El Colegio de Psicólogos de Madrid dice que los abusos deben comunicarse a la dirección de los centros

EFE
19/02/2014 - 19:06
Más noticias sobre:

Madrid, 19 feb (EFE).- Cuando un psicólogo tiene conocimiento e indicios suficientes de que un menor puede estar siendo objeto de abusos sexuales por parte de un adulto debe transmitirlo al equipo directivo del centro educativo, ha dicho a Efe José Antonio Luengo, vocal de la Junta de Gobierno del Colegio de Psicólogos de Madrid.

"Tienes que dar esa información con la máxima discreción ante el responsable del centro educativo", ha afirmado Luengo al ser preguntado sobre su opinión respecto a que el psicólogo del colegio Valdeluz de Madrid conocía que uno de los profesores abusaba presuntamente de las alumnas pero se limitó a hablarlo con los padres.

Además, ha recalcado que al dar esa información a los responsables del centro un psicólogo "cumple con su labor y obligación profesional" y no va "en absoluto" contra su secreto profesional.

Luengo ha insistido en que el psicólogo debe defender los derechos fundamentales del menor de edad que le ha contado una circunstancia e intentar detener "cuanto antes cualquier proliferación" de esa circunstancia.

Ha subrayado que los psicólogos de los colegios e institutos se ven expuestos en muchas ocasiones a ser objeto de consultas y comentarios por parte de los alumnos en cuanto a acoso de compañeros (también a través de internet o "ciberbullying"), de problemas con la comida (anorexia, bulimia), y a situaciones en las que pueden ser objeto de abuso sexual por parte de algún adulto.

"Entendemos que un psicólogo profesional que tenga conocimiento e indicios suficientes de que un menor pueda ser objeto de abusos sexuales por parte de un adulto debe notificarlo de manera fehaciente y acreditable, por escrito, nunca solo por palabra, a los responsables del centro educativo", ha explicado.

Luengo ha comentado que a veces se puede confundir lo que es una notificación y una denuncia, cuando esta última es ante una comisaría de Policía o un juzgado.

Sin entrar en interpretaciones jurídicas, José Antonio Luengo ha recordado que, por ejemplo, la Ley 1/1996 de Protección jurídica del menor dice en su artículo 13: "Toda persona o autoridad, y especialmente aquellos que por su profesión o función, detecten una situación de riesgo o posible desamparo de un menor, lo comunicarán a la autoridad o sus agentes más próximos, sin perjuicio de prestarle el auxilio inmediato que precise".

En el caso del colegio Valdeluz, tras la detención del profesor acusado de abusos sexuales, también fueron arrestados el director y el jefe de estudios por tener conocimiento de esa circunstancia y no haberlo denunciado.

Sin embargo, los dos últimos fueron puestos en libertad tras declarar ante los agentes.


PUBLICIDAD


Otras noticias

Contenido patrocinado



Iuris

Viernes, 9 de Junio de 2017


Blogs




Copyright 2006-2016, Editorial Ecoprensa, S.A. | Política de Privacidad | Aviso Legal | Política de cookies | Cloud Hosting en Acens