Tecnología XXI

"Estamos haciendo muchísimo hincapié en ayudar a la sanidad en esta crisis"

  • "Es un privilegio poder ayudar a tantos clientes en estos días"

VMware, líder en innovación del software empresarial, nació hace más de 20 años en Palo Alto, California. Pionera en virtualización, su software potencia las infraestructuras digitales más complejas del mundo. Su portafolio provee acceso a sus clientes y partners a cualquier aplicación, en cualquier nube y en cualquier dispositivo.

La crisis del Covid-19 ha demostrado que la tecnología es clave para mantener la operativa de las organizaciones. ¿Qué está aportando VMware en esta situación?

Es un momento complicado para todos. Los propios empleados de VMware llevamos trabajando en casa desde el 10 de marzo, y apoyar a la sociedad en estos tiempos es una de nuestras prioridades: globalmente, estamos comprometidos con diversas ONG que están ayudando a la contención del Covid-19. De cara a nuestros clientes, el principal objetivo es que su negocio no se vea afectado y puedan mantener a sus empleados seguros. Lo primero que les proporcionamos son las plataformas necesarias para que sus empleados puedan conectarse desde sus hogares y tengan acceso a las herramientas que necesitan para desempeñar su trabajo, con una premisa fundamental que es la seguridad, ya que desgraciadamente estamos sufriendo un importante pico en ciberataques. Otro punto a tener en cuenta es que muchas de estas empresas, al tener que montar nuevas infraestructuras para que los empleados puedan trabajar desde su casa, están viendo desbordados sus centros de proceso de datos. En este caso, desde VMware les proporcionamos infraestructuras elásticas y bajo demanda, ya sea en una nube privada o a través de nubes públicas, para que puedan satisfacer la demanda. El tercer punto, clave en esta situación, es la calidad de la conexión, que en España es muy buena, pero en otros lugares aún queda mucho por hacer. En este sentido, proporcionamos lo que denominamos redes definidas por software, que proveen un acceso rápido y de calidad.

¿Se puede gestionar igual la seguridad si los empleados se ven obligados a utilizar sus propios dispositivos?

El uso de un dispositivo personal, con las herramientas adecuadas, es tan seguro como el de uno corporativo. La tecnología permite separar el ámbito personal y el profesional, no sólo a nivel de seguridad sino de privacidad, para que la empresa no pueda monitorizar lo que hace un empleado en su ámbito particular. A muchas empresas les ha pillado el toro y nos hemos encontrado ante casos en los que los empleados seguían trabajando con ordenadores de sobremesa, y ¿qué iban a hacer?, ¿llevarse un sobremesa a casa?, ¿comprar 5.000 portátiles? Para empezar, ahora mismo no hay stock de portátiles. Por eso es importante que los empleados puedan acceder a estas herramientas críticas, si es necesario, con sus dispositivos personales. En primer lugar, si el empleado tiene que usar su dispositivo personal, la empresa debe proporcionarle las herramientas adecuadas, como sería, en nuestro caso, Carbon Black, para la detección de amenazas avanzadas. Seguidamente, es vital contar con un cifrado de las comunicaciones. Como consejo personal, llevo 15 años en la industria de la ciberseguridad y algo que todas las organizaciones deberían considerar son las recomendaciones de los organismos expertos. En este caso, el Centro Criptológico Nacional (CCN) ha publicado recientemente "Recomendaciones de seguridad para situaciones de teletrabajo y refuerzo en vigilancia", en el que recomiendan, entre otras, soluciones como las que ofrece VMware. Con esos tres elementos, la seguridad está asegurada en un porcentaje muy alto. Nuestras herramientas cumplen esos requisitos, por supuesto, y además están certificadas por Common Criteria, que es la homologación de seguridad a nivel mundial.

¿Qué soluciones ofrece VMware para facilitar la continuidad de los negocios?

Además de Carbon Black, que ya hemos mencionado para garantizar la seguridad, tenemos dos soluciones destacadas de puesto de trabajo: Workspace One y Horizon Cloud. Para la parte de infraestructura elástica, colaboramos con casi todos los proveedores de nube (IBM Cloud, Alibaba Cloud, Google Cloud, Oracle…), pero las principales soluciones son VMware Cloud en AWS y VMware Solutions en Azure. Todas nuestras soluciones se pueden desplegar de una forma automática y con un simple clic, sumado el concepto de pago por uso.

¿Estaban las organizaciones preparadas para una situación como ésta? ¿Han podido reaccionar a tiempo?

VMware tiene un portafolio muy diverso, y la inmensa mayoría de los clientes que ya contaban con soluciones de puesto de trabajo digital estaban preparados. Simplemente han tenido que aumentar la infraestructura que tenían en curso, que es realmente fácil. Otros clientes que no estaban tan enfocados al teletrabajo o a tener un catálogo de aplicaciones para sus empleados han tenido que recurrir a soluciones de todo tipo. Para muchos de ellos, la solución ha sido acceder a nuestras herramientas de virtualización para dar acceso a sus empleados a su dispositivo profesional, o simplemente a las aplicaciones que necesiten para trabajar.

¿Han tenido tiempo de reacción los clientes que no utilizaban herramientas de teletrabajo?

Me siento muy orgulloso y no puedo más que dar la enhorabuena a todo el equipo de servicios profesionales de VMware, porque hemos hecho y seguimos llevando a cabo proyectos en tiempo récord, algo que en esta situación tan difícil es vital. Es un privilegio poder ayudar a tantos clientes en estos días. En particular, me gustaría destacar el trabajo que hemos realizado junto a los departamentos de sanidad de dos comunidades autónomas, en una para ayudarles a montar toda la infraestructura y el acceso a las aplicaciones en los hospitales de campaña, y en otra para que el personal sanitario pueda tener acceso a las aplicaciones críticas que necesitan en cualquier momento y desde cualquier lugar. Gracias al esfuerzo de todos, lo hemos conseguido en sólo cinco días, y hemos conseguido que personal sanitario que pueda trabajar, aunque esté en cuarentena, tenga todo lo necesario para ayudar desde casa. Estamos haciendo muchísimo hincapié en ayudar a la sanidad en estos momentos: es algo que necesitamos todos.

¿Supondrá esta experiencia de confinamiento forzoso un punto de inflexión en la adopción del espacio de trabajo digital?

Creo y espero que sí. Si en las grandes empresas teletrabajáramos dos días por semana, los niveles de CO2 en las grandes ciudades se reducirían cientos de miles de toneladas. También ayudaría a conciliar la vida personal y profesional. Creo que se nos está brindando, dentro de la situación tan desafortunada que vivimos, algo muy positivo: que España descubra las ventajas del teletrabajo. En este sentido, el gran miedo que acarrea el teletrabajo es la disminución de la productividad. Sin embargo, está demostrado que la posibilidad de trabajar en remoto incluso aumenta esta productividad, hace que los empleados manejen su tiempo de la mejor manera posible, funciona como método de atracción y retención de talento y permite medir el éxito en base al cumplimiento de objetivos, en lugar de al tiempo que pasamos en la oficina.

Más información:

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin