Motor

Bosch desarrolla un kit de prueba rápida del COVID-19

Bosch, el fabricante de componentes de automóvil, trabaja en el desarrollo de un kit de prueba rápida del COVID-19 para la plataforma Vivalytic. Según tienen previsto, empezará a comercializarse en abril de este mismo año.

Desde ambas empresas aseguran que que es necesario identificar a los pacientes contagiados, independientemente de si presentan síntomas o no. De hecho, como ya se sabe, los asintomáticos pueden ser incluso los que más pongan en riesgo a la población cuando se levante el estado de alarma y la población empiece a salir de sus casas de nuevo.

La prueba del coronavirus en la que está implicada la firma alemana Bosch, se denomina Vivalytic VRI y permite a los médicos distinguir de forma rápida y eficaz entre diferentes infecciones con síntomas similares, como pueden ser la gripe y el COVID-19.

Desde Bosch aseguran que la prueba proporciona un resultado fiable, basado en las directrices de la Organización Mundial de la Salud (OMS). Dos horas y media es el tiempo que tarda la prueba en mostrar los resultados en el propio centro de atención, en las cercanías de donde se realiza el test. Esto último quiere decir que se reduce la cadena logística del proceso, lo que ahora tiempo y dinero, y se traduce en una mayor efectividad.

"En colaboración con nuestro socio Randox, hemos adaptado la prueba manual del COVID-19, que existe desde hace pocas semanas, a la nueva y totalmente automatizada plataforma Vivalytic de Bosch", comenta Marc Meier, director general de Bosch Healthcare Solutions GmbH. «Gracias a la amplia experiencia de ambas empresas, hemos logrado desarrollar una prueba innovadora en muy poco tiempo, lo que puede contribuir a frenar la expansión global del coronavirus».

La plataforma Vivalytic es tan fácil de usar que se puede manejar en cualquier clínica o consulta médica sin necesidad de personal de laboratorio. La muestra se toma de la nariz o garganta del paciente utilizando un hisopo y se coloca en el cartucho sin necesidad de ninguna preparación compleja. A continuación, el analizador Vivalytic procesa de forma totalmente automática el cartucho, que ya contiene todos los reactivos necesarios para la prueba. Dado que el sistema de cada cartucho está aislado, el riesgo de infección durante su manejo se minimiza.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin