Siete errores que provocan que los buenos empleados se apaguen y dejen la empresa

13/04/2016 - 12:32
  • Los trabajadores que no están contentos pierden interés y se apagan
  • La forma más simple de motivar a un trabajador es reconocer sus logros
Más noticias sobre:
Regañando a una trabajadora. Imagen de Thinkstock
Enlaces relacionados

Cómo motivar a los trabajadores



Encontrar trabajadores con talento es una tarea cada vez más complicada, por lo que retenerlos debe ser una de las máximas de cualquier empresario si quiere alcanzar el éxito. Todos los directivos deberían tener en cuenta este aspecto, para evitar perder a sus mejores trabajadores.

Sin embargo, son muchas las empresas que no prestan atención a sus empleados, provocando, según diversas encuestas, que un elevado porcentaje de trabajadores busca otro trabajo.

Cuando los buenos trabajadores no están contentos, van perdiendo su interés por el trabajo. Este proceso ha sido definido por Michael Kibler como "apagón". "El apagón no es lo mismo que el agotamiento; los trabajadores que lo sufren aparentemente no están en crisis", explica el experto, que a dedicado gran parte de su carrera estudiando este fenómeno.

"Parece que están trabajando bien, echan horas, contribuyen al trabajo en equipo, participan en las reuniones... pero están en un proceso de agobio continuo, que puede desembocar fácilmente en su marcha", explica.

Para tratar de evitar estos apagones y que los buenos trabajadores se marchen, Travis Bradberry, presidente de TalentSmart, escribe en LinkedIn una guía con los principales errores que cometen, y que deben ser suprimidas para que los mejores trabajadores no se marchen.

1. Demasiadas reglas

Las empresas necesitan unas normas de comportamiento, pero con sentido común. Un par de normas absurdas (demasiado control, requisitos excesivos para cobrar dietas, etc.) pueden provocar que cualquier empleado se canse de la empresa, apunta el experto. "Cuando los buenos empleados se sienten vigilados, buscan otro lugar en el que trabajar".

2. Tratar a todos por igual

El lugar de trabajo no es la escuela, y tratar por igual a todos los trabajadores, tanto a los buenos como a los malos, acaba minando la ilusión de los mejores empleados.

3. Permitir los errores

Que un jefe permita que los peores trabajadores cometan errores sin consecuencias lastra la motivación de todos los demás, que acaban rindiendo por debajo de sus posibilidades.

4. No reconocer los éxitos

No hay nada más sencillo y barato para motivar a un trabajador que agradecer su esfuerzo y reconocer sus logros. Que ocurra a menudo, es un síntoma de que la compañía va bien. Por contra, no recompensar el trabajo bien hecho acaba afectando a la motivación de los trabajadores.

5. No preocuparse por las personas

Más de la mitad de las personas que dejan su puesto de trabajo lo hacen por su relación con su jefe, según el experto. "Las empresas deben saber equilibrar la parte profesional y la humana", insiste Bradberry. Un jefe debe saber celebrar los éxitos de sus empleados y empatizar con ellos en los momentos difíciles. "Es imposible trabajar para alguien más de 8 horas al día cuando no se involucra personalmente y no se preocupan por nada que no sea él mismo", sentencia el experto.

6. Cortar sus pasiones

Google permite a sus trabajadores que dediquen un 20% de su tiempo a proyectos personales. De estas tareas surgen muchas veces interesantes productos para la compañía, pero su principal función es mantener a sus trabajadores comprometidos con la marca. Los empleados con gran talento suelen ser apasionados, y permitirles que desarrollen dichas pasiones permite que aumente su productividad y su satisfacción en el trabajo. Sin embargo, son muchos los empresarios que quieren que los trabajadores se aíslen de todo y trabajen como si fueran robots, temiendo que si los trabajadores se emocionan disminuya la productividad.

7. Trabajo aburrido

Si la gente no se divierte en el trabajo, no logra rendir al 100%. Las mejores empresas del mundo conocen la importancia de permitir a sus trabajadores relajarse un rato, bajo una premisa muy simple: Si el trabajo es divertido, se realiza mejor, y además los empleados se quedarán más tiempo en la empresa.


PUBLICIDAD


Contenido patrocinado

Otras noticias


Comentarios 13

#1
13-04-2016 / 13:05
Típico.
Puntuación 174

Promocionar al que más problemas da y más se queja para que se calle y parachutarlo encima de gente que hace su trabajo bien y no da problemas ni se queja; la dirección que hace eso merece que los mejores se le vayan y se queden los que dan problemas; esto es muy típico. Los malos echan a los buenos, si la dirección no se anda con cuidado.

#2
13-04-2016 / 16:11
Nohacefaltadecirnadamas
Puntuación 122

Num. 1: No se puede expresar mejor.

Le sumo otro caso: Promocionar a los simpáticos (este grupo incluye amigotes, pelotas, manipuladores que rien las gracias...) en lugar de a los aburridos empleados eficaces y eficientes.

#3
13-04-2016 / 20:40
Pol
Puntuación 71

En España hay una cultura de horas de trabajo (calentar la silla), salir más tarde que el jefe y no cuestionar en absoluto sus planteamientos, hacerle la pelota, una marcada jerarquía vertical. El horario, cuanto más amplio mejor, así que la gente no tenga vida personal y se sienta un poco más jodida. No se fomenta la inclusión ni se habla abiertamente de los asuntos que afectan al mal funcionamiento de la empresa. Se suele ascender por peloteo, familia o amiguismo, la meritocracia no está ni se le espera.

No se tienen en cuenta las necesidades personales, ni las de las tareas ni las de la organización en su conjunto. Aquí suele mandar el jefe y dispone lo que le parece, y si a alguien no le gusta que se vaya..... Y así es difícil que la gente sienta los valores de la empresa ¿qué valores? Los ejemplos que dan las empresas en su día a día muestra las falta de ética total con las personas y sus circunstancias.

Así nos va... Spain is different...

#4
14-04-2016 / 08:47
Manolo
Puntuación 38

Nº1 Totalmete contigo.

Yo a esos trepas les llamo apagafuegos... que han encendido ellos claro, pero, si les preguntas algo directamente no tienen ni idea, se apropian de ideas de los demás, y siempre se están haciendo publicidad.

Los que de verdad tienen talento, no dejan ni que se encienda el fuego, actúan con eficacia y talento pero pasan desapercibidos.

Los directivos tienen que valorar quien de verdad vale y premiarlo.

#5
14-04-2016 / 09:02
tela
Puntuación 24

dejaros de reglas, se apagan o se van por que les pagan una mierd...., en cuanto pueden se largan.

#6
14-04-2016 / 10:06
Alberto Jimenez
Puntuación 16

No hay cosa peor, que tener un jefe inútil, que por desgracia, abundan. En mi último trabajo en T. Reunidas, contratado por Idom, después de estar un mes entero sin hacer nada, porque mi jefe fué incapaz de exigir a T.R. que nos diera trabajo, me fui aburrido y asqueado de ambas empresas.

Y luego dicen que soy muy exigente....

#7
14-04-2016 / 10:44
EsoterismoLaboral
Puntuación 21

Promocionan a inútiles que tienen buenos contactos sociales, y luego les ponen al frente de un equipo eficaz, que es el que les saca las castañas del fuego.

Problema: que el mérito se lo lleva el inútil y al equipo le machacas a horas con un sueldo bajo. Y encima si hay que reducir plantilla, los que van a la calle son los eficaces porque a-son más baratos y b-no son percibidos como responsables del éxito del inutil.

#8
14-04-2016 / 12:36
Economist4
Puntuación 11

No saber valorar a los trabajadores interesantes es una simple consecuencia de no saber hacerlo o no tener interés en hacerlo. El que no sabe hacerlo es porque es torpe y por sí solo acabará por demostrarlo si no arruina antes la empresa y cuando no hay interés en hacerlo ocurre algo similar.

De ahí que un buen gestor con éxito no es quien más sabe o mejor trabaja, sino quien mejor se sabe rodear y quien mejor sabe motivar.

#9
15-04-2016 / 08:41
MLH
Puntuación 4

En la política de empresa de Enérgya VM están esas 7 y muchas más... Supongo que sacaran una nueva versión del artículo con el resto...

#10
15-04-2016 / 13:47
Armando
Puntuación 10

Pol, de España. Leí tu comentario, y a vosotros les sucede exactamente lo mismo que a nosotros, en Argentina. Suponía que allá, por ser primer mundo, mejor cultura, era mejor el trabajo. Estuve en parte de Europa y ví mucha educación, más que en América Latina, por eso suponía otra cosa de España, no que fuera muy similar a nuestra Argentina sin respeto. Un gran saludo desde esta parte del mundo.

#11
15-04-2016 / 14:02
JOJO
Puntuación 5

"que A dedicado gran parte de su carrera a estudiar este fenómeno"...fenómeno tú, que sin saber el uso ortográfico más básico tienes trabajo de "periolisto"

#12
15-04-2016 / 20:44
Improcedente
Puntuación 24

Hola, veo mucho quemao por aquí. Yo acabo de salir de consultoría de IT y vuestras descripciones son clavadas a lo que he vivido. Recomiendo provocar despido (a ser posible improcedente), trincar indemnizacion y capitalización de paro y montar un xiringo. Si sois listos no os puede ir peor que siendo esclavo de inútiles, trepas, pelotas y caciques varios. Au.

#13
18-04-2016 / 14:29
Puntuación 6

Por favor!!!!!... "que A dedicado"

Imperdonable. Después de esa falta de ortografía he dejado de leer.






Santander con las pymes



El flash: toda la última hora


La herramienta para el ahorrador en Bolsa

¡Regístrese y pruébelo GRATIS!


Boletines


Todos los boletines





Prima de Riesgo
País Precio Puntos %
ESP 121,91 +0,88 +0,73%
FRA 41,79 +0,69 +1,68%
ITA 158,40 -0,66 -0,42%
GRE 515,72 +4,51 +0,88%
POR 197,59 +2,58 +1,32%

Ecotrader



Evasión

Adiós a los músculos Abercrombie

Adiós a los músculos Abercrombie



Copyright 2006-2016, Editorial Ecoprensa, S.A. | Política de Privacidad | Aviso Legal | Política de cookies | Cloud Hosting en Acens