Desarrollo sostenible

Soria tocará la fiscalidad de la energía y augura una nueva subida de la luz

El titular de Industria, José Manuel Soria. Imagen: Archivo

Aunque de forma muy general, el titular de Industria, José Manuel Soria, dio ayer algunos avances de la nueva reforma energética y uno de los puntos claves se centró en las primas a las renovables, las cuales calificó como "un problema por su volumen" y avanzó que los incentivos al régimen especial comprometidos para nuevos proyectos supondrán unos 70.000 millones de costes para el sistema entre 2012-2020.

Durante un almuerzo organizado por Europa Press y KPMG, Soria dudó además de la sostenibilidad económica de estas primas y señaló que la reforma afectará a "todas las tecnologías" y permitirá que a partir de 2013 deje de generarse déficit de tarifa, dejando así la puerta abierta a un nuevo recorte a las tecnologías verdes.

No obstante, el ministro dejó claro que no se va "a prescindir de ninguna fuente de energía" y resaltó la seguridad jurídica que ofrece el país para realizar inversiones", antes de insistir en que "las reglas del juego pasan por asegurar una rentabilidad razonable".

Soria explicó que muchos proyectos renovables son más financieros que energéticos por la alta rentabilidad que ofrece este negocio y por último sentenció que las primas "tienen que ser sostenibles en términos medioambientales, pero también económica y financieramente".

El titular de Industria anunció que lanzará la reforma energética "en la segunda quincena de junio" y reconoció que la nueva redonda de cambios puede incluir una fiscalidad, que tal caso será homogénea y para todas las tecnologías. A renglón seguido también apuntó que algunas tecnologías ya están amortizadas como es el caso de la nuclear.

Al ser preguntado sobre más concreción en los cambios que están por llegar, Soria recordó que habrá una combinación de elevar los ingresos y reducir los costes. Sobre el primer aspecto, reconoció que habrá subidas adicionales en el recibo de cara a acabar con el déficit de tarifa acumulado en el sistema. Aunque también apuntó que un abaratamiento en el coste de la energía, como sucede en la actualidad, puede amortiguar un eventual incremento de la factura.

Sin los presidentes

Curiosamente, a este acto no asistieron los presidentes de las principales eléctricas como suele ser habitual, justo en un momento donde el sector ha criticado el hermetismo del Gobierno sobre la reforma energética. No obstante, sí que acudió el presidente de la patronal Unesa, Eduardo Montes, y el de HC, Manuel Menéndez.

Soria apuntó que no observa "especial aspereza" en las eléctricas al negociar los recortes teniendo en cuenta la situación por la que pasa la economía española y aclaró que el contacto es fluido. No obstante, reconoció que las compañías no están conformes con que se cambie la rentabilidad de sus instalaciones.

Sobre las inminentes movilizaciones en el sector minero, el titular de Industria recordó que no hay sector que pueda escapar a los ajustes presupuestarios, pero también aseguró que el Gobierno sigue apostando por esta actividad por ser de una gran sensibilidad social.

WhatsAppTwitterTwitterLinkedinBeloudBeloud