Motor

Estos son algunos de los primeros coches chinos que ya se venden en el mercado europeo

  • El desembarco se ha hecho aprovechando la fortaleza del eléctrico
  • Hace unos años las exportaciones chinas solo representaban el 3%
  • El objetivo es imitar la estrategia del mercado de los móviles
Foto: Dreamstime.

Mientras la Unión Europea sigue con paso firme hacia el traspaso de los vehículos eléctricos, un último actor se ha colado en el mercado con vistas a implantar un nuevo modelo de negocio. Es la industria china, ya presente en otros sectores, y que ha aprovechado el visto bueno de las autoridades comunitarias para introducirse con sus primeras marcas que ya se ven por las carreteras del Viejo Continente.

NIO, Aiways o BYD son, por ahora, nombres desconocidos dentro del vocabulario europeo del automóvil. Sin embargo, son algunas de las primeras marcas que han conseguido el visto bueno de la UE para empezar a comercializar en suelo continental.

Como ya ocurriese hace unos años en el sector de los móviles u ordenadores, donde ahora es común ver a Xiaomi o Huawei liderando muchos de los rankings de ventas en Europa, con los coches China quiere hacer lo mismo. Irse introduciendo poco a poco, gracias al poder de su industria eléctrica, para en unos años ser el gran protagonista del parqué.

El automóvil chino se caracteriza por unas condiciones premium pero low cost

Y es que es la apuesta por el vehículo eléctrico, donde China decidió hace unos años lanzar gran parte de su futuro en la industria automovilística. Un movimiento que ahora empieza a dar resultados, a lo que hay que sumar los menores costes de producción que acaban repercutiendo en un coche premium pero low cost.

Todo para pasar del 3% de cuotas de exportaciones que el país asiático tenía hace unos años a una amplia llegada ya a África, Europa del Este o Sudamérica. Sin embargo, con la entrada en la Unión Europea, China planea un paso que le encaminará, con mucha seguridad, a Estados Unidos.

En lo que respecta a los modelos, la punta de lanza del sector chino por ahora es el NIU ES8. El conocido como 'Tesla chino' que ya se reparte en Noruega y que destaca por ser un SUV totalmente eléctrico con hasta siete plazas. Pensado para tener unas baterías intercambiables, su autonomía es de 499 kilómetros con una potencia que alcanza hasta los 653 CV.

Por su parte, otro de los modelos ya autorizados para la venta es el Aiways U5. Uno de los eléctricos chinos más pensados para el mercado español que cuenta con un motor de 204 CV, para ser capaz de alcanzar los 100 km/h en tan solo 7,5 segundos.

Por último, el BYD Tang, el DFSK Seres 3 o el Xpeng P7 completan el catálogo de llegadas ofreciendo diferentes novedades. Competencia directa de Audio o BMW, un SUV que pretende ser el líder en ventas o una berlina con más de 700 km de autonomía, respectivamente, son los otros desembarcos chinos en la clara apuesta por hacer que el mercado eléctrico de todo el mundo hable chino.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin