Motor

Bruselas aprueba 2.900 millones en apoyo público para innovación en baterías

  • El proyecto espera desbloquear unos 9.000 millones de euros en inversiones privadas
  • España participará, junto con otros 12 países, en este programa
  • Ferroglobe y Little Electric Cars contarán con la financiación de España

La Comisión Europea (CE) dio este martes luz verde para que doce países de la Unión Europea (UE), entre ellos España, otorguen un total de 2.900 millones de euros de financiación pública a 42 empresas para promover la investigación e innovación en el proceso de producción de baterías.

El proyecto, liderado por Alemania y con la participación de Austria, Bélgica, Croacia, Finlandia, Francia, Grecia, Italia, Polonia, Eslovaquia, España y Suecia, espera desbloquear unos 9.000 millones de euros en inversiones privadas en paralelo al impulso público y contribuir al desarrollo de avances tecnológicos en distintos puntos de la cadena de producción de baterías.

Esto incluye la extracción de materias primas, el diseño y manufactura de baterías y su reciclaje en la economía circular, con un enfoque hacia la sostenibilidad.

Entre las 42 entidades participantes, España aportará financiación a dos de ellas: Ferroglobe, especializada en aleaciones de silicio y que emplea a 700 personas en España, y Little Electric Cars, que desarrolla, industrializa y comercializa vehículos eléctricos.

"Esta es una oportunidad histórica para reconstruir de una forma más verde, sostenible y resiliente", señaló la vicepresidenta de la Comisión Europea y responsable de Competencia, Margrethe Vestager, en rueda de prensa.

La Comisión determinó que la inversión pública cumple con las normas comunitarias de ayudas estatales y las de proyectos europeos de interés común, ya que contribuye a un objetivo común al apoyar "una cadena de valor estratégica para el futuro de Europa" y tiene como meta "desarrollar tecnologías y proyectos que van más allá de las actuales".

"El proyecto implica riesgos tecnológicos y financieros significativos, por lo que el apoyo público es necesario para dar incentivos a la inversión de las empresas", señaló la Comisión Europea en un comunicado, en el que también señaló que las ayudas aprobadas "están limitadas a lo que es necesario, proporcionado y no distorsionan indebidamente la competencia".

Si los grandes proyectos que cubrirán las ayudas resultan tener un éxito mayor de lo esperado y generan beneficios adicionales, las empresas devolverían parte de la ayuda pública a los gobiernos.

Vestager advirtió, no obstante, de que "un gran apoyo conlleva una gran responsabilidad", por lo que las empresas participantes deberán compartir los resultados del proyecto con la comunidad científica e industria comunitarias para que la inversión de dinero público tenga "efectos positivos" en todo el continente.

En este proyecto también recibirán ayuda pública empresas de fuera de la Unión Europea como la estadounidense Tesla, que obtendrá apoyo de Alemania para la producción de células de baterías y sistemas de baterías y su reciclaje.

Vestager subrayó que estas inversiones pueden encajar si las empresas extranjeras "llegan con el proyecto correcto" y éste "beneficia a un gran círculo de empresas europeas", aunque recalcó que éstas suponen una "gran minoría" en el total de participantes en el proyecto.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin