Status - Evasión

Londres, 'capital de la luz', una exposición (imprescindible) y dos propuestas

Frente a los fríos y oscuros días de invierno londinenses, la ciudad "receta" luz. Las "habitaciones infinitas" de Kusama se quedarán un poco más en la Tate Modern de Londres. Y el Festival de la Luz en Battersea Power Station está en su apogeo.

Las 'Infinity Mirror Room' de Yayoi Kusama siguen inundando de luz la Tate Modern de Londres. Tras varios retrasos causados por la pandemia, la exposición de la artista japonesa llegó a la capital británica en la primavera de 2021. Las primeras entradas puestas a la venta se agotaron en tiempo récord. La nueva remesa puesta a la venta en diciembre, también. No quedan entradas hasta el 31 de marzo, pero el museo acaba de confirmar que prorroga la exposición hasta el 12 de junio y saldrán más entradas a la venta.

Las "habitaciones infinitas" de Kusama se ven y se experimentan: permite a los visitantes moverse libremente dentro de la obra –literalmente, habitaciones rodeadas de espejos– a modo de escenario onírico. La artista japonesa hace así partícipes a los espectadores de sus episodios recurrentes de alucinaciones que la han acompañado durante toda su vida y que le llevaron a pedir el ingreso en una institución psiquiátrica en 1977, donde vive desde entonces dedicada exclusivamente al arte.

La Tate acoge dos de sus instalaciones más aplaudidas: recupera la obra lumínica de gran formato 'Infinity Mirrored Room – Filled with the Brilliance of Life' (2011-2017), que ya pudo verse en la retrospectiva que el propio museo le dedicó a la artista en 2012. Y una segunda pieza, 'Chandelier of Grief' (2016/2018), en la que un candelabro con incrustaciones de Swarosvki colocado en el centro de una habitación forrada de espejos crea un universo ilimitado e ilusionario de cristales suspendidos.

Las instalaciones inmersivas de Kusama, tan absolutamente actuales, tienen más de 50 años. Produjo 'Infinity Mirror Room-Phalli's Field', una de sus instalaciones más grandes hasta la fecha, en 1965.

Usando espejos, transformó la repetición obsesiva de sus trabajos –sus característicos patrones de puntos y lunares– hasta entonces en papel, en una experiencia perceptiva, en una suerte de alucinación onírica colectiva. A lo largo de su carrera, la artista ha producido más de veinte Infinity Mirror Rooms. Y el renovado interés en las prácticas experimentales y los espacios virtuales han convertido los microuniversos psicológicos de luz, color y geometrías mágicas en un referente de lo más actual.

Festival de la Luz

La exposición coincide en el tiempo con el Festival de la Luz en Battersea Power Station, una exhibición que reúne seis impresionantes instalaciones en la antigua central eléctrica reconvertida en centro cultural, para alegrar los meses invernales en la ciudad. El recorrido, gratuito, ha sido comisariado por la Light Art Collection (fundadores del Festival de la Luz de Ámsterdam) y se exhiben hasta el 27 de febrero. Sí se ha pospuesto a causa de la pandemia el festival Winter Lights de Canary Wharf, que coincide en fechas.

Una propuesta más: 'Nature Illuminated', una aventura luminosa y sensorial que utiliza la tecnología para dar vida a la naturaleza recreando cada estación del año a través de un paisaje sonoro con espectaculares proyecciones artísticas que se reparten a lo largo de un recorrido nocturno al aire libre en un jardín (secreto) de Londres. Para participar en la experiencia hay que apuntarse en una lista de espera en su página web que avisa de la próxima fecha, y lugar, de la actividad. Es una experiencia original de Fever, la startup tecnológica de origen español, líder del sector de entretenimiento, que está reinventando las experiencias de ocio. El precio, desde 19.50 libras por adulto.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin