Motor

El Renault Zoe alcanza los 400 km de autonomía

Cuatrocientos kilómetros de autonomía. Vamos mejorando. Hablamos del Renault Zoe, una de las puntas de lanza de la tecnología cien por cien eléctrica en el mercado actual del automóvil.

La nueva gama del bello compacto eléctrico de la firma francesa -que ha vendido más de 100.000 vehículos eléctricos desde su apuesta por esta propulsión en 2011-ofrece como gran novedad y cualidad -no podría ser de otra forma-, una autonomía extendida hasta los 403 kilómetros NEDC, lo que en la práctica se traduce en 300 km de conducción real. Cierto, todavía no nos vamos a poder ir de vacaciones con él -a menos que vayamos cerca o que organicemos el trayecto en pequeñas etapas, con un punto de carga en cada uno, claro-, pero ya podemos empezar a estar tranquilos en la conducción urbana.

¿Y cómo se consigue esta ganancia en autonomía? Evidentemente, con una nueva batería, el elemento estrella en cualquier vehículo cien por cien eléctrico.

Se denomina 'Z.E. 40' y rinde 41 kWh, casi el doble que los 22 kWh del primer Zoe, que alcanza 240 kilómetros de autonomía. Y ello se ha conseguido con el mismo tamaño de batería, solo que se ha mejorado la cantidad de materia activa de las celdas, además de ganar un diez por ciento de superficie activa de la batería al reducir los espacios entre las celdas. Por ello, no se modifica la estructura del vehículo, por lo que los poseedores de un Zoe de 'primera generación' podrán acceder a un cambio de batería, si es ese su deseo.

Con ello, el motor eléctrico R90 de 92 CV del nuevo Renault Zoe alcanza desde el mismo momento de su puesta en marcha un par motor de 225 Nm, con una aceleración de 0 a 50 km/h en cuatro segundos, cifras más que notables para una conducción urbana.

En cuanto a la recarga, el Zoe dispone de un cargador inteligente denominado 'Cameleon', patentado por Renault, que se adapta a los distintos bornes de los cargadores para acceder a la máxima potencia. Por ello, una carga rápida de 30 minutos otorga 120 kilómetros más de autonomía en caso de necesitarse. Una carga completa de la batería parte de las dos horas y 40 minutos en el mejor de los cargadores disponibles.

El Renault Zoe es, como todos los eléctricos, un coche muy cómodo y agradable de conducir. Sus respuestas son rápidas y ágiles, y sus prestaciones más que suficientes para un nivel de exigencia lógico para un vehículo eléctrico.

A la par que evolucionan los motores y las autonomías eléctricas, también lo hacen, como es lógico, las aplicaciones que hacen más cómoda y eficiente este tipo de propulsión. Esta actualización del Renault Zoe llega con dos nuevas aplicaciones para la gestión del vehículo: por un lado, el Z.E. Trip, que facilita la localización de los puntos de recarga en toda Europa; y por otro, el Z.E. Pass, que elige los mejores puntos para la recarga y además paga la tarifa correspondiente.

Recordemos que la batería del Zoe es ajena al precio oficial del vehículo, y bien se puede comprar o alquilar. Su precio es de 7.500 euros, y si se decide alquilarla, el precio mensual es de 69 euros al mes (59 euros si se mantiene la anterior batería, de 22 kWh), para un total de 7.500 kilómetros. Si se supera esta cifra, se penaliza; y si no se alcanza, se bonifica. También es posible adquirir una especie de 'forfait' de 119 euros al mes sin límite de kilometraje.

En cuanto a los precios, la nueva versión del Zoe con la batería extendida parte de los 24.625 euros si optamos por alquilar la batería, y de los 32.125 si preferimos adquirirla en propiedad.

comentariosforum1WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin

forum Comentarios 1

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

juan
A Favor
En Contra

¿Y lo de la posibilidad de reemplazo de la batería descargada por otra cargada en las estaciones de servivio?

Puntuación 8
#1