Ecoaula

Save the Children denuncia que los niños de países pobres han perdido un 66% más de clases que los de los países ricos

  • Los niños y las niñas de algunos de los países más pobres del mundo han perdido hasta el 20% de sus días en la escuela durante la pandemia
Madrid

Save the Children denunció este jueves que los menores de los países más pobres han perdido un 66% más de días de colegio que los de los países ricos durante la pandemia. Del mismo modo, en las naciones con menos recursos las niñas han faltado un 22% más de días a clase que los niños.

Así consta en un análisis realizado por la ONG con motivo de la cumbre de líderes del G7 en Reino Unido de este fin de semana en el que destacó que los niños y las niñas de algunos de los países más pobres del mundo han perdido hasta el 20% de sus días en la escuela durante la pandemia, un fenómeno al que también contribuye el cierre de colegios como consecuencia de los conflictos armados.

A pesar de que la infancia de todo el mundo se ha enfrentado a un año de cierres e interrupciones escolares, Save the Children subrayó que el impacto ha sido "mucho mayor" para los menores de los países más pobres, que son, a su vez, los que menos años de su vida pasaban en la escuela antes de la irrupción del coronavirus.

A su vez, la ONG incidió en que el porcentaje de escolarización perdido a lo largo de la vida para las niñas es "generalmente mayor" que para los niños, ya que ellas "siguen estando desventaja, aunque en menor grado, también en los países más desarrollados", donde perdieron un 3% más de tiempo escolarizadas a lo largo de su vida que los niños.

No obstante, la organización manifestó que es probable que este nuevo análisis del número de días escolares perdidos sea una "subestimación", puesto que los datos globales disponibles "no recogen todos los días escolares perdidos cuando se trata de cierres parciales del sistema escolar".

A ello se suma que el análisis no incluye el acceso al aprendizaje 'online', un fenómeno que "habrá agravado aún más la brecha entre los países ricos y los de bajos ingresos". En ese sentido, Save the Children señaló que la adquisición de conocimientos a distancia "no puede compensar la pérdida de días escolares debido a que asistir a la escuela ayuda además a los niños y a las niñas a reír, comer, jugar y crecer".

La organización también manifestó que ir a la escuela permite proteger a los menores de diversas formas de abuso y explotación, ya que los profesores controlan su aprendizaje y su bienestar.

Por todo ello, la ONG conminó a los líderes del G7 y a los de otros gobiernos a llevar a cabo "compromisos ambiciosos" a la Alianza Global para la Educación destinando 5.000 millones de dólares durante los próximos cinco años.

También les urgió a posibilitar que la cobertura de la vacunación del coronavirus sea "verdaderamente global" y a aumentar los presupuestos nacionales en educación.

En ese sentido, la directora general de Save the Children Internacional, Inger Asing, alertó de que "con demasiada frecuencia las niñas abandonan la escuela antes de tiempo debido al matrimonio infantil, el embarazo o tener que trabajar".

Por último, la organización consideró "necesario" preparar a los colegios, el alumnado y el profesorado para un "regreso seguro a la escuela y al aprendizaje, mejorando medidas aspectos como las instalaciones de ventilación y agua, saneamiento e higiene".

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin