegidos-.

Pero pasemos a lo práctico, sin duda un aspecto que determinará gran parte de las compras del nuevo Citroën. Respecto a la generación anterior el C3 ha crecido un poco, en concreto 6 cm, y ello ha aportado una mayor habitabilidad para las piernas de los pasajeros posteriores, uno de los puntos más criticables del anterior C3.

El C3 es un modelo de 5 puertas y 5 plazas que presenta gracias a sus generosas puertas una buena accesibilidad para sus ocupantes. El equipaje se puede manipular a través de un amplio portón posterior pero cuyo nivel de carga es algo elevado para introducirlo con facilidad y también hubiéramos deseado un poco más de modularidad para sus prácticos 300 L de maletero sin abatir los asientos posteriores.

Especialmente cómodo

Por lo demás, disfrutamos de un diseño interior moderno y agradable. Pero a la vez práctico pues disponemos de diversos espacios para objetos y una buena ergonomía de los mandos. En este último aspecto desentona la pantalla táctil, que se encuentra demasiado baja y obliga a desviar demasiado la mirada para consultarla. En cuanto al acabado y a la calidad percibida, nos parece en progresión respecto a la anterior generación de C3, sobre todo en ajuste, pero todavía se encuentra por debajo de los referentes en este segmento.

Una vez sentados al volante conduciendo el pequeño Citroën no tardamos en constatar lo que es sin duda su mejor cualidad. La combinación de unos asientos mullidos y bien diseñado con unas suspensiones especialmente bien calibradas hacen del C3 uno de los coches más cómodos entre los de su clase.

La segunda generación del C3 se ha desarrollado sobre la misma plataforma que el anterior, aunque con alguna que otra modificación y un alargamiento entre ejes de 75 mm. El comportamiento en general puede tacharse de sano y sin sorpresas. Es un coche fácil de conducir y obediente, netamente subvirador y sin reacciones inesperadas. Eso sí, no es muy partidario de conducciones deportivas y quienes busquen un mayor dinamismo lo encontrarán en otros coches del segmento como el Renault Clio, Peugeot 208 o Ford Fiesta, de carácter más dinámico.

Motor suave y pensado para la ciudad

El C3 es perfecto para moverse por la ciudad aportando respuestas son alegres y un funcionamiento de motor muy suave. Pero también se atreve sin complejos con los viajes por carretera, donde se revela cómodo y agradable en su conducción.

Fuera de la ciudad, la dirección se nos antoja demasiado desmultiplicada y poco precisa, lo que obliga a ligeras correcciones tanto en recta como en curva. Y en estas condiciones echamos también en falta un poco más de respuesta ya que el motor tricilíndrico en su versión de 82 CV se queda corta en los adelantamientos o sobre trazados ascendentes. La caja de cambios por su parte no ayuda a mantener el régimen adecuado ya que su manejo es de recorrido demasiado largo y no aporta mucha precisión en el paso de relaciones.

Para quienes quieran mejores prestaciones en los desplazamientos interurbanos la solución es sencilla. Por unos 1.400 euros merecerá la pena adquirir la versión de 110 CV que ofrece un par motor muy superior a la de 82 CV e incluso declarando un consumo ligeramente menor -4,6 l/100 km-.

En cuanto al equipamiento destacan la ya comentada pantalla táctil multifunción y la original cámara frontal opcional ConnectedCam -500 euros-, que permite hacer fotos o vídeos del entorno por el que circulemos. Posteriormente lo grabado se puede descargar del disco duro que incorpora el nuevo C3 a un Smartphone mediante una aplicación específica. La cámara, en principio un accesorio lúdico, también tiene una función de seguridad puesto que, en caso de accidente guarda grabados los instantes previos y posteriores.

Ficha técnica

Motor: gasolina, 3 cil, 1.119 cc

Potencia: 82 CV a 5.750 rpm

Par motor: 118 Nm a 2.750 rpm

Consumo mixto oficial: 4,7 l/100 km

Transmisión: manual, 5 velocidades

Maletero: 300/922 litros

Velocidad máxima: 168 km/h

Aceleración 0-100 km/h: 14,9 segundos

Precio: 13.500 euros

Lo más destacable

-Coche especialmente cómodo

-Comportamiento sano

-Precio y equipo

Lo mejorable

-Potencia justa en carretera

-Tacto del cambio

-Dirección imprecisa

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0