Motor

Carlos Sainz logra un histórico segundo puesto tras Verstappen en el Gran Premio de Mónaco

  • El piloto madrileño de Ferrari logra subir por tercera vez a un podio de la F1
  • Fernando Alonso, lastrado por la clasificaciòn, solo pudo ser decimotercero
  • Max Verstappen es el nuevo líder del Mundial, en detrimento de Lewis Hamilton
Carlos Sainz, con su Ferrari 55 por las calles de Montecarlo

Max Verstappen (Red Bull) se impuso en el Gran Premio de Mónaco, con lo que se aúpa al liderato del Mundial de Fórmula 1, en detrimento de Lewis Hamilton (Mercedes), que solo pudo ser séptimo. Carlos Sainz (Ferrari) logró el tercer podio de su carrera con un más que meritorio segundo puesto. Fernando Alonso fue decimotercero.

Mónaco es la carrera del Mundial más mítica, más histórica, con más glamur, con más lujo... pero también es la carrera más cerrada, en la que sin duda es más difícil adelantar. Por eso, la clasificación del sábado es media carrera. Y esto se vio ayer con su máxima crudeza Charles Leclerc. Piloto nacido en Mónaco, líder de Ferrari y con un futuro brutal por delante, el sábado dio en la diana: logró la 'pole'... pero con un precio que, si bien parecía discreto el mismo sábado, este domingo ha subido muy por encima de la inflación.

El accidente que sufrió Leclerc a 15 segundos del final de la ronda de clasificación le benefició por un lado, porque impidió a todos sus rivales intentar siquiera mejorar su tiempo. Pero por otro, y a pesar de que el suspense se mantuvo durante toda la noche del sábado, en relación a si el Ferrari de Leclerc, y en especial su caja de cambios, había resultado dañado, lo que le retrasaría cinco posiciones en la parrilla de salida. Pues bien, Ferrari arriesgó para mantener la 'pole'... para terminar perdiéndolo todo. Minutos antes del final del Gran Premio, Charles Leclerc se tuvo que bajar consternado de un coche que no le engranaba ni una marcha. Al final sí había resultado afectada la caja de cambios.

Comenzaba la carrera con una realidad muy diferente: la 'pole' de Leclerc aparecía vacía, lo que abría el cielo para el coche situado en la segunda posicion de la parrilla: el Red Bull de Max Verstappen. Y vaya si lo aprovechó el neerlandés. Líder de principio a fin de la carrera, con cero amenazas para su victoria. Porque si bien Valtteri Bottas (Mercedes), tercero en parrilla y segundo en carrero, se mantuvo más o menos cerca durante las primeras 20 vueltas, su visita a boxes para cambiar neumáticos fue un auténtico desastre, con su rueda delantera izquierda negándose a dar por rendidos sus tornillos. Por lo tanto, K.O. Bottas, y Verstappen directo a la victoria, que le da además el liderato sobre Lewis Hamilton.

¿Y quién fue el otro gran beneficiado? Exactamente, nuestro Carlos Sainz, que tras ser cuarto en la clasificación (podía haber ganado la 'pole' si Leclerc no hubiera estrellado su monoplaza), salió tercero, para escalar al segundo tras el fiasco de Bottas. El madrileño tuvo a partir de entonces una carrera plácida, pues consciente de que no podía llegar siquiera a Verstappen, no se vio amenazado tampoco por detrás, por lo que logró una segunda posición, el tercer podio en su carrera, que le reafirma como una realidad, todo un piloto de Ferrari que nos dará muchas más alegrías.

Hamilton, horrible fin de semana

Tercero fue el británico Lando Norris (McLaren), que precedió al mexicano Sergio Pérez (Red Bull), al alemán Sebastian Vettel (Aston Martin), en una gran carrera del tetracampeón mundial, al francés Pierre Gasly (Alpha Tauri) y al británico Lewis Hamilton (Mercedes), en una de sus peores carreras de los últimos años. El ya ex líder del Mundial tenía todo perdido desde que el choque de Leclerc el sábado le había relegado a la séptima posición en la parrilla, tras no encontrar el 'punto' al Mercedes en todo el fin de semana. Hamilton no se cortó en expresar su frustración en los mensajes de radio, y más cuando un fallo del equipo al gestionar su cambio de ruedas le hizo perder una posición, del sexto al séptimo. Se confirma que este año, Mercedes no es lo mismo.

Alonso, cualquier tiempo pasado...

Y hablando de frustración... Fernando Alonso. Dos veces ganador en Mónaco, en 2006 y 2007, con Renault y McLaren, el asturiano tiró por la borda de los muchos yates de lujo de Mónaco sus posibilidades de hacer "algo" en la carrera al salir decimoséptimo en la parrilla. Y aunque ganó tres posiciones en la salida, más el abandono de Bottas, su decimotercera posición es un golpe más en un año que no está siendo, ni de lejos, lo esperado en su regreso a la Fórmula 1 con Alpine.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin