Status

Ravn X: el dron más grande del mundo capaz de poner en órbita satélites de hasta 500 kilos

  • La empresa espacial estadounidense Aevum ha dado a conocer el Ravn X
  • La nave mide 24 metros de longitud y 18 de envergadura
  • El lanzamiento autónomo reduce la barrera para el acceso al espacio
Madrid

La empresa espacial estadounidense Aevum ha dado a conocer el Ravn X, un prototipo de avión cuyo objetivo es ser capaz de poner en órbita satélites cada 180 minutos. Este proyecto comenzó en 2016, pero la empresa no ha querido mostrarlo hasta que no ha conseguido un prototipo funcional de su avión.

La nave, que tiene un aspecto similar a un caza de combate, mide 24 metros de longitud y 18 de envergadura y tiene un peso en despegue de 25.000 kilos. Unas condiciones que no sorprenden dado que es un sistema de lanzamiento de primera fase. Así pues, este avión equivaldría a la primera fase de un cohete espacial, lo que le permite poner en órbita a satélites de hasta 500 kilos de peso, según la Aevum.

Sin duda, una de las características más destacadas de este proyecto es su lanzamiento autónomo. Éste, a diferencia del lanzamiento terrestre o aéreo, implica un sistema de inteligencia global, totalmente autónomo y autogestionado. Además, el Ravn X cuenta con dos cohetes para impulsarse que se cargan con combustible de aviación corriente, lo que le permite salir desde cualquier aeródromo del mundo sin ninguna complicación.

La arquitectura de lanzamiento autónomo optimiza cada lanzamiento, teniendo en cuenta variables que incluyen las condiciones climáticas, el tráfico aéreo, el destino orbital, el peso de la carga útil, los horarios de la tripulación de tierra y otros procesos logísticos complejos para brindar un servicio sin interrupciones. 

Con su flota de vehículos autónomos Ravn X, Aevum ofrecerá programación bajo demanda de entregas orbitales de precisión, cada 180 minutos, todos los días de la semana, sin riesgo para la vida humana. Ravn X es el único vehículo de lanzamiento pequeño que es un 70% reutilizable, con el objetivo de llegar a serlo en un 95% en un futuro próximo. 

Otro de los beneficios de esta nave es la mayor facilidad para acceder al espacio, gracias a su lanzamiento autónomo. En definitiva, una innovación que, aunque no puede poner cargas grandes o tripuladas en órbita, podría servir para abaratar el lanzamiento de satélites pequeños.

comentarios1WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
FacebookTwitterlinkedin

Comentarios 1

En esta noticia no se pueden realizar más comentarios

SISI
A Favor
En Contra

Esto es un fake news como una catedral

Puntuación -2
#1